Es noticia
Menú
Zelenski rememora el bombardeo de Guernica por los nazis y pide más sanciones a Rusia
  1. España
Comparecencia en el Congreso

Zelenski rememora el bombardeo de Guernica por los nazis y pide más sanciones a Rusia

El presidente de Ucrania ha agradecido el envío de armas durante su intervención en el Congreso y ha denunciado los "crímenes de guerra" de Putin. Sánchez le ha reiterado el compromiso de España

Foto: Pedro Sánchez y Volodímir Zelenski, por videoconferencia, en el Congreso de los Diputados. (EFE/Chema Moya)
Pedro Sánchez y Volodímir Zelenski, por videoconferencia, en el Congreso de los Diputados. (EFE/Chema Moya)

Volodímir Zelenski ha rememorado este martes en el Congreso de los Diputados, durante su intervención por videoceonferencia, el bombardeo de Guernica por los nazis para reflejar el sufrimiento del pueblo ucraniano tras la invasión de Rusia. "Estamos en abril de 2022, pero parece abril de 1937 en Guernica", ha dicho el presidente ucraniano, que ha pedido a Europa que endurezca las sanciones contra Vladímir Putin por los "crímenes de guerra" cometidos desde hace más de un mes. Recibido en pie y entre aplausos de casi todos los grupos políticos, ha agradecido el envío de armas por parte de España, una de las cuestiones más controvertidas en la Cámara Baja por la negativa del segundo partido del Gobierno. "Nos podéis seguir ayudando con armas y apoyando las futuras sanciones contra Rusia", ha insistido. Los únicos que no se han sumado al gesto de reconocimiento han sido el secretario de Estado Enrique Santiago (Unidas Podemos), la CUP y el BNG

[Consulte aquí la intervención completa de Zelenski en el Congreso]

El bombardeo retratado por Pablo Picasso ha sido el episodio escogido por Zelenski para remover las conciencias del parlamento español, en la misma línea que en el resto de comparecencias, donde repasó desde Pearl Harbor al Holocausto. El presidente ucraniano se ha dirigido a la cámara a través de cinco televisores ubicados en diferentes puntos del hemiciclo, donde ha hecho un llamamiento a lucha por la libertad y la democracia. "Me estoy dirigiendo a ustedes porque sé que vais a entender nuestro dolor. Los ucranianos queremos paz, no queremos conflicto", ha arrancado Zelenski su alocución, en mitad de una enorme expectación y con quince minutos de retraso sobre la hora acordada por una demora en su intervención previa en el Consejo de Seguridad de la ONU.

Foto: El presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, durante una de sus comparecencias. (Getty/Behrouz Mehri)

El discurso coincide con un momento de inflexión para el desarrollo de la guerra y la perspectiva de Occidente. Volodímir Zelenski ha hablado a los diputados y senadores de todos los partidos con representación cuando todo el mundo contempla sobrecogido las imágenes sobre la matanza de Bucha, con un reguero de cadáveres en las avenidas de esta ciudad a las afueras de Kiev. Bruselas ya ha anunciado sanciones urgentes contra Putin por lo que se ha catalogado por toda la comunidad internacional como crímenes de guerra, con el hallazgo de al menos 340 cadáveres en ejecuciones sumarias.

Zelenski ha citado las empresas españolas Marxam, Sercobe y Porcelanosa entre las que siguen operando en Rusia

Zelenski ha hecho especial hincapié en la necesidad de ser "valientes" ante Rusia y endurecer las sanciones. En ese sentido, ha citado algunas empresas españolas que, según ha dicho, todavía mantienen relaciones comerciales con este país, como Maxam, Sercobe o Porcelanosa. "Dejen de hacer negocios con Rusia", ha espetado. Con traducción simultánea, el presidente de Ucrania ha pedido a la comunidad internacional seguir ahogando económicamente a sus enemigos. "¿Cómo podemos permitir que los bancos generen beneficios mientras ellos están torturando a gente civil?", ha preguntado de forma retórica, frente a una Cámara que no perdía detalle de sus palabras. "Rusia no busca la paz", ha añadido.

El nombramiento de estas entidades ha generado sorpresa en una parte del Gobierno de coalición, que no esperaba esa alusión. Una de las aludidas, Porcelanosa, ha salido al paso con un mensaje en las redes sociales asegurando que no se han producido esos contactos desde el inicio del conflicto. "Desde PORCELANOSA, queremos manifestar que desde que comenzó el conflicto, no se ha iniciado ningún proceso de venta nuevo, bloqueando LA TOTALIDAD de transacciones comerciales con Rusia" (sic), han publicado en su perfil de Twitter, además de señalar que han enviado material humanitario, ropa y medicinas.

El dirigente ucraniano ha relatado que la amenaza de Vladímir Putin empezó antes de la invasión hace más de un mes, primero en Crimea y posteriormente en el Donbás. "El modelo de Rusia no prevé paz, quiere hacer que en cada región esté dominando solo un régimen, el de Rusia, para que se destruya toda la diversidad. Eso quiere hacer con Ucrania y luego con toda Europa", ha indicado, al tiempo que lamentó desconocer cuándo acabará la guerra.

Compromiso de Sánchez

Justo después de Zelenski ha intervenido el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que ha reiterado el compromiso del Ejecutivo español con Ucrania para el envío de armas, así como para la acogida de refugiados y la ayuda humanitaria. Así, además ha señalado que apoyará su ingreso en la Unión Europea, habida cuenta de su clara vocación europeista, demostrada tras la invasión rusa y su comportamiento en el último mes. "Seguiremos aportando ayuda humanitaria y asistencia financiera. Y también, por supuesto, vamos a continuar enviando equipamiento militar para que Ucrania pueda ejercer su derecho a la legítima defensa, consagrado en el artículo 51 de la Carta de las Naciones Unidas", ha subrayado Sánchez, que concluyó: "España está y estará siempre con ustedes, con el pueblo ucraniano". El presidente del Gobierno, no obstante, no ha sido aplaudido ni por Vox, ni ERC ni la CUP.

Las palabras de Sánchez suponen un mensaje muy claro a sus socios de Gobierno. La comparecencia de Zelenski, de hecho, había generado cierta tensión en Unidas Podemos por sus posicionamientos y contradicciones sobre la guerra desde el estallido inicial. Esta misma mañana insistió en su negativa de enviar armamento militar, ya que considera que alargaría la guerra y la resistencia ucraniana, pero "no solucionará" el problema. Este escenario incluso ha abierto una brecha interna entre la secretaria general, Ione Belarra, y Yolanda Díaz. La ministra de Trabajo ya cerró filas con Sánchez sobre esta cuestión. Y también el titular de Consumo y líder de IU, Alberto Garzón, se distanció del rechazo de Podemos a elevar el gasto en Defensa.

La incomodidad de Unidas Podemos por el acto también se ha reconocido en la figura del secretario de Estado para la Agenda 2030, Enrique Santiago, también secretario general del PCE. Fuentes de su equipo señalan que aunque "ha sido respuestuoso" y se ha levantado durante la intervención de Zelenski, solo ha contestado con un tímido y breve aplauso. Tampoco lo celebraron la CUP y el diputado del BNG.

Guiños históricos

La referencia histórica ha sido una constante en todas sus intervenciones. En Alemania, además de afear sus contactos con Rusia con el gasoducto Nord Stream 2, rememoró el muro, con un paralelismo "entre la libertad y la falta de libertad". En el resto de parlamentos siguió la misma línea, con alusiones a los episodios más dolorosos de su historia. En Estados Unidos recordó a Martin Luther King, el ataque a la base de Pearl Harbor o a los atentados del 11 de septiembre. En Reino Unido, por su parte, citó a Winston Churchill y una de sus intervenciones más famosas durante la Segunda Guerra Mundial. "No nos rendiremos, no perderemos. Lucharemos hasta el final, en el mar, en el aire. Seguiremos luchando por nuestra tierra cueste lo que cueste", dijo Zelenski.

Volodímir Zelenski ha intervenido en Estados Unidos, Canadá, Francia, Alemania, Reino Unido, Bélgica, Japón, Italia, Israel, Noruega, Países Bajos, Suecia y la gala de los Grammy. En todos pidió el envío de armas y la imposición de sanciones a Rusia.

Volodímir Zelenski ha rememorado este martes en el Congreso de los Diputados, durante su intervención por videoceonferencia, el bombardeo de Guernica por los nazis para reflejar el sufrimiento del pueblo ucraniano tras la invasión de Rusia. "Estamos en abril de 2022, pero parece abril de 1937 en Guernica", ha dicho el presidente ucraniano, que ha pedido a Europa que endurezca las sanciones contra Vladímir Putin por los "crímenes de guerra" cometidos desde hace más de un mes. Recibido en pie y entre aplausos de casi todos los grupos políticos, ha agradecido el envío de armas por parte de España, una de las cuestiones más controvertidas en la Cámara Baja por la negativa del segundo partido del Gobierno. "Nos podéis seguir ayudando con armas y apoyando las futuras sanciones contra Rusia", ha insistido. Los únicos que no se han sumado al gesto de reconocimiento han sido el secretario de Estado Enrique Santiago (Unidas Podemos), la CUP y el BNG

Conflicto de Ucrania Ucrania
El redactor recomienda