JUNCKER ESTÁ EN CONTACTO CON RAJOY

Bruselas: no hay obstáculos para el diálogo, solo hace falta voluntad política

"Si la ley no te da lo que quieres, te puedes oponer o trabajar para cambiarla, pero no se debe ignorar", afirmó el vicepresidente primero de la Comisión Europea, Frans Timmermans

Foto: Imagen del Parlamento Europeo, con una estelada en los asientos. (Reuters)
Imagen del Parlamento Europeo, con una estelada en los asientos. (Reuters)

Diálogo. Ese es el mensaje que Bruselas ha enviado tanto al Gobierno español como al de la Generalitat. "Es el momento de tener todas las líneas abiertas, de hablar", afirmó el vicepresidente primero de la Comisión Europea, Frans Timmermans. Toca "salir de este punto muerto dentro del orden constitucional de España", según el político holandés.

Para Timmermans, pese a la tensión vivida en los últimos días, “no hay obstáculos que impidan el diálogo” sino que lo único que es necesario es “voluntad política”. Por parte de todos los involucrados.

No obstante, el punto de partida es mantener la legalidad. El referendo —recordó Timmermans— era inconstitucional y el Estado de derecho es uno de los pilares básicos de las democracias europeas. "Si quitas uno de los pilares, el resto caerá también: el respeto al Estado de derecho no es opcional”, recalcó. "Si la ley no te da lo que quieres, te puedes oponer o trabajar para cambiarla, pero no puedes ignorarla", insistió.

Timmermans tuvo palabras para aquellos conmocionados por las cargas policiales —"la violencia nunca es una solución en política"—, pero también ha recordado que todos los estados tienen "el deber de hacer cumplir la ley". "Esto requiere a veces el uso proporcionado de la fuerza", dijo.

El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, se mantiene en contacto con Mariano Rajoy, en el que Bruselas confía para "resolver la situación en un espíritu de diálogo y con el respeto completo a la Constitución española y los derechos fundamentales de los ciudadanos", aseguró Timmermans.

De izquierda a derecha, Europa pide diálogo

De un extremo al otro del arco parlamentario de la Eurocámara, el mensaje fue claro: es necesario primar el diálogo y evitar la confrontación.

Bruselas: no hay obstáculos para el diálogo, solo hace falta voluntad política

Para el líder del grupo liberal, Guy Verhofstadt, el golpe de Estado fallido del 23-F “ancló” la democracia en el “alma de los españoles”, por lo que no se necesitan intervenciones externas para resolver esta crisis. Aunque sí que ha opinado —en un recado a La Moncloa— que “no se puede ir contra la ley, pero no se puede resolver una división tan profunda solo con la ley en la mano”.

Por la Izquierda Unitaria Europea, Patrick Le Hyaric pidió que, pese a que el 1-O era ilegal, no se ignore la “aspiración de los catalanes a expresarse”. También que, sobre el respeto a las instituciones democráticas y el Estatut catalán, se “abra un tiempo de diálogo” en el que —consideró— la UE podría actuar como “facilitador”.

Bruselas: no hay obstáculos para el diálogo, solo hace falta voluntad política

“El diálogo es el camino adelante”, dicho la presidenta de los Verdes, Ska Keller, quien criticó la “fallida estrategia de Rajoy” y le instó a ir más allá de los procedimientos legales y policiales para hacer política.

Advertencia a la Generalitat

El mensaje más contundente de las fuerzas políticas mayoritarias ha sido para la Generalitat: España es una democracia plena y, en democracia, saltarse la ley es una línea roja que no se puede cruzar. Verhofstadt acusó a la coalición independentista de utilizar un referendo que ellos mismo sabían que era ilegal y sin garantías a modo de “manipulación”.

“No son las manifestaciones en las calles, sino las instituciones democráticas las que van a decidir el futuro del país. Las manifestaciones masivas en Barcelona no van a cambiar la Constitución en España”, avisó el presidente del PPE, Manfred Weber, quien también recordó que salir de España supone salir de la Unión Europea.

El líder de los Socialistas y Demócratas, Gianni Pittella, pidió al Gobierno catalán que no haga una declaración unilateral de independencia, una “provocación” que podría llevar a un “desastre”.

Críticas al uso de la fuerza

El presidente del Partido Popular Europeo ha lanzado una rama de olivo a quienes se sienten indignados por la actuación policial del domingo. “Nadie puede quedarse indiferente a lo que hemos visto en Cataluña estos días. Lo lamento mucho por todos aquellos que fueron heridos”, aseguró. Y, también, mandó un mensaje a su colega, Mariano Rajoy: “La historia europea nos enseña que la violencia nunca es una respuesta”. Punto en el que coincide Pittella, quien consideró que ”el uso desproporcionado de la fuerza es un fracaso de la política”.


Rosas y esteladas

Antes del arranque del debate, el eurodiputado del PDeCAT Ramon Tremosa, una de las caras más visibles del empuje independentista en Bruselas, aprovechó para repartir unas rosas rojas entre sus colegas. Además, dos diputados europeos se fotografiaron envueltos en una estelada, lo que provocó una queja del eurodiputado del PP Carlos Iturgaiz, quien solicitó que la retirasen.

Para Timmermans, pese a la tensión vivida en los últimos días, “no hay obstáculos que impidan el diálogo” sino que lo único que es necesario es “voluntad política”. Por parte de todos los involucrados.

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
64 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios