RECIBIERON MILLONES DEL EX PRESIDENTE FÈLIX MILLET

Primer escándalo de Mas: la Generalitat pide al juez que no investigue a CDC en el caso Palau

La política acaba de aterrizar estrepitosamente en el caso del Palau de la Música. Ha sido como un elefante en una cacharrería. El Consorcio de esta

Foto: Primer escándalo de Mas: la Generalitat pide al juez que no investigue a CDC en el caso Palau
Primer escándalo de Mas: la Generalitat pide al juez que no investigue a CDC en el caso Palau

La política acaba de aterrizar estrepitosamente en el caso del Palau de la Música. Ha sido como un elefante en una cacharrería. El Consorcio de esta institución dirigió ayer un escrito al juzgado desdiciéndose de su petición de noviembre pasado. Ahora solicita que no se investigue a Convergència Democrática de Catalunya (CDC) ni se impute a dos de sus dirigentes: el hasta hace quince días tesorero, Daniel Osàcar, y el responsable de Inmigración, Ángel Colom.

El Consorcio es el órgano del Palau donde están representadas las instituciones públicas (Generalitat, Ministerio de Cultura y Ayuntamiento de Barcelona) y, por ello, está sometido a fiscalización por parte de la Administración. Los otros dos órganos de la entidad musical son la Fundación Palau de la Música y el Orfeó Català, esta última una asociación privada. Esta compleja estructura fue la que permitió que el anterior presidente, Fèlix Millet, y su segundo, Jordi Montull, hiciesen desaparecer más de 35 millones de euros de las arcas de la institución.

A primeros de noviembre, el fiscal solicitó al juez que abriese una causa separada para investigar pagos de millones de euros desde el Palau de la Música hacia la Fundación Trias Fargas (que pertenece a CDC) y hacia el tesorero de esta entidad, que también lo es del partido.

Según los documentos incautados, Carles Torrent recibió dinero de Fèlix Millet hasta su muerte en el 2005. Le sustituyó Daniel Osàcar, que desde el 2000 era el secretario particular de Artur Mas. Los papeles del Palau citan a un tal Daniel como receptor, desde el 2003, de unos 700.000 euros anuales. Además, según las declaraciones del personal del Palau, el único Daniel al que conocían era Osàcar. àngel Colom, por su parte, recibió 72.000 euros de manos de Millet para saldar deudas de su antiguo partido, Partit per la Independència (PI), cuando ya era militante de CDC. La donación se disfrazó de convenio de colaboración entre el Palau y una fundación inexistente.

El Consorcio del Palau se sumó enseguida a la petición del fiscal, pero el presidente en funciones en ese momento, en nombre de la Fundación y del Orfeó, que no abriese ninguna causa paralela ni imputase a nadie. Lo curioso del caso es que ese presidente en funciones (el Palau se encontraba en plena campaña para elegir nuevo presidente) había sido un alto cargo del Gobierno de Jordi Pujol, lo que levantó una gran polvareda y la posterior retirada del escrito de estas dos entidades.

Artur Mas, presidente del Consorcio

Pero las cosas han cambiado: el inquilino de la Generalitat es nada más ni nada menos que Artur Mas. Y, como presidente de la Generalitat, es también el presidente honorífico del Consorcio del Palau. Por tanto, la primera medida que ha tomado ha sido la de hacer que este órgano, que antes se había alineado con las tesis del fiscal, abandere ahora la postura contraria, es decir, que pida que no se abra causa separada ni se impute a los altos cargos de Convergència.

Fuentes del Palau de la Música consultadas por El Confidencial derivaron la responsabilidad de la iniciativa del Consorcio hacia el Gobierno autonómico. “Ha de preguntar usted en Presidencia”, manifestó a este diario un portavoz oficial. Y en Presidencia todavía no saben nada “hasta que no hablemos a fondo con los servicios jurídicos”. Pero lo que parece claro es que desde el poder político no se le van a poner las cosas fáciles al fiscal para que investigue el caso a su manera.

Cataluña
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
63 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios