en 1995

El detenido por la muerte de Laura asesinó a una anciana para que no testificara contra él

Según la sentencia a la que ha tenido acceso este diario, Montoya asesinó a esta mujer el 13 de diciembre de 1995 provisto de un machete. Una vez en el suelo, la apuñaló seis veces

Foto: Registros en El Campillo. (EFE)
Registros en El Campillo. (EFE)

No será la primera vez que Bernardo Montoya, el hombre que ha sido detenido tras la muerte de Laura Luelmo en El Campillo, Huelva, se las vea con la Justica. El ahora arrestado ya fue condenado a prisión en 1997 por asesinar a una anciana de 82 años en la localidad de Cortegana, cerca de El Campillo, para evitar que testificara contra él. Montoya fue condenado a 17 años de cárcel por ello, pero como en sus permisos penitenciarios ha ido sumando más delitos, no salió de prisión hasta hace tan solo dos meses.

La sentencia por el crimen de 1995, a la que ha tenido acceso El Confidencial, especifica que el detenido asesinó con un machete a la mujer de 82 años a las 23:30 del 13 de diciembre. Tras entrar a su dormitorio por una ventana y ver a la mujer, que había acudido al cuarto al oír ruidos, Montoya se agazapó detrás de la puerta de la habitación y, "de forma sorpresiva e inopinada y sin mediar palabra", le propinó una primera puñalada "en la región dorsal". La anciana cayó entonces al suelo, momento que el sujeto aprovechó para abalanzarse sobre ella y propinarle otras seis puñaladas en el cuello que acabaron con su vida.

[Pincha aquí para leer la sentencia]

Según la sentencia, que fue dictada en 1997 por la Audiencia Provincial de Huelva, Montoya sufría una grave adicción a la heroína y cocaína desde hacía años y en el momento de ocurrir los hechos tenía levemente "afectada su voluntad". Aunque el tribunal aplicó entonces un atenuante por su drogodependencia, los magistrados le condenaron a 15 años de prisión y la prohibición de volver a Cortegana durante un periodo de cinco años por un delito de asesinato, a dos años y siete meses y el pago de una multa de 2.700 euros por un delito de obstrucción a la justicia, y a otros dos meses y 600 euros de multa por un delito de allanamiento de morada. Asimismo, la Audiencia le condenó a indemnizar al hijo de la víctima con 72.000 euros en concepto de responsabilidad civil “por los perjuicios causados y derivados del fallecimiento de su madre”.

El detenido por la muerte de Laura asesinó a una anciana para que no testificara contra él

Cuando comenzaron las pesquisas policiales en esta localidad para dilucidar quién había asesinado a Laura Luelmo, Bernardo trató de huir con su coche, comenzando así una persecución que terminó a más de 50 kilómetros de distancia de El Campillo: las autoridades le tenían monitorizado y, en el momento de intentar escapar, montaron un control policial para detenerle, pero no paró y tuvieron que perseguirle hasta conseguir reducirle. Con las esposas ya en sus muñecas, los investigadores tratarán ahora de averiguar si fue él quien asesinó a la joven.

Andalucía
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios