Los contagios "descontrolados" entre jóvenes obligan a las CCAA a limitar el ocio nocturno
  1. España
A pesar del avance de la vacunación

Los contagios "descontrolados" entre jóvenes obligan a las CCAA a limitar el ocio nocturno

En el fin de semana con más multas de la Policía Municipal de Madrid por ingerir alcohol en la vía pública, las comunidades se replantean la desescalada para intentar salvar el verano

placeholder Foto: Festival Vida'21 en Barcelona. (EFE)
Festival Vida'21 en Barcelona. (EFE)

Con el inicio del verano y la flexibilización de las restricciones, los contagios por comunidades se han disparado entre la población más joven. Si en junio el foco estaba puesto en el viaje de fin de curso a Mallorca, que provocó más de 1.000 positivos, ahora las imágenes que deja el fin de semana de botellones y masificaciones en festivales sin distancia social y fiestas por el Orgullo hacen temer que los casos sigan multiplicándose. De hecho, algunos dirigentes autonómicos ya han lanzado la voz de alarma sobre una posible nueva ola con la intención de volver a limitar el ocio nocturno.

Mientras que Pamplona ve "con preocupación" el repunte de infectados en vísperas de los Sanfermines suspendidos por segundo año consecutivo debido a la situación sanitaria y Euskadi espera una "muy probable" subida en los próximos 15 días, Cataluña presenta los peores indicadores llegando a registrar casi 4.000 nuevos positivos en 24 horas. Así, la comunidad internacional ha reaccionado ante el empeoramiento de datos, recomendando incluso no pisar suelo español durante el verano. Esto volvería a tambalear la llegada de turistas al país después de que la Secretaría de Estado de Turismo anticipara este lunes que España recibirá 16,9 millones de internacionales este verano, una revisión al alza tras los malos datos del año pasado por la pandemia del coronavirus.

Foto: Dos jóvenes que permanecen en aislamiento en el hotel Palma Bellver de Palma. (EFE)

En el fin de semana con más multas impuestas (1.200) por la Policía Municipal de Madrid por ingerir alcohol en la vía pública, coincidiendo con las celebraciones del Orgullo en la capital, la concejala delegada de Seguridad y Emergencias del Ayuntamiento ha admitido que "ha sido un fin de semana complicado, largo, con las fiestas, teniendo que reforzar con 360 agentes extras". Así, el consejero de Presidencia, Justicia e Interior, Enrique López, ha señalado que las restricciones al ocio nocturno en la Comunidad de Madrid, abierto desde el pasado 21 de junio, dependerán de la evolución sanitaria en la región, que goza de una menor tensión que en otras comunidades autónomas.

"Ahora estamos en una temporada de ajuste y hay que seguir preservando la salud pública, que será siempre el objetivo, pero manteniendo siempre un equilibrio con la actividad económica", ha reseñado. De hecho, en Cantabria se han cerrado los locales nocturnos a partir de esta noche en los 16 municipios con nivel de riesgo medio por los brotes activos vinculados a estos establecimientos. Lo mismo ha ocurrido en la localidad gallega de Pontevedra ante el incremento de contagios entre los jóvenes.

placeholder Cientos de personas en Chueca. (EFE)
Cientos de personas en Chueca. (EFE)

Cataluña encara el inicio de las vacaciones de julio con unos datos disparados que dan cuenta de una transmisión comunitaria sin control, que ya se ha empezado a notar de forma leve en los hospitales. A la espera de la actualización del Ministerio de Sanidad de hoy, el panorama del domingo en el país muestra que el número de los infectados sigue en aumento dada la existencia de transmisión comunitaria en muchas localidades, aunque lo peor se lo lleva Cataluña.

Esta región experimenta una subida de positivos, en concreto otros 3.462 positivos por covid, y el crecimiento del virus se empieza a notar en sus hospitales, donde este domingo hay 49 pacientes más que en la víspera (522 en total), mientras que sigue disparado el riesgo de rebrote, que crece hasta 679 puntos, 241 más que el día anterior. Así, según los datos actualizados por el Departamento de Salud este domingo, la velocidad de propagación (Rt) gana 43 centésimas y ya se sitúa en el 2,5, es decir, que cada 100 infectados contagian a una media de 250 personas, una transmisión comunitaria sin control.

El vicepresidente de la Junta de Castilla y León, Francisco Igea, ha advertido este lunes de que la comunidad está "en una nueva ola con velocidad de ascenso espectacular" entre la población de menores de 40 años. A través de su cuenta de Twitter, Igea ha explicado que el comité de expertos para el coronavirus se reunirá este lunes, aunque hoy no habrá información sobre lo que se plantee, ya que mañana la consejera de Sanidad, Verónica Casado, tiene prevista una rueda de prensa al efecto.

"La ola no se traduce aún en más ingresos, pero lo acelerado del crecimiento lo hace muy probable a pesar de la edad", ha advertido en el tuit Igea. El vicepresidente acompaña el tuit con varios gráficos, incluido el de la incidencia de ayer domingo, con 213 casos por 100.000 habitantes a dos semanas (141,93 el viernes) y 179,92 a una semana (112,03).

En Navarra, los infectados continúan en ascenso y los positivos han superado ya los 500 casos en las últimas horas, lo que remite a cifras del año pasado. Este domingo se contabilizaron 507 nuevos casos, según los datos provisionales del Gobierno de Navarra, sin que por el momento se conozca qué cifra corresponde al cribado entre jóvenes llegados de Salou (Tarragona). El sábado, de los 355 positivos, 168 fueron detectados en ese cribado.

Ante estos datos, el Gobierno ha decidido aprobar por el procedimiento de urgencia una orden foral para adelantar el cierre de las discotecas y de los bares especiales. La nueva orden foral entrará en vigor a las 00:00 del miércoles 7 de julio, con vigencia de 15 días, y supondrá que las discotecas y los bares especiales deberán cerrar a la una de la madrugada. Hasta ahora, las discotecas podían cerrar a las cuatro y los bares especiales a las dos. Asimismo, ha hecho un "llamamiento urgente" a la ciudadanía a "actuar con la máxima prudencia" para que evite situaciones de riesgo.

Cantabria ha llegado a los 304 casos de coronavirus por cada 100.000 habitantes de incidencia acumulada a 14 días, cifra que no se alcanzaba desde febrero, tras haber sumado 204 nuevos positivos en 24 horas, a lo que hay que sumar ocho hospitalizados y un ingresado más en cuidados intensivos. La incidencia a siete días ha subido 17 puntos hasta los 206 casos y la positividad sigue creciendo, en este caso cinco décimas, hasta alcanzar el 9,8%, según los últimos datos publicados.

En declaraciones a la Cadena SER, el consejero de Sanidad, Miguel Rodríguez, ha advertido este lunes de que hay más de 7.000 personas contagiadas en la comunidad autónoma y eso supone también un problema para la economía, pero no hay solo jóvenes con coronavirus, sino también trabajadores que no puede acudir a sus puestos. A su vez, el presidente del territorio, Miguel Ángel Revilla, ha insistido en que la región es "segura" a pesar del nivel actual de incidencia y ofrece a los visitantes "mil oportunidades" para "disfrutarla a tope" y pasar el verano sin correr el riesgo de contagiarse. Asimismo, ha pedido que no se la estigmatice.

"Nos encontramos en una situación que, en cierto sentido, recuerda a la padecida el año pasado", aseveró ayer el lehendakari, Iñigo Urkullu, e hizo un llamamiento a "mantener la tensión" para evitar "una nueva transmisión comunitaria". En un artículo publicado en 'ElDiario.es', el presidente vasco llegó incluso a aconsejar "evitar la interacción social con personas que no formen parte del círculo de convivencia, mantener la distancia interpersonal, evitar espacios cerrados mal ventilados y con concurrencia de personas, utilizar siempre la mascarilla y evitar la movilidad no imprescindible". En las últimas horas, el territorio ha vuelta a la situación "tensionada" tras superar la incidencia de 150.

Foto: El investigador Mariano Esteban. (Xiomara Cantera/CSIC Comunicación)

Con la mayor cifra de positivos desde el sábado 17 de abril, Andalucía vuelve a la senda de los contagios al alza con 2.144 de sábado a domingo, según datos consultados en el Instituto de Estadística y Cartografía de Andalucía (IECA), que contabilizada una muerte, inferior a las cinco del sábado y a las tres de hace siete días. La tasa de incidencia acumulada de la comunidad ha aumentado por quinto día consecutivo y se sitúa en 192,3 por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días, 11,7 puntos más en un día y 28,1 puntos más que hace una semana. De hecho, estas cifras han llevado al Comité de Expertos del Ejecutivo andaluz a reunirse para abordar la continuidad de las restricciones vigentes contra los efectos de la pandemia.

Lo mismo se plantea hacer la Comunidad Valenciana, que atenderá a la evolución de la pandemia esta semana antes de plantear nuevas restricciones. Según el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, "se tomarán de manera contundente, como siempre".

En la contra, el Gobierno de Castilla-La Mancha ha descartado, "a día de hoy", tomar nuevas restricciones porque la incidencia en la región está "a mucha distancia" de otras comunidades autónomas que están adoptando este tipo de decisiones. "A día de hoy no creemos necesario tener que tomar nuevas medidas restrictivas. Tenemos 52 personas en los hospitales en cama convencional y 21 personas en las UCI, lo que significa un aumento de tres personas el fin de semana", ha dicho el vicepresidente José Luis Martínez Guijarro, si bien ha reconocido que ha habido un "pequeño repunte" de nuevos casos el viernes y el sábado.

Foto: Evolución "complicada" del covid, con una incidencia de 600 casos en jóvenes

Por su parte, el Ejecutivo balear ha aprobado una extensión de las limitaciones de aforos de bares y restaurantes de Magaluf, en Mallorca, y Sant Antoni de Portmany, en Ibiza, mientras que Extremadura, que ha decidido a lo largo de esta semana cerrar perimetralmente los municipios de Malpartida de Plasencia y Torrejoncillo tras el aval de la Justicia, ha señalado que adoptaría medidas más restrictivas en función de la "presencia grave de la enfermedad y de la incidencia" en la región.

En Murcia, el presidente Fernando López Miras ha sostenido este lunes que "está encima de la mesa cualquier posibilidad" respecto a tomar nuevas medidas en el caso de que los contagios de coronavirus en Murcia "se descontrolen" justo cuando la tasa media regional de incidencia ha registrado un aumento del 70% en la última semana. El popular ha pedido "prudencia y responsabilidad" para que no se den pasos atrás en algunas restricciones y ha señalado que, tras la relajación del uso obligatorio de la mascarilla en espacios abiertos, igual se puede plantear la posibilidad de volver a retomar la obligatoriedad en exteriores si se descontrola la transmisión.

Entre tanto, la Federación Nacional de Empresas de Ocio y Espectáculos (España de Noche) ha exigido hoy que se garantice su actividad y ha advertido que no "consentirá" que se vuelva a estigmatizar a este sector por los "errores flagrantes" de las administraciones a la hora de controlar el ocio juvenil. En un comunicado, la patronal del ocio nocturno sostiene que, ante el incremento de casos de coronavirus entre los jóvenes, este sector no puede convertirse, "de nuevo, en el chivo expiatorio ante los problemas y falta de planificación de las actividades recreativas" en la calle o en "espacios clandestinos".

Así, muestra "su perplejidad, estupor y malestar" ante el encadenamiento de brotes asociados al ocio "descontrolado" en la calle y en las fiestas privadas y ante lo que estima "falta de dispositivos de prevención y de seguridad" de gobiernos central, autonómicos y locales.

Sin embargo, el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, no es partidario de priorizar a los jóvene por encima de personas de más edad pese a los brotes y ha llamado a "reflexionar" como "sociedad", con los viajes de fin de curso como telón de fondo, tras constatar la "eclosión" de contagios registrados al final de un año académico con "millones gastados" en protegerles.

La incidencia acumulada a 14 días se ha disparado también en La Rioja a 140 casos por 100.000 habitantes, 9 puntos más que hace tres días, mientras que la ocupación de las camas en la UCI del Hospital San Pedro de Logroño se mantiene en el 16,28%. La Rioja tiene 378 casos activos, 43 más que hace 24 horas; 6.698 personas se encuentran en cuarentena, 113 más que el viernes; y las 33 residencias de mayores no registran usuarios positivos.

Ante la nueva situación, Europa alerta sobre los viajes internacionales con la mirada puesta en el verano. Este lunes ha sido el turno de Praga, que ha vuelto a poner a España en la lista de países de alto riesgo, exigiendo un test negativo PCR para entrar al país. Así, España, incluido el archipiélago canario, pero no las islas Baleares, es el único país comunitario en esa lista, mientras que entre los de riesgo medio figuran Portugal, Holanda e Irlanda.

Mientras, el portavoz del Gobierno francés, Gabriel Attal, ha vinculado el repunte epidémico en España y Portugal con la apertura de las fronteras más prematura en esos dos países, en particular con el Reino Unido, donde se está produciendo una explosión de casos a causa de la variante delta. España y Portugal "son países que habían relajado las reglas en las fronteras, en particular con el Reino Unido, mucho más pronto que nosotros", señala Attal en una entrevista a la emisora France Inter, antes de hacer notar que eso se le había reprochado a su Ejecutivo.

"Personalmente, no iría a Portugal ni a Cataluña si no estuviera vacunado. No está prohibido (...), pero sigue existiendo el sentido común"

El ministro de Sanidad belga, Frank Vandenbroucke, ha recomendado hoy evitar desplazarse a zonas rojas por alta incidencia, como Cataluña, en caso de no estar plenamente vacunado, y apeló al "sentido común" de los ciudadanos a la hora de viajar este verano. "Personalmente, no iría a Portugal ni a Cataluña si no estuviera vacunado. No está prohibido porque hay libertad de movimiento y es esencial. Pero, más allá de las normas, sigue existiendo el sentido común", dijo Vandenbroucke en declaraciones a la cadena RTBF.

El pasado viernes, Alemania incluyó en su lista de regiones de riesgo a Cataluña y Cantabria, que se vienen a sumar a las cinco regiones que ya se encontraban en esta categoría (Andalucía, Navarra, Euskadi, La Rioja y Ceuta). La actualización semanal de la lista tiene pocos efectos prácticos para los viajeros que lleguen al país procedentes de esas regiones: tendrán que presentar un test negativo o el certificado covid digital que demuestre su inmunidad. No obstante, significa que el Gobierno alemán desaconseja viajar a estar regiones, aunque el ministro de Exteriores de Alemania, Heiko Maas, no cree que el aumento de los contagios de coronavirus en España vaya a implicar "en un futuro próximo" un aumento de las restricciones de viaje. Durante una visita a Madrid para participar en una reunión de la Iniciativa de Estocolmo sobre el desarme nuclear, ha insistido en la importancia de la campaña de vacunación frente al covid: "Quienes estén vacunados tendrán un buen verano".

Coronavirus Vacuna Mallorca Castilla y León Reino Unido Cataluña
El redactor recomienda