Rivera rechaza participar en la convención de Ciudadanos tras la invitación del partido
  1. España
17 Y 18 DE JULIO EN MADRID

Rivera rechaza participar en la convención de Ciudadanos tras la invitación del partido

En los últimos días, varios dirigentes le han hecho llegar el mensaje de que querrían que participara. Se cumplen además 15 años del nacimiento del partido

placeholder Foto: Albert Rivera e Inés Arrimadas, en una ejecutiva de 2019. (EFE)
Albert Rivera e Inés Arrimadas, en una ejecutiva de 2019. (EFE)

Albert Rivera no participará en la convención política de Ciudadanos dentro de dos semanas. El partido, a través de distintos dirigentes de la actual cúpula, le ha hecho llegar estos días una invitación para que lo hiciera en el formato que él prefiriera, dejando claro que les parecía una buena idea que estuviera presente de alguna manera, teniendo en cuenta además que la formación cumple 15 años desde su fundación. Pero el expresidente naranja, según ha podido confirmar este diario, ha preferido quedarse al margen del evento y rechazar la oferta. No participará por ninguna vía, ni acudirá de forma presencial los días 17 y 18 de julio a los actos en Madrid.

El exdirigente apuesta por no acercarse de nuevo al que fuera su proyecto político, al que no ha dado muestras de apoyo en los últimos meses

Como ha ocurrido en otros cónclaves naranjas, la incógnita sobre si Arrimadas le invitaría o no, y si él querría figurar, seguía en el aire. Y, finalmente, la dirección nacional sí se ha puesto en contacto con él, pero el exdirigente apuesta por no acercarse de nuevo al que fuera su proyecto político, al que no ha dado muestras de apoyo en los últimos meses. En el partido, insisten en que su postura es “coherente” con su marcha de la política, la apuesta por seguir siendo “neutral” y estar centrado en el despacho de abogados que preside.

Aun así, la formación naranja quiso cursar la invitación consciente de que supondría un balón de oxígeno en plena crisis con el PP, tras haber perdido dos gobiernos autonómicos y más recientemente la alcaldía de Granada. Arrimadas afronta la convención de este verano con el objetivo de lanzar un mensaje de tranquilidad a la militancia y su apuesta firme de mantener la autonomía del partido frente a la operación de Génova por absorberlos.

Foto: La presidenta de Ciudadanos (Cs), Inés Arrimadas. (EFE)

Aunque en el evento no habrá debate y votación de una nueva estrategia política, la presidenta sí tomará la palabra reivindicando Ciudadanos como un espacio político propio, diferenciándolo de sus competidores y con el ojo puesto en el partido liberal que existe en otros países europeos y que en España no ha terminado de cuajar. El ejemplo de Europa sigue siendo la principal carta de presentación de Arrimadas, a pesar de que los electores han dado la espalda al proyecto en las últimas convocatorias con las urnas.

El otro objetivo que tiene el partido es obtener conclusiones programáticas que establezcan una nueva hoja de ruta del liberalismo en todas sus vertientes y reivindicar la posibilidad de entenderse a izquierda y derecha dependiendo de la agenda legislativa. En realidad, es algo que sigue pasando a día de hoy en el Congreso con propuestas LGTBI y a favor de la eutanasia, donde los naranjas siempre han votado que sí y el PP se ha opuesto.

placeholder El expresidente de Ciudadanos Albert Rivera. (EFE)
El expresidente de Ciudadanos Albert Rivera. (EFE)

Cosa distinta será el debate futuro que puedan abordar cuando lleguen unas elecciones generales. A pesar de la distancia que mantienen los principales dirigentes de la cúpula con el PP (atraviesan, con toda seguridad y desde la moción de censura en Murcia, el peor momento con el partido de Casado), sí comparten un objetivo político común: que Pedro Sánchez no siga en la Moncloa. El pensamiento es todavía más claro en muchos cuadros de Ciudadanos, que además reprueban el empeoramiento de las relaciones con el PP y exigen un mayor entendimiento y una futura suma contra Sánchez. Ese debate no se abrirá aún y, sobre todo, tampoco en el PP lo ven con los mismos ojos que hace meses. Ahora, el objetivo de Génova pasa directamente por la absorción.

Foto: Pablo Casado e Inés Arrimadas. (EFE)

Contar con Rivera

En todo caso, la pugna de ambas formaciones por contar con el apoyo del exlíder de Ciudadanos y un referente político contrario a Sánchez es evidente. Rivera no parece interesado en apoyar a su antiguo partido. Pero tampoco en su entorno señalan un especial interés por dejarse ver con las siglas populares. Recuerdan, a propósito de los debates recientes, que rechazó ser vicepresidente de Mariano Rajoy y otros tantos ofrecimientos que iban en segundo lugar. El PP sigue apostando por “abrir sus puertas” a todo el que quiera sumar contra Sánchez, pero el exlíder naranja no ha dado muestra de querer atravesarlas. Al menos, por ahora.

Albert Rivera Partido Popular (PP) Ciudadanos Inés Arrimadas
El redactor recomienda