Es noticia
Menú
Diez años de Google en Málaga y por qué es “crucial” para la ciberseguridad mundial
  1. España
  2. Andalucía
TECNOLOGÍA

Diez años de Google en Málaga y por qué es “crucial” para la ciberseguridad mundial

El equipo fundador de Virus Total sigue estable desde 2004. El anuncio en 2021 de la apertura de una nueva sede en el Muelle Uno disparó el interés inversor tecnológico en la ciudad

Foto: Reunión del equipo de Google en Sierra Nevada. (Cedida)
Reunión del equipo de Google en Sierra Nevada. (Cedida)

Son las 3 en punto de la tarde del viernes y el comedor de Google está ya semidesierto. Las cocineras acaban de servir el último almuerzo y charlan distendidas. La máquina Arcade y el futbolín (con el Madrid y el Barça) no tienen ‘clientes’ a estas horas. Hay carteles de la serie ‘Breaking Bad’ y frases enmarcadas en la pared, de consumo interno, que no se entienden fuera de contexto.

En la oficina, una planta entera de un edificio del Campus de la Universidad de Málaga, hay trabajando media docena de personas. Bernardo Quintero, manager de Virus Total, empresa malagueña comprada por Google en 2012, aparece con vaqueros, sonrisa y una tranquilidad que apabulla.

— ¿Dónde quieres la foto?

— ¿Qué te parece aquí?

placeholder De izquierda a derecha, Julio Canto, Alejandro Bermúdez, Francisco Santos, Bernardo Quintero, Victor Manuel Álvarez y Emiliano Martínez, durante un reunión en Google Zurich en 2012. (Cedida)
De izquierda a derecha, Julio Canto, Alejandro Bermúdez, Francisco Santos, Bernardo Quintero, Victor Manuel Álvarez y Emiliano Martínez, durante un reunión en Google Zurich en 2012. (Cedida)

La historia de esta empresa de amigos, con el mismo equipo estable desde hace 18 años, sirve como ejemplo del impulso clave de la Málaga tecnológica. El anuncio en febrero de 2021 de la creación del centro de ciberseguridad de Google en Europa en un nuevo edificio en el Paseo de la Farola, en el centro, frente al Museo Pompidou y el Muelle Uno, disparó el interés de compañías por asentarse en la ciudad o al menos poner el radar de lo que estaba pasando al sur del sur.

“Sí, claramente supuso un efecto llamada”, admite Quintero, de 49 años. Se notó por un aluvión de llamadas de directivos interesándose. “Empezamos a sonar a escala internacional, pero también es verdad que tampoco irrumpimos como un elefante en una cacharrería. Ya llevábamos aquí muchos años. Es cierto que ha sido como un segundo renacer para nosotros y se confirman las ganas de invertir en Málaga”.

Foto: Bernardo Quintero, responsable de Virus Total, empresa comprada por Google en 2012 y germen de este centro de ciberseguridad.

El nuevo espacio

Virus Total/Google tiene previsto trasladarse a finales del verano de 2023 —la obra mayor termina en octubre— a su nuevo edificio. En él estará no solo el equipo, formado ahora por 60 personas y que ampliarán al menos a otros 20 más el año que viene, sino que el espacio de 2.500 metros cuadrados integrará un auditorio y se abrirá a la ciudad para que el público en general pueda conocer conceptos básicos sobre la ciberseguridad a través de talleres.

¿Y a qué se dedica en concreto la empresa? Están especializados en recolectar ficheros sospechosos, URL o ‘malware’ malicioso, ‘pishing’… toda esta información llega a su base de datos central, es clasificada y se interconecta a través de motores antivirus que diferencian los que son un problema y los inofensivos. “Al final tenemos una gran base de datos de las amenazas que resulta crucial para las protecciones tanto para Google como para el resto de la industria”.

Foto: Sundar Pichai, máximo responsable de Google y Alphabet. (Foto: Getty / David Paul Morris)

Virus Total, que da nombre y al producto en sí, no solo trabaja para Google, sino que también lo hace para Microsoft o Apple. Desde que la empresa empezó en 2004 la compañía no ha parado de crecer. Han doblado las métricas de negocio y se han convertido en un estándar dentro de la propia industria de ciberseguridad desde que entraron en Chronicle, una compañía perteneciente a Alphabet, el conglomerado que engloba a las empresas de Google.

“Existe una demanda brutal de ciberseguridad. También de Inteligencia Artificial. Hay mucho potencial de crecimiento en ambas áreas”

“Existe una demanda brutal de ciberseguridad. También de Inteligencia Artificial. Hay mucho potencial de crecimiento en ambas áreas. Además, son totalmente transversales”, explica Quintero, tras precisar que no tienen horarios establecidos. Normalmente trabajan tres días en la oficina y dos en casa. La evaluación de objetivos no es diaria, semanal o mensual… sino semestral.

Instituto Ricardo Valle

Quintero está muy implicado en el desarrollo de la Málaga tecnológica a través de varias iniciativas, entre ellas la Fundación Instituto Ricardo Valle de Innovación (Innova IRV), presidido por el empresario malagueño Ezequiel Navarro, del grupo Premo, compañía especializada en fabricar componentes para el sector de la automoción.

placeholder Bernando Quintero (A. R.)
Bernando Quintero (A. R.)

En este Instituto, centro de investigación aplicada e innovación y orientado a la microelectrónica, las tecnologías digitales y la economía circular, el responsable de Google lidera el área de ciberseguridad. “En Málaga la tecnología está creciendo por todos lados. Tenemos muy buenos números y aparte de nosotros hay otros casos de éxito como el centro europeo de Vodafone”, narra.

Foto: talento-nomadas-digitales-empleo-bra

También le preocupa que la ciudad no sea capaz de absorber la gran demanda de ingenieros que se necesita, la falta de talento especializado (los nómadas digitales sería una opción), las limitaciones en egresados y el escaso número de oficinas en alquiler o venta, lo que lastra algunas inversiones.

Dentro de Google son un “caso extraño” porque en la sede de Mountain View (California) lo normal es un ascenso horizontal, fichando por otra empresa o montando una, que promocionar de modo vertical en la propia compañía. Salvo un miembro del equipo — Fernando Díaz — que se trasladó hace unos meses a Osaka (y que sigue estando en nómina, aunque trabajando en remoto), el resto no tiene interés de abandonar la empresa.

“Virus Total es para nosotros una misión de vida. Somos los fundadores y lo sentimos nuestro”

“Virus Total es para nosotros una misión de vida. Somos los fundadores del producto y lo sentimos nuestro. Y la gente que entra se siente partícipe del proyecto. Esto es como una familia. Lo dicen las encuestas de satisfacción que hacemos cada año”, remata Quintero, quien prefiere siempre contestar los correos electrónicos que hablar por teléfono o tener videoconferencias con Estados Unidos. “En Google sí les gusta que nos veamos las caras”, explica. Y siempre intenta que sus jefes de Estados Unidos viajen a Málaga antes que desplazarse él.

¿Y dentro de diez años?

Son las 15.40 y está a punto de tomar el coche para Vélez-Málaga, donde vive, a unos 30 minutos en autovía de la capital. En la sala más grande quedan un par de personas trabajando de un equipo que se lo pasa fenomenal. Muchas veces no han diferenciado entre la tarea diaria y el hobby. No resulta raro que un domingo por la mañana esté conectado el equipo. “¿Qué hacemos aquí?”, se preguntan muchas veces. Lo hacen sin darse cuenta.

Y Quintero, el niño del Spectrum 16K, que luego amplió a 48K antes de pasarse a un potente Amstrad con 512 de RAM, sigue teniendo ese espíritu del joven que con 16 años ya había visto la película ‘Juegos de guerra’, generacional para la juventud ochentera, y creó su primer antivirus: un detector Boot en el arranque del ordenador. “Dentro de diez años seguiremos aquí”, anuncia, con la sonrisa del ‘hacker’ bueno y tranquilo.

Son las 3 en punto de la tarde del viernes y el comedor de Google está ya semidesierto. Las cocineras acaban de servir el último almuerzo y charlan distendidas. La máquina Arcade y el futbolín (con el Madrid y el Barça) no tienen ‘clientes’ a estas horas. Hay carteles de la serie ‘Breaking Bad’ y frases enmarcadas en la pared, de consumo interno, que no se entienden fuera de contexto.

Tecnología Málaga Internet Microsoft