El pueblo aragonés sin apenas covid que adora a Fernando Simón
  1. España
NADIE EN VILLAFELICHE ESTÁ EN CONTRA

El pueblo aragonés sin apenas covid que adora a Fernando Simón

Un pequeño municipio zaragozano de 200 habitantes, donde sólo se han detectado cuatro casos leves, premia la labor del epidemiólogo por su gestión durante la pandemia

placeholder Foto: Cartel de entrada a Villafeliche. (Álvaro Sierra)
Cartel de entrada a Villafeliche. (Álvaro Sierra)

La figura de Fernando Simón es una de las más controvertidas desde que empezó la pandemia. Es querido u odiado. No hay término medio. Nadie se muestra indiferente sobre este epidemiólogo. Su labor como responsable del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias le colocó en el foco de atención de una crisis sanitaria sin manual de instrucciones para una población en alerta. Sin reblar, ni dudar, sigue al frente del timón quince meses después. Lo cual no ha pasado desapercibido en un pequeño municipio de la provincia de Zaragoza donde el sanitario será honrado con su máxima distinción.

Nadie en Villafeliche está en contra: el pueblo le espera con los brazos abiertos el próximo 7 de agosto, en sus fiestas locales. Será homenajeado con su premio más distinguido, que ya han recibido otros ilustres como el humorista Arévalo, el dúo 'Las Veneno' o la cantante Karina. Y de manera excepcional, y por primera vez, el municipio le entregará la medalla de oro de la localidad. Reconocimientos que Simón recibirá en un pueblo al que apenas ha rozado la pandemia.

placeholder Pleno del Ayuntamiento. (Álvaro Sierra)
Pleno del Ayuntamiento. (Álvaro Sierra)

Un pueblo entregado

Villafeliche se enclava en el corazón de la provincia de Zaragoza, donde la despoblación hace estragos. La crisis sanitaria fruto de la pandemia ha sido poco más que anecdótica. Con unos 200 habitantes, sólo se han registrado cuatro casos leves de covid. Las restricciones sanitarias tampoco han noqueado su economía. El único bar que tiene el pueblo es el centro social del municipio, que no cuenta con más de tres tiendas.

Sus calles tranquilas muestran el trato apacible de una población que se refleja en el esfuerzo y el tesón de lo que fue el municipio hace décadas. Villafeliche era conocido en la zona por su potente sector industrial: 200 molinos de pólvora y más de 60 alfarerías eran el motor económico. De eso ya no queda nada. Sin embargo, por decisión de su alcalde, Agustín Caro, el municipio quiere mantener vivo ese sacrificio de sus antepasados con un premio que honre a alguien que cumpla con esa premisa. El premio ‘Trevillano’, inspirado en los valores de la historia de Villafeliche, cumplirá su novena edición con la entrega a Fernando Simón.

El alcalde del municipio atiende a El Confidencial en una mesa del único bar del pueblo que se ubica en la planta baja del Ayuntamiento. "Son valores que se están perdiendo y que es necesario revitalizarlos. El esfuerzo, el trabajo, la fe, la lucha, el sacrificio…", detalla este alcalde socialista que gobierna Villafeliche desde hace más de 30 años. Y siempre por mayoría absoluta: son 5 concejales y todos del mismo partido.

placeholder Calle de Villafeliche. (Álvaro Sierra)
Calle de Villafeliche. (Álvaro Sierra)

"El premio a Fernando Simón no es algo que inventemos para dar la campanada sino que ya tiene una trayectoria desde hace 9 años". Los reconocidos han sido personas dispares, representantes de distintos ámbitos: desde el pintor Antonio Montiel, el humorista Arévalo o el dúo Las Veneno. Sin embargo, este año, Villafeliche ha querido hacer un reconocimiento extraordinario por primera vez en su historia. Simón también recibirá la medalla de oro del municipio por el sacrificio del especialista durante la pandemia, según cuenta el primer edil.

"Ha demostrado un esfuerzo noble y la humildad que ha tenido a la hora de enfrentarse a la pandemia es suficiente para esta medalla de oro. Otros hubieran abandonado, pero él sigue ahí. Y cuando ha tenido fallos, lo ha reconocido y ha pedido perdón. Creo que es más que justo", indica el alcalde. En el pueblo, no sólo no hay nadie en contra sino que tiene hasta fans incondicionales. El primer edil relata que una vecina jubilada, neumóloga en el Hospital La Fe de Valencia, ha enviado un correo electrónico a Simón para ofrecerle a él y a su familia alojamiento por si se quieren quedar más tiempo.

Nadie en contra

El 7 de agosto es un día donde el pueblo se vuelca con sus fiestas patronales. Pero este año hay una expectación especial que se percibe en sus vecinos. "Es algo que se comenta todos los días en casa", comenta Pilar, una vecina. "Habrá llenazo durante la entrega de premios, seguro. Han sacado entradas sólo para los empadronados y así limitar la asistencia por las restricciones de aforo que hay por la pandemia", sentencia. Beatriz, que tan sólo pasa en la localidad las vacaciones, defiende la labor del especialista: “En una situación muy compleja, Simón ha puesto mucho de su parte cada día". En un largo paseo por Villafeliche, preguntando a los vecinos, se plasma la unanimidad: nadie está en contra del premio al epidemiólogo.

placeholder Habitante de Villafeliche. (Álvaro Sierra)
Habitante de Villafeliche. (Álvaro Sierra)

"Es muy buena idea porque la toma de decisiones estos meses ha sido muy difícil y reconocer a Fernando Simón su sacrificio es también darle un premio a los profesionales que han estado en la primera linea. A mi me da confianza y me demuestra paciencia y buen hacer", cuenta Vicente enfrente de su vivienda. Por su parte, Cuca destaca los sacrificios a los que ha tenido que hacer frente: "Ha renunciado casi de por vida a su privacidad o simplemente el día de mañana querer estar en un segundo plano. Sólo es un funcionario que tiene que trabajar en un momento muy duro".

El consenso por el homenaje al sanitario se da en un pueblo que evita caer en la politización de su trabajo. Un extremo que tiene un precedente en la capital aragonesa, con un reconocimiento, esta vez, frustrado. Zaragoza en Común decidió proponer el nombramiento de Fernando Simón, nacido en la ciudad, como Hijo Predilecto. Un intento que se quedo en eso. La mayoría del pleno municipal rechazó la distinción por “no reunir los requisitos y méritos profesionales”. En cambio, se decidió por consenso que la Medalla de Oro la recibieran los profesionales sanitarios por ser los protagonistas de la pandemia.

Pandemia Fernando Simón
El redactor recomienda