tras el desalojo del 'banco expropiado'

La CUP apuesta por okupar segundas viviendas... de sus propios diputados

Una diputada deja abierta esta vía alegando que hay quienes no tienen una vivienda digna cuando hay miles de casas vacías. Uno de sus compañeros tiene 11 propiedades y otra, dos fincas rústicas

Foto: Los diputados de la CUP Gabriela Serra, Eulàlia Reguant y Albert Botran. (EFE)
Los diputados de la CUP Gabriela Serra, Eulàlia Reguant y Albert Botran. (EFE)

En ocasiones, las palabras se vuelven contra uno mismo. Eso es lo que le ha ocurrido a la diputada de la CUP Eulàlia Reguant, que a cuenta del desalojo del 'banco expropiado' ha dejado la puerta abierta a la posibilidad de que las segundas viviendas puedan ser okupables. Esta cuestión afectaría directamente a alguno de sus diputados en el Parlament de Catalunya, que posee más de una vivienda.

En declaraciones a RAC1, Reguant ha asegurado que este extremo "dependería" de si se ve desde el punto de vista del derecho a la propiedad o desde la violación de derechos, en clara referencia a las personas sin techo o sin los recursos suficientes para poder costearse una vivienda digna. Y ha ido a más, preguntándose qué sentido tiene que haya pisos vacíos "cuando hay miles de personas sin casa". Este extremo afectaría directamente al diputado Benet Salellas, al que muchos consideran el 'rey del ladrillo', ya que es propietario no solo de una segunda vivienda sino de nueve más.

Según la declaración de bienes del Parlament, este miembro de la CUP posee dos casas, tres locales y seis fincas rústicas, aunque solo uno de estos inmuebles -valorado en 201.989,34 euros- ha sido comprado por Salellas, ya que el resto procede de donaciones o herencias. Salellas tiene, además, una participación del 30% en una sociedad limitada, dos hipotecas -una por valor de 206.648 euros y otra de 7.314- y 10.300 euros en el banco.

Sus 11 propiedades no son okupables

El diputado de la CUP Benet Salellas. (EFE)
El diputado de la CUP Benet Salellas. (EFE)

Ante la polémica generada por el número de sus propiedades y la posibilidad de que algunas de ellas sean susceptibles de ser okupadas, Salellas ha salido al paso y ha asegurado este miércoles que "la okupación debe situarse siempre en el marco de fincas abandonadas" que no tienen un uso social, descartando que esto le afecte, ya que sus "fincas tienen un tipo de utilidad", ya que él vive en una casa, otra la utiliza como despacho personal y tiene otra alquilada.

Dos fincas rústicas, que provienen de una herencia familiar, tiene la diputada Mireia Vahí Cantenys, propietaria del 100% de una de ellas y del 33% de otra. En sus cuentas bancarias figura que tiene 338,08 euros.

Ser rico con 60.000 euros anuales

Aunque ninguno de los otros diputados de la CUP en el Parlament tiene una segunda vivienda, cabe señalar que sus depósitos bancarios también contradicen las palabras que Eulàlia Reguant pronunció este fin de semana en el programa 'Aquí Parlem' de TVE. Allí señaló que la barrera para considerar rico a una persona está en superar los 60.000 euros anuales, algo que contrasta con las cuentas de algunos 'cuperos' que las redes sociales han aireado a cuenta de la okupación de viviendas no habitadas.

Este es el caso del diputado Albert Botran i Pahissa, que tiene 112.000 euros en depósitos y cuentas corrientes, parte de ellos procedentes de una herencia. Por su parte, la diputada Pilar Castillejo Medina posee 102.000 euros en el banco, además del 50% de una propiedad adquirida en 1992.

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
17 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios