Es noticia
Menú
Errejón dosifica su presencia en autonómicas para no perder fuelle ante Yolanda Díaz
  1. España
PRIORIZA ANDALUCÍA

Errejón dosifica su presencia en autonómicas para no perder fuelle ante Yolanda Díaz

Más País, de claro corte urbanita, evita lanzarse en Castilla y León. El partido concentra sus principales estructuras en Madrid, Andalucía, Murcia y Canarias

Foto: El líder de Más País, Iñigo Errejón (i), junto a la diputada de esta formación Inés Sabanés en el Congreso de los Diputados. (EFE/Fernando Villar)
El líder de Más País, Iñigo Errejón (i), junto a la diputada de esta formación Inés Sabanés en el Congreso de los Diputados. (EFE/Fernando Villar)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

La falta de candidatos y de estructura territorial ha llevado a Más País a no presentarse a las elecciones anticipadas de Castilla y León. Los comicios que abrirán el ciclo electoral el próximo 13 de febrero no son el mejor escenario para la izquierda y desde la formación que lidera Íñigo Errejón apenas han tenido debate interno sobre la estrategia a seguir: centrarse en dar la batalla solo en los territorios donde cuenten con opciones. Los malos resultados en las generales, donde cosecharon solo dos diputados por Madrid pese a presentarse en un total de 18 circunscripciones, han pesado en este análisis para evitar una dinámica electoral negativa. Si bien fuentes la dirección del partido se niegan a hablar de ciclo electoral, subrayando que "en el ámbito nacional estamos a mitad de legislatura", sobre las convocatorias de elecciones autonómicas delegan la toma de decisiones en cada territorio. En coherencia, explican, con un proyecto de partido que tildan de "genuinamente federal".

Se entiende que Unidas Podemos tendrá en Castilla y León unos resultados testimoniales, lo que preservaría la fuerza negociadora de Más País con la futura plataforma de Yolanda Díaz y visualizaría que no por presentar una sola candidatura a la izquierda del PSOE se vaya a mejorar la representación. Un mensaje de cara a las andaluzas, donde Más País acudirá bajo la marca Andaluces Levantaos y no está en su hoja de ruta diluirse en una lista única liderada por los morados. "Trabajamos ya por conformar un pueblo andalucista, verde y de justicia social", argumentan marcando distancias con otras candidaturas, para concluir que ya han dado "pasos muy relevantes en este sentido".

Foto: Iglesias y Díaz, durante el traspaso de la Vicepresidencia segunda. (EFE/Mariscal)

Más País ya evitó presentarse en las últimas elecciones catalanas. Anteriormente, ya había hecho lo propio en las gallegas y las vascas de un año antes. El salto del proyecto fuera de Madrid se está dosificando electoralmente, aunque a nivel orgánico tampoco acaba de despegar. Más allá de Madrid, la formación que lidera el que fuera número dos de Podemos concentra sus principales estructuras en Andalucía, Murcia y Canarias. Con un perfil predominantemente urbano que lo aleja de territorios de la España vaciada, como es el caso de Castilla y León. En las generales ya no se presentaron en ninguna de las circunscripciones castellano-leonesas, concentrando sus aspiraciones en las provincias más pobladas: Madrid, Barcelona, Valencia, Alicante, Sevilla, Málaga, Murcia, Cádiz, Baleares, A Coruña, Las Palmas, Vizcaya, Asturias, Granada, Pontevedra, Santa Cruz de Tenerife, Zaragoza y Castellón.

En Cataluña, Euskadi, Galicia y, recientemente, Cantabria, se cuenta con lo que algunos miembros del partido, afines a construir una organización confederal alejada del centralismo, denominan "sucursales". Sin una articulación autónoma ni suficiente implantación. A todo ello se suma la estructura de Verdes-Equo, formación aliada de Más País, que a su vez se vio mermada tras su división tras el proceso de ruptura de la confluencia con Podemos. En la Comunidad Valenciana se mantiene una alianza electoral con Compromís y en Aragón con la Chunta.

La ola verde no acaba tampoco de articularse en España, una de las bazas a las que Más País fía su crecimiento mirando a otros países europeos

La ola verde no acaba tampoco de articularse en España, una de las bazas a las que Más País fía su crecimiento mirando a otros países europeos. En este contexto, añadido a la falta de movilización social, la que fue una escisión de Podemos no ha logrado escalar fuera de Madrid atrayendo cuadros y bases. El mejor escaparate de Más País es el Congreso de los Diputados, donde Errejón ha logrado en ocasiones situar asuntos en la agenda política y hacer oír sus mensajes pese a no contar con grupo parlamentario propio. Si las urnas devolvieron el espejismo de Más País a Más Madrid, integrando sus dos diputados en la sopa de siglas regionalistas, nacionalistas e independentistas que se difuminaron en el Grupo Mixto, primero, y en un Grupo Mixto 'bis' —Grupo Plural— después, Errejón ha logrado ganar visibilidad e influencia en estos dos años de legislatura.

La principal incógnita de cara a las próximas elecciones generales será si Más País confluye o no en la plataforma con la que Yolanda Díaz pretende aglutinar al espacio a la izquierda del PSOE. Un debate del que intentan rehuir desde el entorno de Errejón con la pretensión de preservar su propio espacio o, al menos, contar con una posición de fuerza cuando se abra este debate. Sin embargo, no se trata de una posición clarificada dentro de su espacio, cada vez con más debate interno. Pesos pesados del partido, como la portavoz en la Asamblea de Madrid y líder de la oposición tras las pasadas elecciones del 4-M, Mónica García, se inclinan por reconstruir puentes y ya participó en un acto conjunto con Díaz, Ada Colau (En Comú Podem), Mónica Oltra (Compromís) y Fátima Hamed (Movimiento por la Dignidad y la Ciudadanía). La portavoz en el Ayuntamiento, Rita Maestre, comparte más la visión de Errejón.

Foto: La vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz. (EFE) Opinión

Entre sus aliados de Compromís, tampoco hay unanimidad. El sector dentro de la coalición valencianista que lidera la vicepresidenta de la Generalitat, Mónica Oltra (Iniciativa del Poble Valencià), apuesta por sumar con Díaz, mientras que Més Compromís, el sector al que pertenece su diputado en el Congreso, Joan Baldoví, es menos favorable, decantándose por dar continuidad a su proyecto en alianza con Errejón.

Desde el entorno de Díaz avanzan que, cuando se abra el proceso de configuración del programa, no dejarán de interpelar a todas las fuerzas afines, entre las que incluyen a Más País. Estos últimos optan por esperar para ver cómo se articulan las diferentes opciones y explican que, a dos años para las elecciones, todavía es pronto para tomar decisiones. El desgaste que puedan sufrir las formaciones que están en el Gobierno de coalición, sin descartar una vuelta del conflicto social; la inconsistencia por el momento del proyecto de Yolanda Díaz, que podría tratarse de una burbuja, o la incapacidad para articular un frente amplio en las autonómicas cambiarían la posición en la que se encuentra Más País. Al margen de todas estas circunstancias, intentan no renunciar a un camino propio con la bandera verde como principal elemento diferencial.

La falta de candidatos y de estructura territorial ha llevado a Más País a no presentarse a las elecciones anticipadas de Castilla y León. Los comicios que abrirán el ciclo electoral el próximo 13 de febrero no son el mejor escenario para la izquierda y desde la formación que lidera Íñigo Errejón apenas han tenido debate interno sobre la estrategia a seguir: centrarse en dar la batalla solo en los territorios donde cuenten con opciones. Los malos resultados en las generales, donde cosecharon solo dos diputados por Madrid pese a presentarse en un total de 18 circunscripciones, han pesado en este análisis para evitar una dinámica electoral negativa. Si bien fuentes la dirección del partido se niegan a hablar de ciclo electoral, subrayando que "en el ámbito nacional estamos a mitad de legislatura", sobre las convocatorias de elecciones autonómicas delegan la toma de decisiones en cada territorio. En coherencia, explican, con un proyecto de partido que tildan de "genuinamente federal".

Más País
El redactor recomienda