el 'homenaje' a otegi

Los jóvenes del SAT refuerzan sus lazos con el mundo abertzale y la CUP

Las banderas andaluzas en favor de Otegi a su salida de la cárcel reviven los vínculos con los independentistas que abonó Sánchez Gordillo y ahora resurgen alrededor de Podemos

Foto: El SAT, junto a la izquierda abertzale, en el Centro Penitenciario de Alcolea (Córdoba) en solidaridad con los familiares de los presos. (Facebook)
El SAT, junto a la izquierda abertzale, en el Centro Penitenciario de Alcolea (Córdoba) en solidaridad con los familiares de los presos. (Facebook)

Óscar Reina, que tomó el relevo del histórico Diego Cañamero el pasado octubre apadrinado por su antecesor y con un rotundo apoyo, es el joven andaluz de 25 años al frente del Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT). Fue uno de los andaluces que celebraron la libertad de Arnaldo Otegi. Aunque muchos se han preguntado por qué ondeaban las banderas independentistas andaluzas a la salida de Otegi de la cárcel de Logroño y en el posterior homenaje que recibió en su localidad natal, Elgoibar, las vinculaciones del SAT y su brazo político, la CUT de Juan Manuel Sánchez Gordillo, con el mundo abertzale no son nuevas. Difuminados en los últimos años, ahora vuelven a intensificarse los lazos del sindicato andaluz con Bildu y la CUP de la mano de sus nuevos dirigentes y con un nuevo eje común, la buena sintonía con Podemos.

Muy joven pero con una larga trayectoria de lucha sindical, sin el trapío ni la historia ‘épica’ de Cañamero, el nuevo líder del SAT había pasado hasta ahora muy desapercibido. Su presencia a la salida de la cárcel para aplaudir a Otegi ha llevado a muchos a desviar la mirada hacia este joven de Gilena, un pueblo de 3.800 habitantes de la provincia de Sevilla, en la órbita de Marinaleda o El Coronil, el triángulo de influencia del movimiento político y sindical liderado hasta ahora por Sánchez Gordillo y Cañamero. Empujaba uno de los carritos en los asaltos a Mercadona y participó también en la ocupación de la finca de Las Turquillas. El Confidencial ha hablado con Óscar Reina, que admite cierta sorpresa por la relevancia mediática que ha tenido su presencia en los actos de Otegi. El líder de Sortu agradeció públicamente la presencia de la CUP y el SAT. “Son el ejemplo de lo que hay que hacer”, proclamó.

Emocionantes palabras de oscar reina en la carcel de Córdoba gracias Óscar gracias Sat

Posted by Daniel Sainz Mendez on domingo, 21 de febrero de 2016

 

El portavoz nacional del SAT justifica su recibimiento a Otegi recordando que en los estatutos del sindicato se recoge que son un movimiento nacionalista andaluz “solidario con otros pueblos”. Efectivamente, se recoge entre sus fines “la lucha por los derechos nacionales del pueblo andaluz, y el desarrollo de su identidad, cultura, lengua, etc, incluyendo expresamente el derecho a la autodeterminación”. “Nos solidarizamos por las causas justas y contra las causas injustas”, asegura Reina. “Se ha cometido una tremenda injusticia contra Otegi, es totalmente injusto que haya pasado seis años en la cárcel por contribuir al proceso de paz en Euskal Herria. Por eso quisimos ir un grupo de compañeros a apoyarlo a su salida de la cárcel”, informa el responsable del sindicato. “Aunque esté todo muy mediatizado, fue un acto de apoyo a Otegi y a su lucha pacífica, esto último siempre con mayúsculas”, insiste Reina. “Desde el Sindicato de Obreros del Campo (SOC) y el SAT siempre hemos estado muy vinculados al mundo abertzale y a su lucha, como con los compañeros de Cataluña y Galicia”, prosigue.

Se reactiva la lucha por los presos

No era la primera vez que Reina peleaba a favor de los presos de ETA. El joven que ha tomado el testigo de Cañamero participó el pasado 20 de febrero en un acto contra la dispersión en la cárcel de Córdoba que tuvo réplica en otros 40 centros penitenciarios de España. Algo más de un centenar de personas, del mundo abertzale y familiares de presos etarras, aplaudieron y celebraron las palabras de apoyo del líder del SAT. En la cárcel cordobesa hay 12 condenados por su participación en atentados terroristas con la banda vasca, entre otros uno de los asesinos de Miguel Ángel Blanco y uno de los secuestradores de Ortega Lara. El líder del SAT mostró su solidaridad en un discurso público donde recordó que su sindicato también es víctima de la “represión política” y enfrenta “más de un millón de euros en multas y más de 600 procesados en el Estado español por pedir pan, trabajo, techo y dignidad en Andalucía”.

Los miembros del SAT afrontan multas por un millón de euros y suman 600 procesados en España

“Lo decimos alto y claro, estamos en el mismo camino que la lucha aunque en procesos distintos, en el mismo camino porque luchamos contra la misma bestia, contra el mismo sistema capitalista, todas las veces que haga falta debemos cubrirnos con la solidaridad internacionalista y defender el mismo derecho de autodeterminación. Ya es hora, en 2016, de que el pueblo tome el poder, de que el pueblo pueda decidir sobre sus propias vidas, de que después de tantos años de supuesta democracia se respeten los derechos humanos”. “Exigimos que se respeten los derechos de los presos que ya están pasando una condena bastante fuerte, es un triple castigo, no solo castigan a los presos sino a sus familias, que pierden sus vidas en las carreteras para poder ver a sus hijos y sus hermanos. Las injusticias hay que denunciarlas. Nos llamen terroristas o nos llamen como nos llamen, porque no hay mayor terrorista que el sistema capitalista”, proclamó el líder del SAT entre aplausos, según consta en un vídeo difundido en las redes sociales por Bildu.

Sánchez Gordillo y Otegi, amistad antigua

El sindicalista admite su admiración y respeto por su antecesor en el SAT y también por el alcalde de Marinaleda, Juan Manuel Sánchez Gordillo, de baja por enfermedad y que “para mi ha sido y es una gran personalidad”. Cañamero nunca se prodigó tanto en apoyos a Otegi y su entorno, pero la amistad de Sánchez Gordillo con el político independentista, actual secretario general de Sortu, es más que conocida. El exdiputado andaluz, que salió de Izquierda Unida y ha pedido en los últimos tiempos el voto para Podemos, y Otegi siempre se han profesado “una gran simpatía”, en palabras del líder vasco. Marinaleda se ha engalanado en varias ocasiones con ikurriñas y en el pueblo vecino de Badolatosa, también en el área de influencia del SAT y de su brazo político, CUT, desde 1985 una barriada homenajea al “gran luchador vasco” Santi Brouard, dirigente de Herri Batasuna asesinado por los GAL.

Sánchez Gordillo. (EFE)
Sánchez Gordillo. (EFE)

El actual portavoz nacional del SAT fue concejal en su pueblo de Alternativa por Gilena, marca blanca de Podemos, y renunció a su acta al ponerse al frente del sindicato. Participó con Cañamero en las primarias de Podemos en la lista perdedora de Utopía y Dignidad y en las listas al Parlamento andaluz de este partido por Córdoba. Entre sus referentes políticos está la diputada autonómica María del Carmen García, ‘la Mari del Coronil’, y el que fue número uno de la lista de Podemos en Jaén en las generales, Andrés Bódalo. El concejal jiennense tendrá que ir a la cárcel tras desestimar el Supremo su recurso porque no se hizo en tiempo y forma. Está condenado a tres años y medio de prisión por agredir al primer teniente de alcalde socialista del municipio de Jódar en unas protestas del SAT. Todos además forman parte del círculo político de la secretaria general de Podemos en Andalucía, Teresa Rodríguez.

Andalucía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios