El diputado a quien el TSJA investiga por los ERE está en ‘la lista Forbes’ del Parlamento
  1. España
  2. Andalucía
trama de las ayudas sociolaborales

El diputado a quien el TSJA investiga por los ERE está en ‘la lista Forbes’ del Parlamento

El sevillano Carmelo Gómez declara un saldo en sus cuentas bancarias de 141.000 euros, frente a los 15.000 euros de Susana Díaz o los 35.000 del número dos del PSOE andaluz

Foto: Fotografía de archivo del diputado socialista Carmelo Gómez Domínguez.
Fotografía de archivo del diputado socialista Carmelo Gómez Domínguez.

La declaración de bienes del diputado socialista Carmelo Gómez es llamativa por las cantidades medias de sus cuentas bancarias. En la web del Parlamento andaluz, con fecha de abril de 2015, declara un saldo total en sus cuentas bancarias de 141.019 euros, su participación en dos viviendas en Sevilla y otra tercera en multipropiedad, un seguro de vida y un préstamo hipotecario de 106.518 euros. Las cifras son llamativas en comparación con el resto de sus compañeros diputados y figura como el segundo con mejor situación financiera en el grupo socialista.

Sólo le gana la diputada por Jaén Manuela Serrano, que se estrenó en esta legislatura, es funcionaria de carrera, ha ocupado altos cargos en la Junta y tiene en sus cuentas 212.662 euros. Entre los más ricos de la Cámara andaluza siempre figura la diputada del PP Esperanza Oña, con once viviendas y un saldo bancario de 127.517 euros. El socialista investigado en el caso ERE supera su saldo bancario pese a que estuvo más de un lustro sin ocupación conocida. En su currículum reza que es Técnico Superior en Dietética.

'Trabajó' para Lanzas

La juez María Núñez Bolaños ha pedido al Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), tras solicitarlo la Fiscalía hace ya un año, que investigue al diputado socialista Carmelo Gómez. En concreto se investiga su supuesta relación con una de las empresas pantalla del conseguidor de los ERE, el exsindicalista de UGT, Juan Lanzas, uno de los capos de la supuesta trama fraudulenta de ayudas sociolaborales. El juez deberá determinar si el diputado sevillano y miembro de la ejecutiva regional de Susana Díaz simuló facturas falsas con cargo a Mercasevilla, la lonja municipal en el origen de la trama, a través de Maginae Solutions, una de las empresas pantallas de Lanzas. Las facturas investigadas no exceden de los 8.390,55 euros y se emitieron entre marzo y agosto de 2007.

En la exposición razonada, la juez pide al TSJA que investigue tanto a Carmelo Gómez, dada sucondición de aforado, como a otras seis personas no aforadas ya imputadas en la causa, en concreto a Lanzas; a su cuñado,Ismael Sierra; al exdirector general de MercasevillaFernando Mellet; al exconcejalJosé Antonio García(PSOE); aMaría del Carmen Rodríguez, nuera del exdelegado de Empleo en Sevilla Antonio Rivas, y al asesor fiscal de Lanzas,José Rodríguez López.

La dirección del PSOE andaluz insiste en mantenerse en silencio a la espera de que el TSJA decida si lo imputa o no. En el caso de que sea imputado, si siguen la misma regla que aplicaron a los expresidentes Manuel Chaves y José Antonio Griñán, deberían de pedirle que deje su escaño. Los estatutos del PSOE exigen la retirada en el momento de la apertura de juicio oral, un paso más, pero el acuerdo con Ciudadanos insiste en que se retirará en caso de imputación. Los socialistas se muestran en privado convencidos de la inocencia de Carmelo Gómez.

El diputado sevillano no es un cualquiera en el PSOE. Es uno de los actuales dirigentes que más conoce políticamente a Susana Díaz. Aterrizó en el partido de la mano de Alfonso Guerra, estuvo vinculado a las Juventudes Socialistas y reclutó a una entonces joven edil en el ayuntamiento de Sevilla, hoy la presidenta de la Junta, en la guerra que libró contra el exalcalde socialista Alfredo Sánchez Monteseirín para hacerse con el control del partido y convertirse en candidato a la alcaldía. Desde entonces, la trayectoria política de ambos siempre ha tenido puntos de encuentro. Carmelo Gómez, tenía su fortaleza orgánica en el PSOE de Sevilla en la agrupación Macarena, la misma que salió marcada por el caso de las facturas falsas, Fitonovo o ahora por la trama de Ausbanc. Del caso de las facturas falsas salió absuelto José Antonio García, que también será ahora investigado junto a Carmelo Gómez en los ERE. Sí fue condenado José Marín, rescatado como su mano derecha en Andalucía por el presidente de Asubanc, Luis Pineda.

Tras su disputa con Monteseirín en el PSOE de Sevilla se llevó años en dique seco hasta que fue recuperado por Viera y Díaz en 2007

Tras su disputa interna en el PSOE de Sevilla contra el exalcalde Alfredo Sánchez Monteseirín, Susana Díaz salvó su trayectoria pero Carmelo Gómez, el urdidor el movimiento crítico en un PSOE de Sevilla donde la guerra de tribus siempre ha sido la tónica, cayó en desgracia. Así estuvo años, desde 2002 a 2007 aproximadamente, sin ocupación conocida, hasta que resucitó políticamente. Fue el entonces secretario general de los socialistas sevillanos, José Antonio Viera, ex consejero de Empleo imputado en los ERE, quien ordenó su rescate político. Como número dos de Viera en el PSOE de Sevilla estaba Susana Díaz. Dieron una ocupación a Carmelo Gómez en clave orgánica, para evitar que participara en un movimiento crítico que intentaba desbancar a la cúpula del socialismo sevillano. Fuentes socialistas indican que el encargo de buscarle un trabajo recayó en el entonces delegado de Empleo, Antonio Rivas, también imputado en los ERE. Estas conexiones, este punto de la trama, es uno de los más comprometidos políticamente para la presidenta de la Junta, que siempre ha defendido que nada del caso salpica su trayectoria política.

La conexión con el exdelegado Rivas

Ya la juez Mercedes Alaya ordenó a la Guardia Civil que informase sobre el “supuesto pago” por parte de Mercasevilla de las nóminas de Carmelo Gómez, José Antonio García y María del Carmen Rodríguez, “aprovechando el entramado empresarial de Juan Lanzas”, pues “aparecen dados de alta el primero en Maginae Solutions, en Al Andalus Mass Media Channel el segundo, y la tercera en dicha entidad y en Consulting Social Siemur”. María del Carmen Rodríguez es nuera del exdelegado de Empleo, Antonio Rivas.

Tras su supuesta vinculación con el conseguidor de los ERE, Juan Lanzas, Carmelo Gómez pasó a ocupar un puesto en la Diputación de Sevilla muy bien remunerado y con un salario anual que, según fuentes socialistas, rondaba los 70.000 euros. “Quizás en aquel momento y tras tantos años sin ingresos decidió ahorrar y de ahí sus cuentas bancarias”, argumenta alguien del PSOE sevillano. Gómez ha declinado hablar con este periódico y no ha querido ofrecer ninguna explicación sobre el dinero en sus cuentas.

En 2013, la presidenta de la Junta propició su ascenso y le ofreció un puesto en su ejecutiva regional. Después lo hizo diputado andaluz

En 2013, Susana Díaz rescató a Carmelo Gómez cuando se hizo con la secretaría general del PSOE andaluz. Le ofreció un sillón en su ejecutiva regional y le encargó la secretaría de Formación y Nuevos Afiliados. Cuando el fiscal solicitó su imputación, el diputado andaluz declaró a Europa Press que cumplió con todas sus tareas en la empresa de Lanzas y que no tuvo conocimiento de “irregularidad alguna”. Durante muchos meses en el PSOE de Sevilla Viera, uno de los políticos señalados como clave en la trama de los ERE y cuya credibilidad está bajo mínimos, se dedicó a pregonar que si él o Carmelo Gómez tiraban de la manta podrían comprometer a la presidenta de la Junta. Ni ella ni su entorno han dado nunca credibilidad a estos comentarios.

El saldo en las cuentas bancarias declarado por Carmelo Gómez no aguanta comparación con ninguno de sus compañeros. Susana Díaz declara un saldo de 15.534 euros, el consejero de Turismo de 1.782 euros, el consejero de Justicia, Emilio de Llera, de 4.500 euros, la consejera de Hacienda, María Jesús Montero, de 3.800 euros, la secretaria general del PSOE de Sevilla, Verónica Pérez, de 3.000 euros y el número dos del grupo socialista, José Muñoz, de 20.041 euros. Estos son el resto de diputados socialistas por Sevilla. Tampoco en el resto de provincias hay quien declare cantidades como la de Carmelo Gómez. Entre los que tienen mejores cuentas bancarias está el número dos del PSOE-A, Juan Cornejo, con 34.000 euros tras años ocupando cargos públicos. Muy lejos de los 141.000 del diputado que será investigado en los ERE.

Carmelo Gómez Susana Díaz Ciudadanos José Antonio Viera José Antonio Griñán PSOE Caso ERE
El redactor recomienda