Es noticia
Menú
El PP cree que Sánchez "prepara el terreno" para salvar a Griñán: "Sería un escándalo"
  1. España
CASO ERE

El PP cree que Sánchez "prepara el terreno" para salvar a Griñán: "Sería un escándalo"

Génova insta a la Moncloa a desmentir la posibilidad del indulto y advierte de que "sería un paso demasiado grave" para el Ejecutivo que, además, tendría consecuencias "insospechadas" para el PSOE

Foto: El líder del PP, Alberto Núñez Feijóo. (EFE/Rodrigo Jiménez)
El líder del PP, Alberto Núñez Feijóo. (EFE/Rodrigo Jiménez)

Que los dos últimos presidentes socialistas del Gobierno secunden a la familia de José Antonio Griñán en la petición de su indulto parcial ha devuelto al foco mediático la posibilidad de que la Moncloa opte por la medida de gracia, una puerta que nunca ha cerrado el jefe del Ejecutivo desde que se conociese la sentencia del caso ERE. En el PP nunca han ocultado su desconfianza ante este escenario y, de hecho, la dirección de Génova ve premeditación en la maniobra de presión de Felipe González y José Luis Rodríguez Zapatero, desvelada en exclusiva por El Confidencial, y que vuelve a poner en aprietos a un silente Pedro Sánchez.

"Claramente, están preparando el terreno para el indulto", comenta un alto cargo del entorno de confianza de Alberto Núñez Feijóo, que ya advierte de que sería "un escándalo difícil de explicar", con la consiguiente factura política para el secretario general socialista. En el primer partido de la oposición se oponen con dureza a la concesión de la medida de gracia pese a la sentencia en firme del Tribunal Supremo, aunque reconocen que tal circunstancia sería un golpe de gran magnitud para un PSOE que atraviesa por horas bajas.

"Sería un terremoto. Sánchez es de mandíbula dura, pero ese indulto tendría consecuencias insospechadas para el PSOE"

"Sorprende que diferentes dirigentes del PSOE hablen abiertamente de revocar una condena firme por malversación a dos expresidentes, y más sorprende aún que el Gobierno no niegue esa posibilidad", comentan en el entorno del jefe de la oposición, que reta a Sánchez a rechazar claramente ese escenario. Lejos de hacerlo, el presidente del Gobierno ya defendió públicamente a José Antonio Griñán, pese a la condena por prevaricación y malversación de caudales públicos. "Están pagando justos por pecadores", pronunció a finales del mes de julio, una intervención en la que ya dejó entreabierta la puerta del indulto.

"Sería un paso demasiado grave, incluso para Pedro Sánchez", insisten en las filas populares, que no olvidan la causa que motivó la moción de censura que acabó con la carrera política de Mariano Rajoy en 2018, una maniobra que el PSOE ejecutó tras el estallido judicial del caso Gürtel. "Los que llegaron al poder diciendo que combatirían la corrupción, ahora pretenden borrarla del historial político de sus cargos condenados", insisten en Génova, donde ya exigen "información expresa" a la Moncloa sobre sus intenciones respecto a la condena que afecta a dos expresidentes socialistas de la Junta de Andalucía.

Foto: El coordinador general del PP, Elías Bendodo. (EFE/Javier Lizón)

En privado, diferentes dirigentes populares se mostraban escépticos en las últimas semanas respecto a la posibilidad de que Sánchez ejecutase la medida de gracia por las consecuencias políticas que tendría para él mismo a las puertas de un año electoral. Una vez presentada la solicitud de indulto por parte de la familia de Griñán, el Gobierno, en función de la fecha de publicación de la sentencia íntegra por parte del Supremo, podría tomar una decisión en Consejo de Ministros el mes de noviembre. "Sería un terremoto. Una quiebra de la confianza de los ciudadanos en el sistema de Justicia. Sánchez es de mandíbula dura, pero eso tendría consecuencias insospechadas para el PSOE", comenta otro dirigente de Génova.

Edmundo Bal: "¿Les indultan por tener el carné del PSOE? ¿En otros casos de malversación, que son muchos, no van a indultar?"

Ciudadanos critica también con dureza la decisión de González y Zapatero de sumarse a la petición de indulto, y advierte de las consecuencias que tendría que Sánchez se abone a ese escenario, ya no para el PSOE, sino para las propias instituciones. "Van a dejar la Justicia como un erial, usando los indultos por interés propio del partido que está en el Gobierno", censura el portavoz de la formación naranja, Edmundo Bal, en declaraciones a El Confidencial. "Los delitos son muy graves. El montante total de lo sustraído para poner el dinero público al servicio de los intereses de un partido es enorme. Y Griñán está condenado por sentencia firme. ¿Les indultan entonces por tener el carné del PSOE? ¿En otros casos de malversación, que son muchos, no van a indultar?", cuestiona.

También Vox se ha subido al carro de las críticas, y desde la cúpula del partido recuerdan que la ley establece que el indulto total sólo se otorgará en caso de existir a su favor "razones de justicia, equidad o utilidad pública", causas que "claramente no concurren" en el caso del expresidente andaluz. Denuncian los de Santiago Abascal que Sánchez valore utilizar este figura "para ayudar a compañeros de partido".

Las "prisas" de Sánchez con el TC

Desde que trascendió la sentencia del caso ERE, en el PP han ido abonando la teoría de que las "prisas" de Sánchez por renovar el Tribunal Constitucional se explican, en parte, por la "tentación" que ven en el PSOE de tramitar la medida de gracia para el expresidente de la Junta de Andalucía. La renovación exprés ejecutada por el Gobierno devolverá una mayoría progresista al Constitucional y, según la lectura del PP, permitiría al Gobierno salvar a Griñán de la cárcel, una intención de la que recelan desde hace semanas.

"Esperamos que nadie tenga la tentación de tomar decisiones que nadie entendería. Estoy oyendo hablar de indultos, pero no creo que el Gobierno cometa ese atropello", advirtió Elías Bendodo cuando trascendió la sentencia. En una entrevista en TVE, el coordinador general de Génova dio a entender que la reforma exprés impulsada por el PSOE para renovar el Constitucional en septiembre sin contar con el PP está vinculada con la condena de Griñán. "Sería mucha casualidad".

Que los dos últimos presidentes socialistas del Gobierno secunden a la familia de José Antonio Griñán en la petición de su indulto parcial ha devuelto al foco mediático la posibilidad de que la Moncloa opte por la medida de gracia, una puerta que nunca ha cerrado el jefe del Ejecutivo desde que se conociese la sentencia del caso ERE. En el PP nunca han ocultado su desconfianza ante este escenario y, de hecho, la dirección de Génova ve premeditación en la maniobra de presión de Felipe González y José Luis Rodríguez Zapatero, desvelada en exclusiva por El Confidencial, y que vuelve a poner en aprietos a un silente Pedro Sánchez.

Partido Popular (PP) Tribunal Constitucional Caso ERE
El redactor recomienda