Es noticia
Menú
Rocío Jurado, Camarón, Lola Flores y Paco de Lucía: Cádiz ofrece sus leyendas a los turistas
  1. España
  2. Andalucía
¿BOOM DE MUSEOS?

Rocío Jurado, Camarón, Lola Flores y Paco de Lucía: Cádiz ofrece sus leyendas a los turistas

Chipiona y San Fernando ya han abierto sendos museos en homenaje a sus vecinos más célebres y Jerez y Algeciras lo harán en los próximos meses. La duda es si los cuatro centros resistirán o serán sólo fruto de una moda

Foto: Paco de Lucía y Camarón en una imagen de 1973. (EFE/Pepe Lamarca)
Paco de Lucía y Camarón en una imagen de 1973. (EFE/Pepe Lamarca)

Como un Liverpool ajeno a los Beatles o un Memphis sin Elvis. Hubo un tiempo en que los municipios gaditanos de San Fernando, Chipiona, Jerez y Algeciras prescindieron del legado de sus leyendas, todas ellas con una gran influencia en el mundo del flamenco, la copla o la cultura popular. Las trayectorias de Rocío Jurado, Camarón, Lola Flores y Paco de Lucía guardan paralelismos incluso después de su muerte, ya convertidos en mitos: durante años, su tierra fue incapaz de materializar la idea de abrir museos en su memoria.

placeholder Rociíto asiste a principios de mes a la inauguración del museo en homenaje a su madre. (EFE/Román Ríos)
Rociíto asiste a principios de mes a la inauguración del museo en homenaje a su madre. (EFE/Román Ríos)

Tras diversas dificultades administrativas, falta de acuerdo y disputas entre los herederos, en el último año varios proyectos han visto la luz. San Fernando abrió el centro de interpretación de Camarón —el Museo Leyenda Camarón, donde la pasada semana se conmemoró el 30 aniversario de su fallecimiento— y Chipiona estrenó este jueves el dedicado a Rocío Jurado. Además, están en marcha las obras del de Paco de Lucía en Algeciras —el municipio con menos retraso, ya que el guitarrista falleció en 2014— y el de Lola Flores en Jerez. Si se cumplen los plazos anunciados, los cuatro podrían estar en funcionamiento a principios de 2023.

Los proyectos supondrán un merecido homenaje y una herramienta de dinamización cultural, aunque también se busca diversificar la oferta turística de la provincia. La fórmula en todos ellos es parecida: acuerdos con las familias para exponer material que permita reconstruir su vida y dar rienda suelta al fetichismo. Fotos, enseres personales y prendas de Camarón, vestidos, mobiliario y el piano de Rocío Jurado, los Mercedes de ambos artistas… Objetos cedidos por los herederos que, acompañados de documentos escritos y audiovisuales, narran las historias de estas leyendas de la música y explican la trascendencia de su producción artística.

Foto: Rocío Jurado. (CP)

El impacto, al menos a corto plazo, es innegable. El pasado fin de semana, Chipiona inauguraba el centro de interpretación de Rocío Jurado con una fiesta privada con 500 invitados. La expectación generada en las puertas del edificio llama la atención en un pueblo turístico de unos 19.000 habitantes. Cientos de personas, artistas de primer nivel y cámaras buscando a la protagonista del día: Rociíto, la hija de la artista y una de las caras más mediáticas de la televisión.

El alcalde, Luis María Aparcero (ex del PSOE y ahora en la formación independiente Unidos Por Chipiona), es consciente de la importancia de vincular el municipio con el nombre de su vecina más célebre. Él, que ya ocupó el cargo cuando Rocío Jurado vivía, ha conseguido desatascar la negociación con la familia y abrir el centro de interpretación tras años de espera. El impacto no tiene comparación posible, como reconoce su homóloga en San Fernando. “Como alcaldesa puedo convocar una rueda de prensa por muchos motivos, pero nada genera una mayor atracción que hablar de Camarón”, apunta Patricia Cavada (PSOE).

placeholder Rociíto saluda a los vecinos que asistieron a la inauguración del Centro dedicado a su madre. (EFE/Román Ríos)
Rociíto saluda a los vecinos que asistieron a la inauguración del Centro dedicado a su madre. (EFE/Román Ríos)

Unas 52.500 personas han visitado el Museo de Camarón en el primer año, una cifra muy superior a las registradas en el resto de centros o actividades culturales en la ciudad. El Ayuntamiento considera que existe “un importante nicho de aficionados al flamenco” y pretende potenciar el destino San Fernando en Japón. “Hemos atraído a personas que son aficionadas, estudiosas, o expertas en flamenco y el espectro al que podemos llegar es muy amplio”, apunta Cavada, quien reconoce que esta iniciativa, materializada 29 años después del fallecimiento de José Monje Cruz ‘Camarón’, debería haberse puesto en marcha mucho antes.

Artistas de trascendencia internacional

El reconocimiento a Rocío Jurado, Lola Flores, Paco de Lucía y Camarón traspasa fronteras. Son cuatro de los artistas más globales de la historia de España. Coetáneos, todos ellos nacieron en la provincia de Cádiz y vivieron sus mejores momentos con la eclosión de la televisión en un momento en el que sólo había dos cadenas nacionales. Además, fueron iconos de la marca España en su apertura al mundo, como analiza Alberto Romero Ferrer, catedrático de Literatura Española en la Universidad de Cádiz y experto en cultura popular y teatro.

placeholder Interior del Museo dedicado a Camarón. (Cedida)
Interior del Museo dedicado a Camarón. (Cedida)

“Un punto de inflexión de estos artistas es 1992, con la Expo y las Olimpiadas. Ya eran artistas importantes antes, pero hay un viento a favor que los convierte en iconos bandera porque suponen una ruptura respecto a la cultura tradicional anterior, de la que provienen. Fueron muy modernos y rompedores para esa imagen de Frascuelo y de María que venía del franquismo, por lo que encajaban muy bien en ese relato que se pretendía vender de una España moderna fuera de España”, explica el autor de ‘Lola Flores. Cultura popular, memoria sentimental e historia del espectáculo’, un libro a medio camino entre la biografía y el ensayo sociológico (Fundación José Manuel Lara-Planeta).

Los cuatro tuvieron una proyección internacional que hoy se traduce en potenciales visitantes a los centros de interpretación: “Paco de Lucía tuvo un gran impacto en Estados Unidos —Doctor Honoris Causa en Berklee College de Boston—, Rocío Jurado en Hispanoamérica y la EEUU de habla hispana —llegó incluso a ser censurada en el Chile de Pinochet por su provocativa sexualidad—, Lola Flores especialmente en México, Argentina o EEUU —desde mucho antes—… y Camarón, por supuesto —ahí quedaba su rompedora colaboración con la Royal Philarmonic Orchestra—”.

¿Cuatro aperturas en un año y medio?

La idea de poner en marcha estos centros de interpretación ha estado sobre la mesa desde el fallecimiento de los artistas, aunque durante años no hubo grandes avances. Ahora estas iniciativas hacen justicia y rinden homenaje a los cuatros artistas contemporáneos más destacados de la provincia de Cádiz. Sin embargo, aunque el potencial de la materia prima es incuestionable, hay quien cree que la agilización de los proyectos responde a una moda que puede llevar a que los cimientos no estén bien asentados.

placeholder Paco de Lucía. (EFE)
Paco de Lucía. (EFE)

Romero Ferrer encuentra ciertos peligros en este ‘boom’ de los centros de interpretación —si se cumplen los plazos los cuatro proyectos se pondrían en marcha en apenas año y medio— y lo equipara al de las aperturas de decenas de fundaciones literarias hace 20 años. En Cádiz hay multitud de ejemplos, todos impulsados por los ayuntamientos: la Fundación Rafael Alberti, la Goytisolo, la Fernando Quiñones o la Caballero Bonald, entre otras: “Nacieron al calor de una moda y dejaron de funcionar: hoy hay algún proceso judicial abierto, otras han desaparecido y las que quedan tienen los días contados, básicamente porque el foco de interés político ya no está ahí”.

¿Y dónde está ahora el foco? “Pues en estos artistas. Hace 20 años un concejal o alcalde quería hacerse una foto con Caballero Bonald porque era un símbolo de prestigio que incluía un aplauso popular. Ahora la foto está con Rociíto o con Lolita Flores. Son figuras muy mediáticas y el mejor ejemplo es el caso de Rocío Jurado: hay una cadena de televisión nacional pendiente del proyecto, aunque gran parte de su programación se centra en los dimes y diretes. El problema es que para nada se habla de la calidad artística o el legado cultural o patrimonial”, explica el catedrático de la Universidad de Cádiz.

Actividades complementarias

Al igual que otros expertos, Romero Ferrer advierte de la necesidad de acompañar estos centros de una cobertura musical y un programa de actividades durante todo el año. San Fernando ha organizado conciertos en la terraza o en el entorno del centro, así como otras actividades por el 30 aniversario del fallecimiento del artista. En Chipiona de momento no hay anuncios similares.

Foto: Lola Flores en una imagen de archivo.

“Hay materia prima, pero para mantener algunas iniciativas complementarias se necesita una financiación importante y las estructuras municipales son muy frágiles”, apunta Romero Ferrer, que a medio plazo encuentra un potencial peligro en el cambio de siglas y prioridades de los ayuntamientos, así como el interés de las familias de los artistas, “que suelen ser malos gestores del patrimonio y el imaginario que le dejan sus padres o abuelos”.

“Abrirán informativos y funcionarán a corto plazo, pero será difícil mantener una inversión económica destacada a lo largo del tiempo”. ¿Hay público suficiente para hacer eso? “Yo creo que no, que nadie va a ir a Chipiona exclusivamente para ver el Museo de Rocío Jurado”, añade el catedrático de la UCA, quien apunta como posibles soluciones una organización conjunta bajo la tutela (y la dotación de medios) de la Diputación provincial o la participación de la Universidad de Cádiz, que “desafortunadamente, ni está ni se le espera”.

placeholder Lola Flores en una imagen de archivo. (Gtres)
Lola Flores en una imagen de archivo. (Gtres)

La alcaldesa de San Fernando también apuesta por la colaboración entre centros y administraciones, aunque destaca que sí hay visitantes que acuden a su municipio exclusivamente para visitar el centro de interpretación. “Eso es una realidad. San Fernando no ha sido históricamente un destino turístico, pero nuestra acción de Gobierno pretende atraer visitantes para conseguir esas camas hoteleras que nos faltan”, explica Cavada.

Un año después de su estreno, San Fernando negocia con la familia de Camarón para ampliar el acuerdo firmado para los próximos 50 años e incorporar elementos vinculados a la venta de entradas, merchandising y ciclos de conciertos que pudieran llevar el nombre del artista más importante de la historia del flamenco. Junto a Chipiona y con la incorporación de Jerez y Algeciras, la provincia de Cádiz puede completar un rombo en el mapa con tres destinos obligados para los aficionados al flamenco y la copla... y para los otros muchos que visitan la provincia por otros motivos.

Como un Liverpool ajeno a los Beatles o un Memphis sin Elvis. Hubo un tiempo en que los municipios gaditanos de San Fernando, Chipiona, Jerez y Algeciras prescindieron del legado de sus leyendas, todas ellas con una gran influencia en el mundo del flamenco, la copla o la cultura popular. Las trayectorias de Rocío Jurado, Camarón, Lola Flores y Paco de Lucía guardan paralelismos incluso después de su muerte, ya convertidos en mitos: durante años, su tierra fue incapaz de materializar la idea de abrir museos en su memoria.

Flamenco Lola Flores Cádiz Camarón de la Isla Música