por ahora no hay sucesos de importancia

En alerta: la Feria de Málaga se blinda contra un ataque terrorista

Más de 1.000 agentes vigilan la fiesta de la ciudad andaluza. Bloques de hormigón impiden el acceso a los dos recintos feriales. "No bajamos la guardia", insisten en el ayuntamiento

Foto: Bloques de hormigón a la entrada de la Feria del Centro de Málaga. (Agustín Rivera)
Bloques de hormigón a la entrada de la Feria del Centro de Málaga. (Agustín Rivera)

El recuerdo de los atentados de Barcelona o el del Paseo de los Ingleses de Niza está reciente. En Andalucía continúan en la memoria las avalanchas en la ‘Madrugá’ sevillana de 2017 y el Lunes Santo malagueño de ese mismo año. La Feria de Málaga no quiere sorpresas y mantiene intacto el máximo nivel de alerta antiterrorista.

Los bloques de hormigón y las jardineras se han convertido, desde hace varios años, en otra estampa habitual de estos días de fiesta en Málaga. Hay más de 1.000 agentes de la Policía Nacional y la Policía Local de Málaga que cumplen el nivel 4 “reforzado” de seguridad, según indica Mario Cortés, concejal de Seguridad del ayuntamiento de la ciudad andaluza.

No vamos a bajar el nivel, es más, lo hemos incrementado”, abunda Cortés. La Policía Local tiene previsto realizar un total de 5.260 servicios durante los festejos, con una media de 525 efectivos diarios. La Comisaría Provincial incluirá en el dispositivo a 529 efectivos de la Policía Nacional que realizarán 2.149 operaciones, además de los que prestan a diario los más de 1.938 agentes destinados en la ciudad.

Detenciones de yihadistas

Igual que las mafias (sobre todo en la Costa del Sol) y el terrorismo de ETA forman o han formado parte del paisaje de esta zona costera, en la capital malagueña se han detenido a yihadistas. La Policía Nacional arrestó el pasado mes de abril en Málaga al marido de una de las terroristas más peligrosas y más buscadas de Europa, un marroquí con residencia en España que enviaba dinero periódicamente para que ella pudiera viajar a Siria e integrarse en el DAESH junto a otro peligroso yihadista al que había conocido en internet.

El danés Ahmed Samsam fue detenido el 30 de junio 2017 en Estepona después de haber combatido en Siria entre 2012 y 2015. En 2014 se arrestó (ahora está en libertad), en la barriada de Las Delicias, en la zona oeste de Málaga, a un presunto colaborador de una célula de envío de yihadistas a Siria que regentaba una tienda de pollos asados y shawarmas.

Y en Rincón de la Victoria, municipio limítrofe de Málaga, la Policía detuvo en abril de 2016 a Antonie Denive, de nacionalidad francesa. Denive se divertía con música a todo trapo y fiestas con vistas al mar en un piso alquilado frente al mar. Este individuo fue proveedor de armas que se utilizaron en los atentados de París de enero de 2015.

Actividades delictivas

En la Feria de Málaga, según relató la Junta Local de Seguridad, no solo se contemplan medidas antiterroristas, sino también de prevención de actividades delictivas y control de objetos peligrosos, entre los que se incluyen los controles de acceso para evitar la entrada con botellas de vidrio, control de venta de alcohol a menores, venta de bebidas sin autorización, venta ambulante, así como las barras de alcance para la expedición de bebidas para su consumo en la vía pública y otras infracciones a la Ordenanza de Convivencia.

“Hasta ahora no se ha producido ningún incidente reseñable”, subraya el concejal de Seguridad, que tiene claro igual que residentes y turistas que los bloques de hormigón y las jardineras seguirán siendo parte del paisaje de la Feria de Málaga.

Andalucía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios