Es noticia
Menú
Casado activa otra opa a dirigentes de Cs en Castilla y León y les abre las puertas del PP
  1. España
Guerra total contra Arrimadas

Casado activa otra opa a dirigentes de Cs en Castilla y León y les abre las puertas del PP

Génova reedita la 'jugada' de Madrid y tiende la mano a cargos intermedios autonómicos, provinciales y locales. Pero no todos valen: Teodoro García Egea no quiere a expopulares

Foto: Casado, con Arrimadas a su espalda. (EFE/Rodrigo Jiménez)
Casado, con Arrimadas a su espalda. (EFE/Rodrigo Jiménez)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

El PP va a intentar seguir fagocitando a los cargos de Ciudadanos que expresen su deseo de engrosar las filas del partido que preside Pablo Casado. El foco se encuentra ahora en Castilla y León. Vuelve a ser una opa en toda regla, definida desde las filas naranjas como "hostil". En Génova, sin embargo, se califica como una "jugada" para intentar seguir reunificando el centro derecha en torno a las siglas populares. La convocatoria anticipada de elecciones por parte de Alfonso Fernández Mañueco ha reactivado esta estrategia, que ya se puso en marcha en Madrid con motivo del 4-M.

La iniciativa parte de la secretaría general, que lidera Teodoro García Egea, y es la misma que se desplegó con motivo de la convocatoria anticipada que anunció Isabel Díaz Ayuso, que se va a volcar con Mañueco en la campaña. Ese movimiento llevó al fichaje, por ejemplo, de Toni Cantó como número cinco en las listas, una incorporación promovida desde Génova, o de Marta Rivera de la Cruz, más tarde, para el Gobierno autonómico. La estrategia desplegada, explican fuentes populares a El Confidencial, es idéntica: Fran Hervías, el exsecretario de Organización de Albert Rivera, que desde marzo de 2021 ejerce de "asesor" y de "trabajador por la libertad" en el cuartel general de los populares, selecciona los posibles candidatos a través de sus listados y la información es ampliada en los diferentes territorios por mediación de cargos intermedios del PP. El objetivo es determinar si existen posibilidades de incorporar a estos fichajes desde Ciudadanos.

Mañueco convoca elecciones anticipadas y carga contra sus socios de Ciudadanos

Génova, por tanto, dispone de información sobre si en algún momento representantes de Ciudadanos han mostrado disposición o interés en dar el salto al PP. Saben, aseguran desde la dirección del partido, si algún cargo está más receptivo para engrosar sus filas. Son datos sobre el terreno que se consiguen con el contacto diario con los dirigentes en las instituciones que comparten. Y con estos mimbres el PP activará esta segunda parte de la opa, tras la primera ofensiva de marzo, centrada en Castilla y León, explican desde la dirección nacional.

Foto: La presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas, junto a Mañueco, el pasado abril. (EFE/Nacho Gallego)

Las mismas fuentes restan importancia al papel de Hervías en este proceso final y achacan la resolución final a García Egea y su equipo. "Hervías recomienda, pero no toma la decisión", apuntan. Y es que al PP no le valen todos los candidatos naranjas a engrosar sus filas que hay en esos listados. "Solo lo ficharemos si aporta y a Mañueco le parece apropiado", especifican. Génova, en concreto, ve con recelos reincorporar a las listas populares a exmiembros de la formación que decidieron abandonarles coincidiendo con el 'boom' de Cs. "No todos nos valen", señalan desde el comité ejecutivo.

Cs, por su parte, sigue contando con dirigentes fieles a la actual dirección. Es el caso, por ejemplo, del vicepresidente primero de la Diputación de Soria, Saturnino de Gregorio, que este lunes presentó su dimisión tras el anuncio de convocatoria de elecciones por parte de Mañueco. Era el único representante naranja en la institución provincial, lo que supone que el equipo de gobierno formado por PP, Plataforma del Pueblo Soriano (PPSO), una escisión de los populares y Cs se quede en minoría. El PSOE es ahora el grupo mayoritario.

Pablo Casado respalda el adelanto electoral en Castilla y León

Guerra total Casado-Arrimadas

Esta operación desgaste de Ciudadanos, en clave de guerra total con el partido de Inés Arrimadas, no busca otra cosa que acaparar el voto el próximo 13 de febrero en torno a las siglas del PP. Fuentes populares aseguran que las encuestas internas que han manejado hasta este lunes, fecha en la que Mañueco ha anunciado el adelanto electoral, son buenas. Pero a partir de ahora todo cambia y ya se han encargado nuevos estudios de opinión para conocer las intenciones demoscópicas de los castellanoleoneses.

Desde Génova, convalidan la versión de Mañueco para remodelar el Gobierno autonómico y expulsar a Cs. Dos son los motivos que ha ofrecido el presidente: por un lado, que Francisco Igea y su equipo estaban pactando unos presupuestos, que llegaban a las Cortes el miércoles, "a sus espaldas". Los naranjas, apuntan, estaban dando prioridad a formaciones ajenas al Ejecutivo para sacar las cuentas, priorizando partidas para determinadas provincias, como Ávila, y amenazando con romper la "cohesión territorial". Además, admiten un "riesgo real" de que PSOE, Cs y Podemos pudieran presentar una moción de censura en los próximos días.

Foto: Mañueco junto a Francisco Igea. (EFE/Nacho Gallego)

El adelanto electoral en Castilla y León deja herida de gravedad la relación entre Pablo Casado e Inés Arrimadas. Las formaciones que concurrieron en coalición a los comicios en el País Vasco se distancian aún más tras el movimiento de Mañueco. Daniel Pérez, número dos de Cs, denunciaba este lunes que Casado estaba mintiendo y "para alguien que aspira a ser presidente del Gobierno de España no todo vale, o no todo debería valer. Os equivocáis de nuevo: a España hay que librarla del sanchismo, no de Ciudadanos. ¿Vas a poder tú solo?".

El PP va a intentar seguir fagocitando a los cargos de Ciudadanos que expresen su deseo de engrosar las filas del partido que preside Pablo Casado. El foco se encuentra ahora en Castilla y León. Vuelve a ser una opa en toda regla, definida desde las filas naranjas como "hostil". En Génova, sin embargo, se califica como una "jugada" para intentar seguir reunificando el centro derecha en torno a las siglas populares. La convocatoria anticipada de elecciones por parte de Alfonso Fernández Mañueco ha reactivado esta estrategia, que ya se puso en marcha en Madrid con motivo del 4-M.

Partido Popular (PP) Castilla y León Teodoro García Egea
El redactor recomienda