Ada Colau, partidaria de anular un concurso de 106 millones que ganó Alsa

La guerra por el concurso del bus nocturno en Barcelona envenena las primarias del PSC

Núria Parlon está alineada con Ada Colau, que como presidenta del Área Metropolitana de Barcelona (AMB) pretende anular el concurso que ganó la multinacional del transporte ALSA

Foto: Autobuses nocturnos de Barcelona. (Foto: tusgsal.cat)
Autobuses nocturnos de Barcelona. (Foto: tusgsal.cat)

La guerra por el concursos del servicio de autobús nocturno del área de Barcelona está enrareciendo el ya extraño ambiente de las primarias de los socialistas catalanes que se celebran este sábado. La alcaldesa de Santa Coloma, Núria Parlon, quiere ser secretaria general del PSC. El actual responsable, Miquel Iceta, también. Parlon es partidaria de votar “no” a la investidura de Rajoy. Iceta también. Pero uno de los temas que los diferencian es justo el concurso de autobuses por el servicio nocturno, del que no se hablará en las primarias pero permanece soterrado entre los conocedores del los entresijos del partido.

Núria Parlon está alineada con Ada Colau, que como presidenta del Área Metropolitana de Barcelona (AMB) pretende anular el concurso. Por el contrario, Iceta apoya al alcalde de Cornellà, Antonio Balmón, partidario de que el concurso se adjudique a Alsa. Evidentemente el concurso del NitBus no es la clave de las primarias, pero muestra como Parlon representa una alternativa socialista que en muchos sentidos quiere tender puentes con el mundo podemista catalán, tal y como ya está haciendo en este conflicto de los autobuses

Balmón está en guerra abierta con Colau por esta cuestión. Y Alsa incluso ha denunciado en palabras de su director de la zona mediterránea, Valeriano Díaz que “no hay razones jurídicas para no hacer la adjudicación” y ha criticado que “la dirección de Tusgsal –la empresa que ahora da el servicio– quiera convertir el concurso de NitBus en un conflicto político.

Obligada a escoger entre una multinacional del transporte como Alsa o una empresa cooperativista, Colau tiene clara su apuesta por el grupo Tusgsal

El largo pulso por este concurso de 106 millones pone en un brete a Antonio Poveda, alcalde de Sant Joan Despí y presidente de la mesa de contratación de la AMB que hace dos años otorgó el concurso a Alsa. Fuentes cercanas al socialismo catalán apuntan que Poveda votará a Parlon en las primarias socialistas. Pero al mismo tiempo no quiere anular un concurso al considerar que se ha hecho todo de manera correcta.

La razones de Colau y Parlon son distintas. Para Parlon, se trata de defender una empresa del área norte de Barcelona y no ceder a las pretensiones del socialismo Baix Llobregat, que tradicionalmente ha tenido un gran peso específico en el PSC. Colau, en cambio, se aproximó al problema desde su terreno favorito: el activismo. Cuando los autobuseros tomaron la sede de BCNenComú fue la pareja de Colau, el economista Adrià Alemany, quien se comprometió con los trabajadores de Tusgsal a buscar una solución. Las simpatías de Colau están claras: entre Alsa, que factura casi 700 millones y es una gran multinacional del transporte, y Tusgsal, una cooperativa de orientación social y vinculada UGT, la alcaldesa lo tiene claro. Y como no puede adjudicar el concurso a Tusgsal intenta anularlo, pese a que cuanto más dura el pulso menos razones jurídicas podría haber para ello.

Autobuses de Alsa. (EFE)
Autobuses de Alsa. (EFE)

OPA a los cooperativistas

Alsa ha contraatacado lanzado el equivalente a lo que sería una OPA, pero ofertando a los cooperativistas que se puedan ver afectados por el cambio de titularidad del servicio de autobús nocturno en Barcelona y las ciudades colindantes, la compra de sus participaciones en Tusgsal, una situación sin precedentes. En este sentido, Valeriano Díaz ha anunciado que Alsa está dispuesta a adquirir las acciones de los autobuseros en Tusgsal que pasen a dar el servicio con ellos incluso por encima de lo que la empresa catalana haya valorado los títulos.

Esto crearía una situación atípica en el mundo cooperativo catalán, puesto que Alsa con esta operación se metería hasta la cocina de Tusgsal. Por tanto, es previsible que la empresa de Badalona se resista a esta pretensión con uñas y dientes. Tusgsal replica además que los chóferes que pasasen a Alsa cobrarán mucho menos que sus conductores.

Ada Colau, alcaldesa de Barcelona. (EFE)
Ada Colau, alcaldesa de Barcelona. (EFE)

Encargo de Colau

Colau ha encargado deshacer la madeja a Gemma Calvet, nombrada por Colau directora de Transparencia de la AMB. Gemma Calvet es exdiputada independiente por ERC en el Parlament, y ahora ha sido repescada por “los comunes” en esta carrera que lleva el entorno de Podemos en Cataluña para comerle terreno al independentismo y viceversa. Sin embargo, la manera de resolverlo se plantea compleja y más con BCNenComú en minoría tanto en el Ayuntamiento de Barcelona como en la AMB y con los socialistas tan divididos alrededor de esta cuestión.

El próximo día determinante para esta tensión por el concurso de autobuses nocturnos no serán las primarias, por mucho que puedan influir. La jornada clave se determinará el próximo 25 de octubre cuando se espera que vuelva a haber pleno de la AMB y las dos partes enfrentadas volverán a echarse un pulso. La historia reciente dice que en casos como estos, Ada Colau opta por la patada hacia delante.

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios