EL DISCURSO DE 'ENRIQUE V', SU MOTOR POLÍTICO

El cerebro económico de Vox que se inspira en Shakespeare para ser un 'chico' Abascal

Inspector del Banco de España en excedencia y experto en blanqueo de capitales, aspira a conseguir el segundo diputado de su partido por Málaga, donde veranea desde hace 47 años

Foto: Rubén Manso, en un mitin de este mes de octubre en el hotel Barceló de Málaga
Rubén Manso, en un mitin de este mes de octubre en el hotel Barceló de Málaga

Quizá ni el mismo recordaba en la conversación telefónica de 19 minutos y 42 segundos que era el Día de San Crispín. Sí se sabía el diálogo casi de memoria. Invita a conocerlo y allí está, repleto de orgullo, 'Enrique V' del Maestro William Shakespeare justo antes de empezar la batalla de Agincourt de Inglaterra contra Francia. Es viernes, 25 de octubre, San Crispín.

Rubén Manso, de 53 años, siempre tiene a mano esta famosa arenga que se enseña en colegios e institutos de Estados Unidos. Manso es teniente del Ejército militar en la reserva y se identifica como uno de esos ingleses con menos hombres, pero más valientes, dispuesto a batallar. Ávidos de gloria. Adictos a la épica de época, de otra época; también aquí y ahora. Estamos en 2019 y no en Agincourt, 1415.

"El discurso de 'Enrique V' se puede comparar con los que estamos con Santiago Abascal. Yo quiero estar siempre a su lado", relata a El Confidencial. Sí, junto a Abascal; pero sobre todo más cerca de Iván Espinosa de los Monteros y Rocío Monasterio. Es gran amigo "de Iván". Colaboró con ambos en la campaña de las autonómicas y municipales de Madrid.

Cerebro de los números de Vox, directivo, administrador de empresas, doctor en Economía. Y neoliberal. Dice que la principal diferencia frente a Daniel Lacalle, su homólogo en el PP, es la especial predilección de su partido por las familias, las rentas y el patrimonio "ese punto social en el buen sentido". Inspector en excedencia del Banco de España, aceptó un viernes, a 48 horas del cierre de las listas, formar parte del equipo de Abascal.

47 años de veraneo

Podría haber ido en otra provincia, pero decidió ir por una sureña. Por Málaga. No lo consiguió y ahora repite. Pasó toda la infancia (desde que era un bebé hasta los 10 años) en Sevilla. También ha vivido en Burgos, el lugar de procedencia de su familia, Bilbao y Madrid, donde vive a las afueras y se relaja corriendo por el campo con obstáculos, nada de líneas rectas.

Lleva 47 de sus 53 años veraneando en la Costa del Sol Occidental. Torremolinos fue la primera estación. Luego llegó en el Arroyo de la Miel (Benalmádena), Calahonda y Cabopino (Marbella), y ahora en Manilva, donde tiene una casa de veraneo. Cada vez más cerca de la provincia de Cádiz, pero fiel a la Costa del Sol Occidental. "De niño ya se hablaba de Torremolinos como lo más. La provincia ha evolucionado mucho. Es clarísimo su empuje económico".

—Lo mejor que tenemos para ti es un dos andaluz. ¿Te interesa? —le plantearon sin titubeos en el partido.

Quería un puesto donde tuviera opciones reales de conseguir el acta de diputado. Si para estas elecciones el partido le hubiera ofrecido otro puesto con más posibilidades de éxito, lo habría aceptado sin problema. No ha sido el caso. Continuará en su puesto de cunero por Málaga donde va de número 2, tras Patricia Rueda, exdirectora del Museo del Automóvil.

En la noche electoral no paraba de consultar la web oficial de las elecciones generales para ver si al final lograba entrar en el Congreso

Ahora todas las encuestas dan por hecho que conseguiría el número dos. En la fiesta de la noche electoral preparada el mes de abril en El Balneario (Baños del Carmen) de Málaga no paraba de consultar la web oficial de las elecciones generales. Parecía que sí, pero al final nada de nada. Abascal le contrató como asesor económico del grupo parlamentario. Si ahora tampoco consigue escaño tendría garantizado al menos también ese mismo puesto.

¿Y un puesto en un hipotético Gobierno PP, Vox y Ciudadanos? Manso es partidario de la 'doctrina' de José Antonio Griñán, expresidente de la Junta de Andalucía, una de sus frases favoritas cuando le preguntaban por la bicefalia en el poder socialista andaluz. "Cuando lleguemos a ese río, ya cruzaremos ese puente".

"No necesito la política"

No quiere hablar de cosas que no han sucedido y que puede que incluso nunca sucedan. Primero le tiene que llegar una oferta, aclara. Lanza una respuesta estándar: "Estaré donde me diga el partido". Tiene un lugar al que volver. Todavía algo 'rara avis' en la política. "Si no salgo, yo tengo un ejercicio profesional y no necesito de esto. He trabajado mucho. Ahí está mi currículo. Yo estoy en esto por deber patriótico. Creo que casi todos los españoles sienten la patria".

Capitanea la firma Mansoolivar, ubicada en una calle muy próxima a Génova, la sede nacional del PP. Son expertos en blanqueo de capitales y en auditar cuentas. Creó la firma en 2004, cuando se acogió a una excedencia en el Banco de España. "Los dos grandes partidos han encontrado en las cajas un juguete magnífico" explicó Manso en un programa de 'Salvados' de 2012. Los inspectores avisaron de los riesgos de la burbuja inmobiliaria, pero el Banco de España dejó de enviar a las entidades, "porque solo traían malas noticias". Manso fue perito en el juicio de la Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM) y también en el caso Bankia.

Ruben Manso
Ruben Manso

Conservador en lo moral, tiene la vida económica solucionada, pero no descarta continuar vinculado a Vox en primera línea. Ya era amante de dramas políticos ("me apasionan", admite): Julio César, Marco Antonio y Cleopatra. Y 'Macbeth' sobre todas las cosas ("lo mejor que se ha escrito"): le entusiasma la versión de Orson Wells, así como la primera y segunda parte de 'El Padrino' y la serie 'Breaking Bad'.

Ahora lee 'Fracasología', el último Premio Espasa de Ensayo, obra de María Elvira Roca Barea. Le impactó 'Imperofobia', también escrito por esta autora. Los fines de semana, aparte de la lectura, los dedica a volcarse en sus cuatro hijos. Cuando viaja prefiere hacerlo en coche porque "permite parar cuando quieras y contemplar el paisaje. También te garantiza independencia".

Pensaban que era un "submarino"

De colores futbolísticos mantiene un idilio desde niño con el Betis. También con el Atlético de Madrid. Guarda en su casa las dos bufandas, remarca. "Ahora me quiero hacer del Málaga CF". Si sale de diputado acudirá más a menudo a la provincia, no solo en verano. En la pasada Semana Santa estuvo en el multitudinario traslado del Cristo de Mena. También se desplazó a una pequeña procesión de La Cala del Moral (en Rincón de la Victoria).

No le interesa la vida del partido, pero cuando llegó a Málaga pensaban que en realidad era un 'submarino' del aparato nacional de Vox. No. Manso reporta a Manso. Le apetece esta aventura, y si no sale bien, se volverá a su despacho donde le espera menos exposición mediática, mucho más dinero, pero sin la gloria de Agincourt.

Andalucía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
16 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios