Es noticia
Mañueco se blinda con Cs y aleja las urnas: "Si hay banquillo habrá dimisiones"
  1. España
Calendario electoral

Mañueco se blinda con Cs y aleja las urnas: "Si hay banquillo habrá dimisiones"

El presidente mantiene contactos con Arrimadas para evitar fugas ante la presión del PSOE por la reapertura del presunto caso de corrupción en las primarias de Salamanca

Foto: El presidente de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco. (EFE/Nacho Gallego)
El presidente de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco. (EFE/Nacho Gallego)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

En la Junta de Castilla y León el ambiente es de tranquilidad pese a las últimas informaciones por el presunto escándalo de corrupción que afecta al PP de Salamanca al que un juez imputó por supuesta financiación ilegal en las primarias en las que salió elegido el presidente, Alfonso Fernández Mañueco. "Si se sienta en el banquillo a alguien del PP dimitirá". Así de contundentes se mostraban ayer en el Ejecutivo regional donde aseguran que ya se ha abordado entre Fernández Mañueco y el vicepresidente de Ciudadanos, Francisco Igea, el "alcance" y las "medidas" ante la reapertura de la investigación judicial sobre el presunto pago por parte de cargos del partido de deudas a afiliados para que pudiesen votar.

En estos momentos, desde Presidencia se descarta el adelanto electoral en Castilla y León porque hay estabilidad entre PP y Cs más allá de las "diferencias" propias del día a día en la coalición de Gobierno. Los naranjas no están por romper y más cuando las encuestan sitúan a Fernández Mañueco al borde de la mayoría absoluta. La presidenta de Cs, Inés Arrimadas, ha garantizado que no habrá crisis y que su intención es agotar la legislatura. La sombra de la moción de censura del PSOE con tránsfugas de Ciudadanos sigue pesando y por eso desde el PP hay "contacto directo" con cada uno de los diputados naranjas. Pese a que por ley los socialistas no pueden presentar un nuevo órdago en las Cortes, los populares quieren tenerlo todo atado.

Foto: Inés Arrimadas, este viernes en Alicante con Carlos Mazón. (EFE)

"En marzo estuvimos con el agua al cuello", recuerdan en las filas del Grupo Popular. El PSOE aprovechó la carambola de Murcia y el adelanto electoral en Madrid para intentar asaltar la Junta de Castilla y León sumando a tránsfugas de Cs. El 10 de marzo registró una censura contra Fernández Mañueco que diecisiete días después se truncó. Los socialistas lograron sus 35 votos, los dos de Podemos y no convencieron a ninguno de los 11 procuradores naranjas que siguieron la disciplina de partido. Solo María Montero, afín a Francisco Igea, dejó su acta por sorpresa y se pasó al Grupo Mixto.

El líder del PSOE, Luis Tudanca, puso todo el foco en la presunta corrupción del PP y apeló al gen de nueva política de los de Arrimadas: "Es su última oportunidad de ser fieles a lo que un día quisieron ser", les espetó. Estos días los socialistas han vuelto a este discurso tras la reapertura del caso del PP de Salamanca, que fue archivado a petición de la Fiscalía. El PSOE ha visto una nueva oportunidad de aferrarse a este relato, pero la normativa no permite que los diputados vuelvan a suscribir una moción de censura antes del 11 de marzo de 2022. El error fue hacer firmar la anterior a todos sin que fuera necesario.

En la agenda de Tudanca está marcado el día en el que el expresidente, Juan Vicente Herrera, declara como testigo en el caso Perla Negra

En la agenda de Tudanca está marcado el 14 de marzo, día en el que el expresidente, Juan Vicente Herrera, declara como testigo en el llamado caso Perla Negra. Aquí volverá a sacar la artillería de la corrupción e intentará "tocar" a diputados de Ciudadanos. En la Moncloa no ven mal la moción si esta vez "se hace bien". Un adelanto electoral no interesa a Pedro Sánchez porque se expone a sumar un nuevo batacazo electoral como el del 4 de mayo.

Este escenario puede romper el discurso que defienden en el Gobierno regional, donde insisten en que la voluntad es agotar y que se vote "cuando toca". Tampoco gusta la idea de ir a elecciones en el 2022 porque si Andalucía se ve forzada a adelantar ante la falta de apoyo de Vox en votaciones clave tras tumbar los Presupuestos de la comunidad, coincidirían los comicios. "Si Moreno y Mañueco van a la vez a elecciones parecería que están orquestados por Casado", avisan desde el partido en la Comunidad. Hoy estará el líder del PP en León en un acto con presidentes provinciales e insulares del partido y coincidirá con Fernández Mañueco, al que desmienten desde ambas partes que se le haya presionado par alterar el calendario electoral. "Casado siempre ha defendido que la única variable sea el interés de los ciudadanos".

Otro factor que juega en contra de llamar a las urnas antes de tiempo es el miedo en el PP a la desmovilización. El análisis es claro: los ayuntamientos si no se juegan nada "se borran", por eso creen que es mejor que coincidan municipales y autonómicas en la región como siempre. Ni siquiera un bloqueo en los Presupuestos se considera desde la presidencia de la Junta un detonador para disolver las Cortes. El plan es aguantar y tener "bajo vigilancia" a los diputados de Ciudadanos.

En la Junta de Castilla y León el ambiente es de tranquilidad pese a las últimas informaciones por el presunto escándalo de corrupción que afecta al PP de Salamanca al que un juez imputó por supuesta financiación ilegal en las primarias en las que salió elegido el presidente, Alfonso Fernández Mañueco. "Si se sienta en el banquillo a alguien del PP dimitirá". Así de contundentes se mostraban ayer en el Ejecutivo regional donde aseguran que ya se ha abordado entre Fernández Mañueco y el vicepresidente de Ciudadanos, Francisco Igea, el "alcance" y las "medidas" ante la reapertura de la investigación judicial sobre el presunto pago por parte de cargos del partido de deudas a afiliados para que pudiesen votar.

Ciudadanos Deudas Pedro Sánchez
El redactor recomienda