SE ELIGEN LOS COMPROMISARIOS

Los "criticados" de Cs que piden romper con el "pensamiento único"

Los militantes al margen del aparato denuncian una campaña sucia que los persigue como los que quieren "destruir" el partido o van contra Arrimadas: "Nada más lejos de la realidad"

Foto: Foto: I. M.
Foto: I. M.

Son concejales, profesores de universidad, profesionales cualificados... Comparten militancia en Ciudadanos y una preocupación profunda por la deriva del partido. Un deseo de cambio interno, de renovación, de superar etapas pasadas. Apelan a "lo que ocurriría en cualquier empresa si pasa de tener una facturación de 57 a 10 millones de euros, habría una reestructuración profunda para volver a los buenos resultados". Eso quieren, cambio. No están aquí, insisten, "para ir contra nadie ni para destruir". Todo lo contrario, algunos acariciaron la idea de tirar la toalla, cansados de ver lo que han visto internamente en el partido naranja, pero decidieron quedarse y están, aseguran, "entusiasmados". Dudaron si participar públicamente en este encuentro por temor a una expulsión.

Muchos concurren a la primera fase de las elecciones internas de Cs, que se celebran este fin de semana, para ser compromisarios del partido en el próximo congreso de marzo. El grupo, heterogéneo, se llama 'Ciudadanos somos Todos'. Celebraron la pasada semana un acto en Sevilla al que acudió el vicepresidente de Castilla y León, Francisco Igea. Inmediatamente, se puso en marcha una campaña del aparato del partido en Sevilla y Andalucía para advertir que eran 'malos', que iban "en contra del proyecto político de Inés Arrimadas".

Nada más lejos de la realidad. Estaban todos invitados. Fue quien quiso. Advierten de que no toca ahora elegir candidatos sino debatir estatutos. Muchos de los que están aquí consideran a Arrimadas la mejor candidata. Es viernes por la tarde y El Confidencial los ha citado en un hotel para escucharlos. Son siete militantes. Se abre el debate. Insisten, no quieren ser los disidentes. "Somos los criticados, los perseguidos”. Arrimadas no ha estado en la provincia de Sevilla en su gira por España. "Por algo será". Muchos de los presentes estuvieran con ella en Antequera. "¿Realmente Inés (Arrimadas) conoce lo que hay aquí?". Todo esto es muestra de un movimiento sevillano que se levanta con el poder absoluto ejercido por Virginia Millán Salmerón, mujer de Fran Hervías. Los militantes de Cs no quieren dar nombres ni señalar a nadie. Van más allá.

Juego sucio

Sobre la mesa hay un documento breve, de trece puntos. Son sus propuestas. "Nos hemos encontrado y hemos hecho causa común por nuestra insatisfacción y por la falta de debate en un partido liberal", arrancan. Remarcan que son optimistas y creen que este es un partido vivo, "con unas bases de una calidad extraordinaria que más quisieran otros partidos, de perfiles muy altos". Hablan de la oportunidad de "corregir y mejorar". "Ahora mismo nuestro sentimiento es de entusiasmo por recuperar el centro".

Aseguran que entraron en política por "lealtad a unos principios". Lamentan que haya listas que presenten a sus compromisarios con la vitola de ser quienes apoyan a Arrimadas. Circula un wasap dando instrucciones para votar. Los candidatos a compromisarios impulsados por el aparato, por la oficialidad, van enmarcados en un cuadro naranja. Abajo aparece la cara de la política jerezana. "No olvides seleccionar todos los candidatos con el marco naranja", señalan. "Es la idea de que el militante es un borrego, que le tienen que decir como a un tontito lo que tiene que escoger. Frente a eso nosotros ofrecemos meritocracia, transparencia y debate". "A Arrimadas se le votará el 7 y 8 de marzo. Todo esto es malintencionado", advierten. "Está prohibido poner un distintivo porque las candidaturas son individuales pero ellos han puesto su distintivo, el marco naranja". "Estamos llamando a garantías pero su respuesta es ambigua, laxa". "Esto es modo Venezuela".

Desconfían del voto telemático tras una denuncia por amaño y reclaman que se acuda el domingo a votar en urna

En Sevilla hay 55 candidatos a compromisarios para 13 puestos. Pocas provincias hay con tantos aspirantes. Es la segunda provincia de España que más votos ha emitido para pedir el voto en urna. Será el domingo. El sábado, hoy, es telemático. Consideran que el voto presencial da más garantías. "Hay un proceso judicial abierto. Ya me dirás si es de fiar el voto telemático después de todo lo que hemos visto". Entre sus propuestas aparece esta: "Voto con totales garantías".

"Discrepar no es restar es sumar y más en un partido político. Lo que pasa es que este partido no sabe discrepar ni admite la diversidad de opiniones. ¿Dónde está la masa crítica? Aquí mucha gente se ha ido y ha dejado el camino libre. Nosotros amenazamos con quedarnos. Ese es nuestro cambio. Damos otra alternativa".

Reclaman un modelo horizontal para conformar la estructura del partido. No un modelo vertical como el de los estatutos, donde una vez designada la cúpula, desde arriba se designan dirigentes territoriales, provinciales, municipales. Este grupo propugna que en cada territorio se designe desde las bases a quienes llevarán el peso del partido. "Es más democrático, más participativo y más liberal. El sector que manda quiere un modelo vertical. Yo no quiero un responsable provincial designado a dedo desde Madrid porque si no va a ocurrir lo de siempre. Esta es la madre del cordero. Quiero que nosotros elijamos a quien tenga más mérito o más nos represente. Es bueno que haya peso de los territorios. Es más fácil equivocarse cuando decide uno solo desde arriba. No compartimos eso de 'no a las baronías"”.

Cuentan que hay un compañero que han expulsado por considerar, en un foro privado, que Albert Rivera era "egocéntrico". Cuentan que a otro le han abierto expediente por compartir en un Telegram restringido un artículo de este periódico titulado "El Gordo y la Duquesa". La debacle, advierten, comenzó con las elecciones municipales de mayo de 2019. Piden revisar las listas, quienes iban en las candidaturas. "Chirriaba", explican, por el bajo nivel. Por eso dan especial importancia al arraigo territorial, a la política municipal.

Hijos, hermanos y amigos

Piden "igualdad de oportunidades para acceder a los puestos de responsabilidad". "En Andalucía hay consejerías donde no se ha contado para nada con las bases. Se han ido designando cargos sin contar con las bases o los afiliados. Gente de otros partidos o que han buscado por LinkedIn". "Que quede claro que nosotros somos gente que vivimos de nuestro trabajo. No necesitamos ningún cargo. Es la vida civil, somos felices, profesionales. Si miras dentro de esos marcos naranjas hay muchos que han encontrado su primer empleo en el partido. Sin estudios terminados y ocupando cargos de muchísima responsabilidad. Es más, muchos de los que estamos aquí perderíamos dinero. Gana más un profesor de universidad que un director general. Pero ver ahí a gente, familiares, amigos, que no han acabado ni la carrera en el partido de la meritocracia. Es que duele". "También hay gente muy buena, pero...".

Reclaman que en las "decisiones importantes se cuente con el apoyo de las bases". "Ya está bien de que a las bases, a los militantes, se les trate como borregos. Esto era otra vía. Este no es el partido del sí, 'bwana'. "Cuando hemos hecho alguna crítica se ha metido en el cajón". "O se nos ha perseguido". "Yo me he sentido en soledad. Muy solo porque lo que hay al otro lado es silencio". No hay coordinación interna, no fluye la información. "Nosotros somos concejales y al final somos la cara de Cs en nuestros pueblos y lo que hemos sentido es abandono. Nosotros somos el consejero de Educación, el de Turismo, el de Justicia... al final la gente te para y se queja". Las reuniones se cuentan con los dedos de una mano.

El talento perdido

"Cuando se ha ido yendo gente del partido estos años atrás es porque no estaban de acuerdo con el modo ese tan vertical de funcionar. Demandaban consenso, debate interno. Se ha ido mucha gente". Otro punto habla de "recuperación del talento perdido". "Se ha ido gente muy buena y queremos que vuelva por arriba en el partido, pero también por ejemplo en Sevilla”. No hay transparencia, por ejemplo, con el censo de militantes. "Información es poder, ya sabes". En Sevilla, según una consulta oficial, había unos 1.200 militantes pero solo hay 825 con derecho a voto". "Lo que no se puede es tener miedo a una expulsión porque hagas una crítica o una reflexión discrepante".

"Este partido era extraordinario en la oposición, pero no hemos sabido crecer. Cuando llegamos a la Junta de Andalucía empezó nuestra debacle. No supimos adaptarnos ni crecer. Todo lo que ha hecho es centralizar aún más por temores. Cada uno ha marcado su parcela, esto es mío, aquí no entres", sostienen. Aluden indirectamente a la guerra de familias en Andalucía, entre los de Juan Marín y los de Fran Hervías. "No hemos sabido adaptarnos al éxito".

Expulsiones arbitrarias

También piden "independencia entre los órganos del partido". "Hoy son juez y parte. El Comité de Garantías de Cs es una fábrica de titulares. Hay sanciones arbitrarias. Depende de quién, hasta un mismo hecho, hay una vara de medir si la persona es tal o cual". Vuelven a repasar expulsiones rocambolescas.

Intuyeron lo que ocurrió en noviembre. Lo veían. "No tanto pero sí que lo vimos desde las municipales". Hubo quien avisó al partido. Se registraron bajas masivas. Incluso antes de las votaciones, cuando salieron las listas. Muchas de las candidaturas se intervinieron desde Madrid. Otras no se tocaron, admiten. "Dependemos ahora de partidos que están secuestrando a España", se quejan en alusión al PNV o ERC. "Ante eso Cs debió jugar el papel de centro, de bisagra. Había fórmulas. No votar los 57 escaños al Gobierno pero sí un préstamo de diputados, como el que hizo el PSOE con Rajoy". "No hubo ninguna posibilidad de debate interno. Nadie pulsó nuestra opinión. Eso lo decidió el líder, Rivera, con unos pocos más. Ocho o diez personas. Quizás las bases hubieran decidido un apoyo parcial. ¿Por qué no preguntaron? Estaríamos mucho mejor ahora, sin duda, y sobre todo lo que va a suponer esto para España". "Ya está bien de pensamiento único".

"La pena es que cuando esta tertulia salga y se empiece a reenviar habrá gente que se crea que por estar aquí hablando nos estamos cargando el partido. Lo utilizarán para atacar. Nos perseguirán, mirarán la foto, nos señalarán". Esto no es la discusión Igea Vs. Arrimadas. Es solo decir que reunirse, hablar, opinar, no es malo. Es un partido vivo y va en nuestra genética". "Hay que renovarse para avanzar porque si seguimos en más de lo mismo después de la debacle del 10-N qué podemos esperar. Hay que avanzar. Crecer y madurar". "Yo empecé repartiendo propaganda con profesores de universidad y una campeona olímpica. Me acuerdo que pensé, ¿si esto es así en la calle, cómo serán los que nos dirijan? Qué ilusión tenía. Y fíjate tú los que nos dirigen".

Han participado en este reportaje Adrián Torres, concejal en Cazalla de la Sierra (Sevilla); Jesús Gabriel Moreno, concejal en Umbrete; Laura Roldán, concejal en El Viso; Pastora Moreno, Cs Nervión; Esteban Moreno, Cs Los Remedios; Steven Vargas, concejal en Paradas; Jesús Arce, concejal en Osuna. Cinco concejales y dos profesores de universidad.

Andalucía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios