MÁS DIMISIONES

La cadena de fallos del consejero de Economía que Cs designó en Andalucía

Declaraciones erráticas se suman a dos ceses sensibles en menos de un mes y exhiben las dificultades de un departamento clave cuyo equipo constituyó Garicano al estilo 'headhunter'

Foto: El consejero andaluz de Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad, Rogelio Velasco. (EFE)
El consejero andaluz de Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad, Rogelio Velasco. (EFE)

La líder de la oposición, la socialista Susana Díaz, denunció este jueves antes de entrar en la sesión de control del Parlamento andaluz que el Gobierno de PP y Cs iba a cargarse una de sus medidas estrella, la bonificación gratuita de las matrículas universitarias para los alumnos que aprueben. Pudo decírselo al presidente andaluz, Juan Manuel Moreno, que evitó el envite y no aclaró nada en el hemiciclo. Poco después, el mismo Moreno fue quien introdujo al consejero de Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad, Rogelio Velasco, en un corrillo de periodistas para que aclarara qué había pasado exactamente.

Según la dirigente del PSOE andaluz, la directora general de Universidades había trasladado a los estudiantes que se iban a mantener, de momento, las matrículas gratuitas, pero que esa no era la filosofía del Gobierno de PP y Cs y que habría una modificación presupuestaria a posteriori para eliminar esa gratuidad. No era la primera vez que sonaba esa música pero ahora llegaba en plena elaboración de los Presupuesto andaluces para 2019, de los que el Gobierno ha dado cifras parciales y todas buenas, al son de la campaña electoral de las municipales.

El consejero de Economía ya destapó meses atrás que esa no era su filosofía en una entrevista en 'El Mundo', donde también sostuvo que se había hecho mucha "demagogia" sobre los sueldos de los políticos, que no eran elevados en comparación con el sector privado. Eran declaraciones políticamente incorrectas que se sumaban a otras. Después, rectificó.

Los parados y las promesas políticas

Velasco fue quien dijo en sede parlamentaria que la promesa de Juan Manuel Moreno, actual presidente andaluz, de crear 600.000 empleos en campaña era solo "un lenguaje, una forma de expresarse en campaña electoral". Días después, fue protagonista de otra declaración ruidosa, cuando en una entrevista en 'Canal Sur' animó a los parados andaluces de larga duración a mudarse a la Costa del Sol, Almería o Huelva. Pequeñas mudanzas dentro de la comunidad, dijo, a las zonas con más dinamismo económico.

Un grupo de catedráticos, profesores universitarios y empresarios andaluces —sin vinculación política y que llevan tres décadas involucrados en el Observatorio Económico de Andalucía (OEA)— conformaron el origen del núcleo duro de la nueva Consejería de Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad. Velasco era catedrático de Economía con experiencia en EEUU en varios puestos académicos, una década en Telefónica como alto directivo y estaba ligado al MBA del Instituto de Empresa como profesor de Emprendimiento.

Los fichajes 'estrella'

El consejero de Economía fue tajante este jueves. Aseguró a los periodistas que no solo en la reunión nadie había comunicado nada en ese sentido, sino que quería comprometerse públicamente a que esa bonificación en las matrículas universitarias se mantendría toda la legislatura, incluiría a los alumnos andaluces matriculados en la Uned y que habría becas para estudiantes que se trasladaran de una provincia a otra para cursar sus estudios. Dijo no saber de dónde venía el supuesto bulo del PSOE andaluz. "Ni idea, no lo entiendo", sostuvo con rotundidad.

Desde su departamento admiten que los estudiantes preguntaron por las matrículas gratuitas y que se les trasladó que se mantendrían aunque se aprobarían otras medidas complementarias que permitieran discriminar a los estudiantes según "su esfuerzo" y "su renta". La gratuidad ahora mismo es para todos y basta con un aprobado.

La consejería asegura que la alto cargo de Universidades ya había presantado su carta de dimisión días antes porque no se adaptaba

Bien, cuatro horas más tarde, ya terminado el pleno del Parlamento andaluz, trascendió y la consejería tuvo que confirmar que la secretaria general de Universidades, Pilar Ariza, había solicitado formalmente su cese "por motivos personales y profesionales". Desde la consejería aseguraron que "no tenía nada que ver" con lo ocurrido con las universidades y que este alto cargo no asistió a la reunión con los estudiantes. Ella no fue, pero sí una subordinada directa, la directora general de Universidades, Inmaculada Ramos. Aseguran desde Economía que la carta de la dimisión se había presentado "días antes" y que fue "inoportuno políticamente" que fuera precisamente este jueves cuando ella lo dijera a sus colaboradores porque se había decidido "comunicarlo más adelante". Ariza tiene un brillante currículum como catedrática de universidad en el ámbito de la ingeniería pero "no se adaptaba a la administración", según la versión oficial.

Fondos europeos

Esa es la versión de la Consejería, que la oposición no cree porque la sucesión de hechos es elocuente. Casualmente en ese encuentro este jueves con el consejero de Economía, hubo oportunidad de preguntar a Velasco por otra dimisión, la de la directora general de Fondos Europeos, Isabel Álvarez Carmona, que cesó en su cargo el pasado 7 de mayo aunque no se conoció hasta una semana más tarde, cuando lo reveló 'ABC'. La transparencia tampoco está siendo el plato de este departamento.

El cese de este alto cargo, explicó el consejero, se produjo porque no estaba atendiendo sus directrices y "no priorizaba" lo que se le decía. La Junta había denunciado la inejecución de fondos europeos por parte del anterior Gobierno como una de las cargas de la "herencia envenenada" que le había dejado el PSOE y advirtió de que había miles de millones en el aire pendiente de certificaciones. Pidió una prórroga para justificar fondos y no perder ayudas.

Un 'headhunter'

El consejero de Economía del Gobierno andaluz restó importancia a los ceses. Aseguró que había hecho más de 80 entrevistas para formar el equipo directivo de su departamento, que él mismo llevaba 30 años viviendo fuera de Andalucía y que por eso fue más difícil conformar el organigrama, que había rastreado a los mejores en el sector privado e incluso señaló que hay empresas de 'headhunter' que se dedican a eso cobrando miles de euros. Filosofía del sector privado que en política puede ocasionar problemas.

Cs decidió dirigir desde Madrid, con Luis Garicano y sus economistas al frente, la conformación del equipo del Gobierno andaluz. Eso ocasionó roces internos con el vicepresidente andaluz Juan Marín, que quería también influencia en esos nombramientos. De momento, todos los ceses en el Gobierno de Andalucía excepto el del consejero de Economía, que renunció nada más llegar por una cardiopatía, han estado en el área de Cs. Dimitió la delegada de la Junta en Granada, por su presunta relación con el caso Nevada, y dimitió el delegado de Empleo en Málaga tras destapar El Confidencial que tenía sociedades en Panamá.

Andalucía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
29 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios