Es noticia
Menú
"Cuando se acaben las obras, el problema del tráfico disminuirá"
  1. España
ENTREVISTA A JOSÉ LUIS MARTÍNEZ-ALMEIDA

"Cuando se acaben las obras, el problema del tráfico disminuirá"

El alcalde de Madrid reconoce que no pueden "llegar a todos los botellones que se producen" y centrará la gestión en atraer inversores a la capital y acabar las grandes infraestructuras

Foto: El alcalde de Madrid permanece actualmente aislado tras ser diagnosticado con covid-19, esta es una imagen de archivo. (Jorge Álvaro Manzano)
El alcalde de Madrid permanece actualmente aislado tras ser diagnosticado con covid-19, esta es una imagen de archivo. (Jorge Álvaro Manzano)

El Madrid pospandemia se centra para el primer edil en tres ejes fundamentales, que van desde la economía global a la más cercana. Quiere que la ciudad sea el motor del país. Para ello se volcará en atraer inversión desde el convencimiento de que la economía va de más a menos y que al final el objetivo es que los recursos lleguen a los que lo necesitan. Se volcará en las grandes obras, como el proyecto Nuevo Norte, pero reconoce que hay problemas como los botellones o el tráfico para los que, pese a su discurso siempre optimista, no hay una solución definitiva. Almeida tiene año y medio por delante para las elecciones y un proyecto que consolidar más allá de su gesto afable.

PREGUNTA. ¿Qué proyectos tiene para Madrid?

RESPUESTA. Fundamentalmente, hay que consolidar la recuperación económica porque somos el motor económico de España. Nosotros tenemos que seguir trabajando en un modelo que está cimentado en tres cuestiones esenciales: la presión fiscal, la seguridad jurídica que dé certeza a los operadores en la ciudad de Madrid, y por último, incentivos para aquellos sectores económicos más golpeados. En segundo lugar, necesitamos invertir en la ciudad de Madrid, ejecutar infraestructuras y obras que son imprescindibles, como por ejemplo puede ser la peatonalización definitiva de la puerta del Sol, concluir las obras del Nuevo Norte o, al mismo tiempo, cerrar definitivamente Madrid Río a su paso por la operación Mahou-Calderón.

Foto: Vista de la zona norte de la capital. (EFE)

Pero tenemos también que seguir avanzando en la cohesión social y es que, por primera vez, en el presupuesto del Ayuntamiento de Madrid se destinan más de 1.000 millones de euros al mantenimiento de esas políticas sociales que son fundamentales. Por tanto, yo diría tres cuestiones claves para el Ayuntamiento de Madrid. En primer lugar, la recuperación económica esencial a partir del modelo político que ya lleva tantos años en esta ciudad y en la Comunidad de Madrid. En segundo, el mantenimiento de la cohesión social; y, en tercer lugar, gestionar y solucionar los problemas concretos que tienen los ciudadanos en su día a día. Es el caso de la realización de nuevos contratos de limpieza, la ejecución de una infraestructura necesaria, la mejora de las condiciones de convivencia y seguridad en la ciudad mediante la agilización de los procedimientos urbanísticos o la puesta en marcha definitiva de un desarrollo como Madrid Nuevo Norte. Por esos tres ejes es por los que debe circular la gestión del Ayuntamiento de Madrid a lo largo del año que viene.

P. ¿Por qué está tan mal el tráfico en Madrid?

R. Es cierto que hemos recuperado los niveles de tráfico prepandemia, incluso en determinadas ocasiones a niveles superiores. Y, por otra parte, el transporte público todavía no se ha recuperado de manera definitiva. Además, estamos haciendo obras e infraestructuras en Madrid en puntos neurálgicos que eran necesarios. Me refiero a Nuevo Norte, la operación Mahou-Calderón o también, aunque hayamos finalizado las obras de Plaza de España, las que hay en el interior de la ciudad en zonas emblemáticas como la calle Alcalá, la calle Ortega y Gasset o la Avenida Eduardo Barreiros en Villaverde, que evidentemente están generando problemas de tráfico teniendo en cuenta que en solo un año hemos actuado prácticamente en 900 calles de la ciudad de Madrid a efectos de asfaltado, mantenimiento y conservación. Todo esto está repercutiendo en el tráfico, pero nosotros confiamos, desde luego, en la recuperación del transporte público y en que con la ejecución de estas obras se pueda, al mismo tiempo, ir disminuyendo el problema que hay en este momento. Es cierto, no obstante, que los índices de congestión se concentran fundamentalmente en las horas punta, mientras que en el resto de horas se circula razonablemente.

Foto: Agentes de la Policía Local patrullan Madrid. (EFE)

P. El Gobierno ha vuelto a hablar de prohibir la prostitución. ¿Es viable?

R. Bueno, en Madrid nosotros tenemos una ordenanza que regula esta cuestión y que prohíbe la prostitución en las vías públicas y, además, la Policía Municipal se encarga de que se cumpla. Yo creo que este es un fenómeno que nos debe preocupar a todos y, fundamentalmente, desde la perspectiva de la explotación ilegal. Creo que el Gobierno anunció que tenía la intención de regular específicamente esta cuestión y hacer una normativa. Habrá que esperar a ver qué es lo que ponen encima de la mesa, pero insisto, en Madrid existe una normativa que impide el ejercicio de la prostitución y el reclamo de la prostitución en las calles y nosotros estamos atentos con la Policía Municipal a que eso se persiga.

P. En los botellones, ¿por qué siempre parece que la policía no llega a tiempo?

R. Porque cuando estamos hablando de botellones en la ciudad de Madrid estamos hablando de una ciudad con más de 3.000 zonas verdes distintas de muy distinto tamaño, más de 9.000 calles y únicamente 5.600 policías municipales. Por tanto, es muy complicado que nosotros pudiéramos perseguir todos y cada de los botellones que se producen en la ciudad de Madrid. En ese sentido hemos establecido estrategias de prevención y disuasorias que han evitado que se repitan esos grandísimos botellones que hubo, fundamentalmente, en el mes de septiembre. Es cierto que el interior de Madrid es un fenómeno preocupante, pero yo insisto en que tenemos más de 3.000 zonas verdes, más de 9.000 calles en la ciudad de Madrid y 5.600 policías municipales. Por tanto, es realmente complicado que podamos llegar a todos los botellones que se hacen.

El Madrid pospandemia se centra para el primer edil en tres ejes fundamentales, que van desde la economía global a la más cercana. Quiere que la ciudad sea el motor del país. Para ello se volcará en atraer inversión desde el convencimiento de que la economía va de más a menos y que al final el objetivo es que los recursos lleguen a los que lo necesitan. Se volcará en las grandes obras, como el proyecto Nuevo Norte, pero reconoce que hay problemas como los botellones o el tráfico para los que, pese a su discurso siempre optimista, no hay una solución definitiva. Almeida tiene año y medio por delante para las elecciones y un proyecto que consolidar más allá de su gesto afable.

Pandemia
El redactor recomienda