Es noticia
Menú
Rubiales maniobró para silenciar a colectivos feministas contrarios a su Supercopa en Arabia
  1. España
Supercopa Files

Rubiales maniobró para silenciar a colectivos feministas contrarios a su Supercopa en Arabia

Impulsó una declaración ante notario para dar cuenta de un presunto plan para boicotear el torneo con participación de periodistas españolas “incitando” a la policía saudí con “vestimenta inapropiada”

Foto: El presidente de la Real Federación Española de Fútbol, Luis Rubiales (c). (EFE/Rodrigo Jiménez)
El presidente de la Real Federación Española de Fútbol, Luis Rubiales (c). (EFE/Rodrigo Jiménez)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

Al presidente de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), Luis Rubiales, le preocupaba que colectivos feministas pusieran “en peligro la correcta imagen” de su Supercopa de España en Arabia Saudí. Por eso impulsó una declaración ante notario para dejar constancia documental de una información que le habían confiado algunos periodistas. Tenía que ver con el deseo de grupos de mujeres de protestar contra la decisión de vender el fútbol español a un país en el que no se respetan los derechos humanos. El plan pasaba por acudir a lugares concurridos del país con “vestimenta inadecuada” para incitar a las autoridades saudíes a arrestarlas y acaparar así la atención mediática.

“Dichas informaciones —decía el texto— que han llegado a mi persona se pueden sintetizar en que diversas mujeres, bien de nacionalidad española o de cualesquiera otra nacionalidad extranjera, que se encontrarían en Arabia Saudí de forma coetánea a los días de celebración de la competición (entre el 7 y el 13 de enero de 2020), bien a título personal o bien como periodistas acreditadas para el referido evento deportivo, pretenden realizar determinadas actuaciones y conductas con la finalidad de atentar y poner en peligro la correcta imagen, organización y desarrollo del referido evento, así como de las entidades organizadoras del mismo”.

Foto: Ilustración: EC Diseño.

La Federación recogía en esa declaración notarial a la que ha tenido acceso El Confidencial que la intención de esas mujeres era buscar, “de forma deliberada, la especial repercusión mediática que el evento tendrá tanto en Arabia como en España y en el resto del mundo durante los referidos días del mes de enero”. La redacción se la remitió a Rubiales su secretario general y mano derecha, Andreu Camps, para que le diera el visto bueno: “Luis, ¿cómo verías esta redacción?”. La fecha del escrito es el mismo 7 de enero y solo faltaba rellenar el nombre del representante de la RFEF que plasmaría su firma.

El texto denunciaba que “estas mujeres pretenden, por ejemplo, que se les prohíba la entrada en determinados lugares de Arabia Saudí, tales como, por ejemplo (a título nuevamente meramente enunciativo) recintos deportivos, estadios, restaurantes, hoteles, centros comerciales, lugares de culto, monumentos, lugares de concentración o entrenamiento de los equipos que forman parte de la competición o, incluso, que se proceda al desalojo obligado de dichos lugares como consecuencia del uso de la precitada vestimenta inadecuada”.

Foto: Foto: EC Diseño.

Las acusaban de planear “acciones tendentes a incitar a los responsables policiales, deportivos, federativos, gubernativos o de seguridad o de cualquier otra índole del evento en Arabia Saudí para que adopten acciones contra dichas mujeres. A título meramente enunciativo y en modo alguno exhaustivo, dichas actuaciones podrían estar relacionadas con el uso, por parte de estas mujeres, de vestimenta inapropiada con arreglo a los códigos habituales de conducta y protocolo a emplear en Arabia Saudí por parte de las personas del sexo femenino”. Fuentes jurídicas consultadas indican que este tipo de declaraciones se realiza con vistas a blindarse ante acciones judiciales futuras.

En sus declaraciones públicas, Rubiales ha defendido el acuerdo con Arabia Saudí por los avances que, según dice, supone para las mujeres. En su comparecencia pública del pasado 20 de abril, puso en valor que gracias a su acuerdo con los árabes “se ha permitido el acceso libre de las mujeres a los estadios, que antes no existía”. También destacó la voluntad de impulsar una liga de fútbol femenino en aquel país, “esto es una realidad gracias a la Federación española”. “Antes de ir nosotros no había ni baños para las mujeres”, dijo ante los medios de comunicación, a los que convocó para tratar de dar respuesta a las informaciones de este periódico.

Foto: Messi con Piqué durante un partido con el FC Barcelona. (Reuters/Albert Gea)

La RFEF ha tratado de censurar las revelaciones periodísticas de El Confidencial publicadas en el marco de los Supercopa Files, un alud de archivos que desvela nuevas irregularidades en el máximo órgano rector del fútbol en España. Para ello, ha acudido a un juzgado y se ha querellado contra los redactores del medio. Este miércoles, el Juzgado de Primera Instancia Número 1 de Pozuelo de Alarcón ha rechazado de plano la petición del presidente de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), Luis Rubiales, de secuestrar las informaciones de El Confidencial que han puesto de relieve las múltiples irregularidades de su gestión. La magistrada sostiene en su auto que la información "es de interés general", que afecta a "una institución pública" y que en ella se apuntan "hechos de dudosa legalidad". Afirma que no hay indicios de que el periódico o sus redactores participasen en ninguna sustracción de datos y tacha de especulaciones las tesis del 'hackeo' como origen de la información.

El acuerdo con Arabia Saudí para venderles el fútbol español reporta a la Federación unos beneficios de más de 200 millones de euros. Eso se traduce de forma directa sobre el sueldo de Rubiales, ya que incluye una variable sujeta a los ingresos totales de la institución. El presidente ya se ha comprometido a eliminar esa variable tras las revelaciones de este periódico. En 2021, Rubiales cobró 634.518 euros, ocho veces el sueldo de un ministro y siete el de Pedro Sánchez. A esa cantidad se suma la remuneración extra que llega a su cuenta por ser vicepresidente de la UEFA, en torno a otros 250.000 euros anuales.

Justo el día que terminó aquella Supercopa del año 2020, Rubiales concedió una entrevista a la Cadena COPE. Uno de los periodistas le transmitió que su impresión era que la RFEF había firmado con Arabia Saudí pensando en el negocio y no en los derechos humanos. El presidente de la Federación le dijo que era cierto. “Es acertado. Hemos venido aquí por negocio, igual que tú cobras tu salario en la radio, igual que el que trabaja de médico o de albañil cobra. Y nuestra obligación es recibir dinero, cuanto más mejor, para dedicarlo a lo que lo hemos dedicado”, dijo antes de insistir en que parte de ese dinero iría para el fútbol femenino. “Aquí es muy fácil criticar”, sentenció.

Al presidente de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), Luis Rubiales, le preocupaba que colectivos feministas pusieran “en peligro la correcta imagen” de su Supercopa de España en Arabia Saudí. Por eso impulsó una declaración ante notario para dejar constancia documental de una información que le habían confiado algunos periodistas. Tenía que ver con el deseo de grupos de mujeres de protestar contra la decisión de vender el fútbol español a un país en el que no se respetan los derechos humanos. El plan pasaba por acudir a lugares concurridos del país con “vestimenta inadecuada” para incitar a las autoridades saudíes a arrestarlas y acaparar así la atención mediática.

Luis Rubiales Real Federación Española de Fútbol UEFA
El redactor recomienda