Es noticia
Menú
El jefe de los Mossos de Aragonès pidió sabotear al Estado, el Ibex y los medios no secesionistas
  1. España
informe de la guardia civil

El jefe de los Mossos de Aragonès pidió sabotear al Estado, el Ibex y los medios no secesionistas

La Guardia Civil descubre un correo enviado por el actual secretario general del Departamento de Interior del Govern con un plan de acciones de desobediencia para doblegar al Estado durante la aplicación del artículo 155

Foto: Oriol Amorós, en una imagen de archivo. (EFE/Kiko Huesca)
Oriol Amorós, en una imagen de archivo. (EFE/Kiko Huesca)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

El secretario general del Departamento de Interior de la Generalitat de Cataluña, el dirigente de ERC Oriol Amorós, uno de los máximos responsables actuales de los Mossos d’Esquadra, propuso a otros altos cargos de su partido sabotear al Estado atacando a las grandes compañías del Ibex, organizar un boicot a la Policía Nacional y la Guardia Civil, dejar de consumir medios de comunicación no independentistas y provocar un colapso de Hacienda con la presentación masiva de declaraciones de impuestos erróneas.

Las medidas forman parte de una extensa lista de propuestas de desobediencia que Amorós envió a Marta Rovira y otros líderes de ERC en las semanas siguientes a la aplicación del artículo 155. Según refleja un informe al que ha tenido acceso El Confidencial, la Guardia Civil halló la comunicación en la bandeja de correo de Xavier Vendrell, un condenado por pertenencia al grupo terrorista Terra Lliure que posteriormente dio el salto a ERC y que fue uno de los cerebros en la sombra del referéndum independentista y de las protestas de Tsunami Democràtic. La Guardia Civil lo detuvo en octubre de 2020 en la operación Voloh por un pelotazo urbanístico y el desvío de fondos públicos al 'procés'.

placeholder Pinche para ampliar.
Pinche para ampliar.

El correo descubierto ahora ubica a Amorós en la línea dura del Govern de Pere Aragonès. En el momento de la consulta ilegal, tenía el cargo de secretario de Igualdad, Migraciones y Ciudadanía del Departamento de Trabajo, una de las consejerías involucradas en la creación de las llamadas estructuras de Estado. En noviembre de 2020, Torra lo nombró secretario general de todo el Departamento de Trabajo. Y finalmente, en mayo de 2021, ya con Aragonès en el Palacio dels Canonges, se convirtió en el número dos del Departamento de Interior con el puesto de secretario general, solo por debajo del consejero, Joan Ignasi Elena.

Amorós planteó desplegar un amplio abanico de acciones para tratar de doblegar al Estado. Según el correo recibido por Vendrell, entre sus propuestas se encontraba “no acatar a ninguna autoridad educativa ni ninguna decisión curricular que venga de Madrid”; que todos los funcionarios de la Generalitat pidieran aclaraciones a los responsables del Gobierno central para saturarlos con obligaciones de respuesta; “acciones de colapso ciudadano de los servicios de la Administración periférica del Estado”; “acciones contra los sectores económicos vinculados al Ibex 35”, como la retirada de depósitos de la banca y el impago de recibos de suministros de luz y gas; “no compartir espacios públicos con personal de las fuerzas de ocupación”, en referencia a las Fuerzas de Seguridad del Estado, y un “boicot a los medios de comunicación contrarios a la democracia en Cataluña”, que conllevaría dejar de consultarlos y exigir a bares y cafeterías que solo sintonizaran canales de TV3.

placeholder Pinche para ampliar.
Pinche para ampliar.

El actual alto cargo de los Mossos d’Esquadra también propuso otras medidas, como poner en marcha una estrategia de desobediencia fiscal que pasaba por reducir las retenciones de IRPF a los trabajadores todo lo que fuera posible y hacer declaraciones de otros impuestos intencionadamente erróneas para obligar a Hacienda a abrir inspecciones de comprobación; “huelgas de hambre en solidaridad con los presos del 1-O”, y “marcar billetes en circulación con el eslogan ‘libertad presos políticos”.

El informe de la Guardia Civil subraya que Amorós también consideraba que era clave la creación de un equipo de desobediencia independiente que se dedicara exclusivamente a coordinar las movilizaciones y recoger fondos para financiar el sabotaje al Estado. Las acciones debían concentrarse especialmente en los días previos a las elecciones autonómicas del 21 de diciembre de 2017.

Foto: Ayuntamiento de Bàscara. (Cedida)

Los investigadores del Instituto Armado han encontrado otros correos reveladores. En enero de 2017, solo unos meses antes del 1-O, el presidente de la Plataforma Pro Selecciones Catalanas, Xavier Vinyals, reenvió a Vendrell y a otros dirigentes de la sala de máquinas del referéndum un 'mail' de la empresa SCL Elections, una división de la compañía estadounidense Cambridge Analytica que recopiló datos de más de 87 millones de usuarios de Facebook para influir en la votación del Brexit y ayudar a Donald Trump en la campaña que le llevó a la presidencia de Estados Unidos.

El correo estaba escrito por el CEO de SCL Elections, Alexander Nix, y en copia se encontraba otro directivo de esa compañía, Mark Turnbull. Estos se ofrecían abiertamente al secesionismo para poner a su disposición su “experiencia en procesos electorales” para que pudiera lograr sus objetivos en el referéndum del 1-O. Cambridge Analytica fue vinculada con las campañas de desinformación orquestadas por Rusia para tratar de desestabilizar a Occidente.

El secretario general del Departamento de Interior de la Generalitat de Cataluña, el dirigente de ERC Oriol Amorós, uno de los máximos responsables actuales de los Mossos d’Esquadra, propuso a otros altos cargos de su partido sabotear al Estado atacando a las grandes compañías del Ibex, organizar un boicot a la Policía Nacional y la Guardia Civil, dejar de consumir medios de comunicación no independentistas y provocar un colapso de Hacienda con la presentación masiva de declaraciones de impuestos erróneas.

Generalitat de Cataluña Mossos d'Esquadra Marta Rovira Pere Aragonès
El redactor recomienda