LOS EXTRANJEROS LLENAN LAS TERRAZAS

Sevilla trabaja en el montaje de la Semana Santa y la Feria como si nada pasara

El alcalde aplaza a la semana próxima una decisión mientras se sigue desembolsando dinero para preparar la ciudad para sus días más turísticos y los extranjeros copan las terrazas

Foto: Foto: I. Morillo.
Foto: I. Morillo.

Sevilla sigue adelante preparando sus fiestas de primavera como si el coronavirus no hubiera obligado al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, a anunciar que este sábado se declarará el estado de alarma en España durante 15 días. A la espera de conocer la letra de este decreto excepcional y si automáticamente supondrá la suspensión de la Semana Santa, que arranca el domingo 5 de abril, este viernes los operarios trabajaban con prisas por montar las sillas y los palcos desde los que algunos, previo desembolso económico ya realizado, ven discurrir las procesiones en la semana más turística para la capital andaluza. Lo mismo ocurre con el montaje de la Feria de Abril. Son fiestas que reúnen, según estadísticas oficiales de otros años, hasta 3,6 millones de visitantes en el caso de la Feria, algo menos pero también por encima del millón en la Semana Santa, conocida por sus 'bullas', y llenos hoteleros en la ciudad.

Foto: I. Morillo.
Foto: I. Morillo.

La temporada turística es alta en Sevilla y las terrazas seguían este viernes llenas con veladores al sol. La mayoría de quienes se sentaban eran extranjeros aunque también los más jóvenes disfrutaron de la noche del jueves y de las discotecas de la ciudad como si nada pasara. El alcalde de Sevilla, Juan Espadas (PSOE), arrancó la semana asegurando que tendría que recibir una llamada de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para suspender la Semana Santa. Sus declaraciones han ido moderándose pero siguen sin aterrizar en la realidad de una pandemia que ha costado ya 120 fallecidos en España, con 4.209 contagiados. Es cierto que las cifras de Andalucía están, de momento, muy por debajo de la media de España. La última estadística oficial habla 219 contagiados en la comunidad andaluza, la mayoría en Málaga (111) mientras que en Sevilla la cifra se limita a 25 pacientes de coronavirus.

Foto: I. Morillo
Foto: I. Morillo

Este es uno de los motivos que mantienen viva la esperanza de que la Semana Santa no se tenga que suspender. El alcalde de Sevilla ha puesto una fecha. La semana próxima se saldrá de dudas y se tomará una decisión con los datos científicos en la mano y anteponiendo, explican, la salud pública. La Semana Santa no depende del ayuntamiento. De hecho el montaje de los palcos, en la plaza de San Francisco de la ciudad, es competencia del Consejo de Hermandades y Cofradías y el ayuntamiento no está invirtiendo nada aquí. Distinto es lo que ocurre en el recinto de la Feria, que sí es competencia municipal. Por la calle, la mayoría de sevillanos se muestran ya convencidos de que no habrá Semana Santa y piden a los políticos que actúen cuanto antes.

Una semana más

La propuesta del alcalde es que el Gobierno central, la Junta de Andalucía, el Consejo de Cofradías, el Arzobispado y el Ayuntamiento se sienten a la mesa para tomar un decisión a una escasa semana del Domingo de Ramos. Creen que el margen es suficiente. En una entrevista en la cadena Ser, Espadas también admitió que se contempla trasladar de fecha la Feria, prevista la última semana de abril y que incluiría el puente del 1 de mayo. Ya hay voces en la ciudad que amagan con que sea en septiembre aunque el ayuntamiento admite que, como en el caso de las Fallas, el encaje no es fácil.También podría ser mayo.

El alcalde de Sevilla admite que sobre la mesa tiene la posibilidad de mover de fecha la Feria de Abril

En el caso de la Feria además son muchos los ciudadanos que con carácter privado hacen un importante desembolso en sus casetas. Ya hay muchos de estos grupos de feriantes que se han reunido de forma urgente para decidir si siguen adelante con el montaje de las casetas, lo que supone lógicamente desembolsar dinero, o lo paran a la espera de una decisión definitiva. El mundo de los seguros también sufrirá, sin duda, muchos quebraderos de cabeza porque no hay cláusulas que indique qué deben indemnizar económicamente ante una crisis por emergencia sanitaria como la que atraviesa el país.

Foto: I. Morillo.
Foto: I. Morillo.

Según datos de 2019, ofrecidos por la Asociación Sevillana de Empresarios Turísticos (ASET), el impacto económico de la Semana Santa en Sevilla es de 400 millones de euros y supone un desembolso de nueve millones de euros en los servicios que ofrece el ayuntamiento hispalense.

Cifras aún más importantes registra la Feria de Abril, el evento económico de más impacto en la ciudad y que supone alrededor del 3% de su PIB. Según un estudio de la Universidad de Sevilla, que se actualiza cada año atendiendo al Índice de Precios de Consumo y otras circunstancias, en 2019 la Feria dejó en la ciudad en una semana 830 millones de euros.

Foto: I. Morillo.
Foto: I. Morillo.

Uno de los monumentos más visitados, el Alcázar de Sevilla, sí ha sido cerrado por orden municipal. Mientras los políticos siguen demorando las decisiones, algunas hermandades que procesionan en Semana Santa se adaptan a las circunstancias. El pregón de la fiesta, que estaba previsto el 29 de marzo en el Teatro de la Maestranza, clausurado por la Consejería de Cultura, se ha suspendido. Es la primera señal. Hay hermandades que dejan claro a sus hermanos que devolverán el dinero que desembolsen para tener su papeleta de sitio, con la que poder procesionar y otras de las que arrastra más fieles, como la Hermandad de la Esperanza de Triana, ha tomado medidas para restringir el número de hermanos que pueden asistir al traslado de la virgen desde la Capilla de los Marineros a la Iglesia de Santa Ana.

Andalucía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
30 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios