Es noticia
Menú
Los letrados del Congreso concluyen que el voto telemático de Casero es "irrevocable"
  1. España
Descartan el fallo informático

Los letrados del Congreso concluyen que el voto telemático de Casero es "irrevocable"

Los servicios jurídicos rechazan las alegaciones del PP y concluyen que el diputado que se equivocó no tenía derecho a repetir su posicionamiento presencialmente

Foto: El diputado del PP, Alberto Casero. (Casa América)
El diputado del PP, Alberto Casero. (Casa América)

No hubo un fallo informático en el voto telemático de Alberto Casero, el diputado no tenía derecho a volver a posicionarse presencialmente en la reforma laboral y, por tanto, el no que pulsó en su domicilio fue "definitivo". Son las conclusiones del informe de los letrados del Congreso tras las alegaciones que presentó el PP en torno a la rocambolesca votación de hace dos jueves en el hemiciclo, una votación rodeada de acusaciones cruzadas de "pucherazo" y "transfuguismo".

En el informe de 14 páginas al que ha tenido acceso El Confidencial, se puede leer que Casero "ha ejercitado de forma correcta y plena el derecho fundamental que le reconoce el artículo 23 de la Constitución". Valida su voto telemático, por tanto. "El voto emitido, sea presencial o telemáticamente, es irrevocable", añaden los servicios jurídicos de la Cámara en su escrito. "No resultaba jurídicamente exigible y tampoco necesario reunir a la Mesa. No existiendo error técnico no resultaba posible que se repitiera la votación", concluyen.

[Pinche aquí para leer el informe sobre el voto telemático de Casero]

"La validez del voto telemático emitido por el Sr. Casero" se hizo "en tiempo y forma, completando el proceso a las 17:46:59 horas del jueves 3 de febrero", se puede leer en el mismo informe. Se apoyan los letrados en la investigación llevada a cabo por la Dirección de Tecnologías de la Información y de las Comunicaciones del Congreso: "Tras el estudio exhaustivo de las trazas registradas en los servidores con la actividad durante la sesión, no se observa ni error informático ni fallo en el sistema durante el proceso de votación".

Los servicios jurídicos del Congreso añaden que Casero validó dos veces su voto, una vez para posicionarse y en una segunda ocasión para confirmarlo. "Queda, por tanto, descartado que se produjera un error técnico, debiéndose en cambio imputar a un error material del diputado que el voto emitido no coincidiera con la que era su voluntad", concluyen. Casero, añade el documento oficial, consultó las votaciones que emitió en hasta cinco ocasiones entre las 17:49 y las 17:55 horas de hace dos jueves. Acto seguido, salió para el Congreso, pese a estar enfermo, desde su domicilio para intentar cambiar su voto.

"Tras el estudio exhaustivo de las trazas registradas en los servidores con la actividad durante la sesión, no se observa ni error informático ni fallo"

El mismo jueves, hasta 14 diputados votaron de forma telemática en la convalidación de la reforma laboral y lo hicieron "sin que se registrara ninguna incidencia técnica ni comunicación relativa a ella", concluye la Secretaría General de la Cámara Baja.

Los letrados también rechazan la posición del PP de que la norma aplicable en la votación sea el reglamento de 2012. En esa normativa se establecía que debía haber una comprobación telefónica de la Mesa en el caso del voto telemático. Sin embargo, los juristas concluyen que, desde el inicio de la pandemia, esa comprobación se realiza "mediante la introducción de usuario y contraseña en la intranet de la Cámara" y "no en los términos del apartado cuarto de la Resolución de la Mesa de 21 de mayo de 2012". Apuntan, asimismo, que esta comprobación "no está concebida como una vía para subsanar eventuales errores, sino como una garantía de la emisión personal del voto". Casero accedió al sistema con su usuario, "Alberto Casero", y su contraseña.

Foto: Alberto Casero Ávila. (Getty/Pablo Blazquez Dominguez)

Además, y en relación con el apartado del Reglamento de 2012 que alegan en el PP para considerar que la Mesa no actuó correctamente para contrastar el voto de Casero, los letrados consideran que este precepto "no puede situar en una posición de ventaja al votante telemático ni frente a los diputados que votan por el procedimiento ordinario, ni frente al resto de votantes telemáticos que no pudieran acudir a votar presencialmente". "No se concibe como una segunda oportunidad", añaden.

"De acuerdo con numerosos precedentes, en el caso del Sr. Casero no sería de aplicación (...), toda vez que no se dan las circunstancias que hubieran justificado la anulación de su voto", señalan. Los letrados, por último, creen que este contexto, con tantos episodios similares ocurridos en el pasado, no era "jurídicamente exigible y tampoco necesario" reunir a la Mesa, ya que se había actuado "conforme a precedente".

El PP recurre ante el TC

La portavoz parlamentaria del PP en el Congreso, Cuca Gamarra, ha avanzado que el Grupo Popular y el diputado Alberto Casero han presentado sendos recursos de amparo ante el Tribunal Constitucional tras el "atropello democrático" que, a su juicio, se cometió en la votación de la reforma laboral que se celebró en el Pleno de la Cámara Baja el 3 de febrero.

Gamarra ha subrayado que "se conculcó el derecho" de su diputado, que avisó con "carácter previo" de lo que había pasado con la votación telemática. A su entender, había "capacidad" para que Casero votara de forma presencial. La reforma laboral salió adelante por 175 votos a favor frente a 174 en contra, lo que convierte el error de este parlamentario en decisivo.

El alcalde de Madrid y portavoz nacional del PP, José Luis Martínez-Almeida, ha asegurado que respeta el informe de los letrados del Congreso, pero que estos "no son infalibles".

Martínez-Almeida ha anunciado que, además de los dos recursos de amparo presentados al Tribunal Constitucional por parte de Alberto Casero y del Grupo Parlamentario Popular, la formación de Pablo Casado presentará un tercer recurso de inconstitucionalidad sobre la reforma laboral.

No hubo un fallo informático en el voto telemático de Alberto Casero, el diputado no tenía derecho a volver a posicionarse presencialmente en la reforma laboral y, por tanto, el no que pulsó en su domicilio fue "definitivo". Son las conclusiones del informe de los letrados del Congreso tras las alegaciones que presentó el PP en torno a la rocambolesca votación de hace dos jueves en el hemiciclo, una votación rodeada de acusaciones cruzadas de "pucherazo" y "transfuguismo".

Reforma laboral Partido Popular (PP) PSOE