COMPARECENCIA EN LA ‘COMISIÓN PUJOL’

Luis Bárcenas: “El PP daba cariño a los empresarios que le hacían donaciones”

El otrora dirigente del PP afirmó ante la comisión que no cometió delito contra la Administración pública. Y, por si fuera poco, desligó su patrimonio oculto en Suiza de su labor en el partido

Foto: El extesorero y exsenador del Partido Popular (PP), Luis Bárcenas. (EFE)
El extesorero y exsenador del Partido Popular (PP), Luis Bárcenas. (EFE)

Cariño. El Partido Popular tiene mucho cariño. Eso es lo que daba a los empresarios que le hacían suculentas donaciones. Así lo expresó este lunes el extesorero y exgerente Luis Bárcenas, durante una videoconferencia en el marco de la llamada Comisión Pujol del Parlamento catalán. “Las personas que realizaban donaciones lo hacían a cambio de nada. A cambio de cariño. El juez lo confirma porque no acredita que esas personas hubiesen tenido adjudicaciones de alguna Administración pública concreta. O sea, no eran donaciones finalistas”, soltó a la diputada Isabel Vallet, de la Coordinadora d’Unitat Popular (CUP).

Bárcenas anunció que se acogía a su derecho a declarar porque tiene pendiente la apertura de juicio oral y quería preservar su derecho de defensa. Pero, al final, consintió en matizar algunas cuestiones, especialmente a las preguntas realizadas por el diputado Carlos Carrizosa, de Ciutadans. También a él le aseguró que “el PP recibió donaciones, pero no a cambio de adjudicaciones. Si hubiese sido así, habría empresarios y otras personas imputadas también”.

También aseguró que “no tengo la impresión de ser un cabeza de turco. Es cierto que ha habido mucha presión mediática, pero si he cometido alguna irregularidad, asumiré mis responsabilidades.

Bárcenas manifestó al socialista Jordi Terrades que sus ingresos 'son fruto de actividades profesionales y no tienen nada que ver con la corrupción política'

El otrora dirigente del PP (también fue senador) afirmó ante la comisión que no cometió ningún delito contra la Administración pública. Y, por si fuera poco, desligó su patrimonio oculto en Suiza de su labor en el partido. “No hay relación alguna entre mi patrimonio y la labor de captación de fondos para el PP, porque yo era gerente, no tesorero y estaba supeditado a éste”. A Carrizosa también le aseguró que el incremento de su patrimonio se debía a que “fui hábil para multiplicar los recursos”.

Al socialista Jordi Terrades le manifestó que sus ingresos “son fruto de mis actividades profesionales y no tienen nada que ver con la corrupción política”.

Bárcenas, en cambio, se las tuvo con Joan Mena, representante de ICV-EUiA, que le afeó que “haya delincuentes que comparecen en esta comisión y se acogen a su derecho a no declarar”. Mena le dijo que “para la gente de la calle, usted es el mayor chorizo del reino” y otras lindezas, lo que hizo saltar al extesorero popular: se quejó al presidente de la comisión, David Fernández, del tono empleado por el diputado y de su “gran impertinencia”. “La cortesía y los buenos modales han de ser recíprocos-le recordó al diputado ecosocialista- o, de lo contrario vamos por mal camino”.

Unas cuentas muy suyas

El presidente de la comisión se escudó en la libertad de expresión para justificar los asertos de Joan Mena, a lo que Bárcenas le recordó que “yo también puedo utilizar la libertad de expresión para responder. Pero sólo se le pide al diputado corrección y educación”. Cuando acabó el turno del ecosocialista, el extesorero le despidió con una envenenada frase: “Es usted un gran genio que por fin ha tenido su minuto de gloria en esta legislatura”.

Entre las pocas aclaraciones que quiso matizar Bárcenas, negó que hubiese coordinado su defensa con el PP y ratificó que las cuentas de Suiza eran solamente suyas, no del PP. “Y sólo tenía cuentas en Suiza, en ningún otro sitio, ni Islas Vírgenes ni no vírgenes ni en otro paraíso fiscal”, subrayó.

Bárcenas ante el Parlament: "El PP recibía donaciones por cariño"

 

También hizo alusión a las declaraciones en el juzgado de los últimos cuatro secretarios generales del PP: María Dolores de Cospedal, Ángel Acebes, Javier Arenas y Francisco Álvarez Cascos. Ello es debido a que los secretarios generales son los ejecutivos de la organización, que luego delegaban parte de sus responsabilidades en el tesorero. “El juez debía llamarlos a declarar para comprender cómo funcionaban las cosas dentro del PP”.

– ¿Y por qué no llamó también a Mariano Rajoy, cuyo nombre figuraba en sus famosos papeles? –le inquirieron los diputados.

– Eso ha de preguntárselo usted al juez y a la Fiscalía. Yo no lo puedo contestar.

En resumen: pocas palabras pero muy medidas. Y a tiro fijo.

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
20 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios