Aprieta el calor en julio: estas son las zonas donde los termómetros rozarán los 40 grados
  1. España
valores más altos hasta el viernes

Aprieta el calor en julio: estas son las zonas donde los termómetros rozarán los 40 grados

Aunque desde la AEMET señalan que no se alcanzarán en España valores tan extremos como los de Canadá, no se espera que el verano dé una tregua con una bajada de temperaturas relevante

placeholder Foto: Dos perros juegan en una fuente (EFE)
Dos perros juegan en una fuente (EFE)

Las altas presiones dominarán el panorama meteorológico en las próximas jornadas, lo que supondrá una subida progresiva de las temperaturas que tocará techo el viernes, nada más estrenarse el mes de julio. "Las temperaturas no alcanzarán valores tan extremos en nuestro país como en Canadá, pero sí que va a apretar el calor", explica el portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), Rubén del Campo.

Este miércoles predominará el tiempo seco y estable, con cielos poco nubosos o despejados en la mayor parte de las zonas. Únicamente se esperan cielos nubosos en el entorno del litoral cantábrico, con probabilidad de alguna lluvia débil y ocasional al principio; y en los extremos norte y nordeste de Cataluña, donde se esperan por la tarde algunos chubascos que pueden ir acompañados de tormenta. La subida de las temperaturas comenzará a notarse en el interior peninsular, pero bajarán en el mediterráneo andaluz y el sur de Cataluña, con pocos cambios en el resto.

El jueves, las temperaturas diurnas subirán en el interior del tercio este peninsular, meseta Norte y medianías de Canarias, con valores por encima de 36 grados en los valles del Ebro y el Guadalquivir y en la mitad sur de Castilla-La Mancha. En casi todo el país se espera que predomine el tiempo seco y estable, con cielos poco nubosos o despejados. No obstante, en Galicia, Cantábrico, litoral mediterráneo peninsular y norte de Canarias se esperan intervalos de nubes bajas matinales, sin descartar alguna precipitación débil aislada al principio en el Cantábrico. Asimismo, se formará nubosidad de evolución en zonas de Pirineos, cordillera Cantábrica y sistema Ibérico, con posibilidad de chubascos y alguna tormenta ocasional, más probables en el Pirineo oriental.

El viernes será el día más caluroso de la semana. En puntos de la meseta norte se pueden rozar los 34 grados de máxima, mientras que de nuevo se superarán los 36 en el valle de Ebro y en amplias zonas del centro y el sur peninsular. En el valle del Guadalquivir, habrá ya más de 38 grados. También hará calor en los archipiélagos, con más de 34 grados en Mallorca y 32 en las medianías del sur de Gran Canaria. Una vez más, la tónica general será el tiempo seco y estable, con cielos poco nubosos o despejados. No obstante, se espera la llegada de un frente atlántico poco activo que dejará cielos nubosos o cubiertos en el extremo noroeste y precipitaciones débiles en Galicia.

Llega un frente el fin de semana

De cara al fin de semana, el sistema frontal provocará cielos nubosos en Galicia, norte y oeste de Castilla y León, comunidades cantábricas y Pirineos, con algunas precipitaciones en esas regiones que, en general, no serán muy intensas. "Las temperaturas seguirán altas, pero bajarán en la mitad occidental de la Península. Allí aflojará un poquito el calor, mientras que en el resto no habrá cambios o, incluso, subirán", aclara Del Campo. Se producirá una subida notable, de hasta ocho grados, en puntos del interior de la Comunidad Valenciana.

"Como consecuencia de la llegada de vientos de ponientes que llegan secos y recalentados, tendremos un ascenso importante de las temperaturas en el Mediterráneo", subraya el experto. En el interior de la Comunidad Valenciana, interior de la Región de Murcia y Andalucía podrían alcanzarse los 38 grados. Incluso, es posible que el domingo se rocen los 40 grados en puntos de la provincia de Málaga. También continuará durante el fin de semana el ambiente cálido en los archipiélagos.

Foto: Las provincias con mayores temperaturas medias son las más preparadas. (EFE)

A partir del lunes, lo más probable es que los cielos vuelvan a estar poco nubosos en la mayor parte de España, quizás con alguna nube en el extremo norte, si bien las temperaturas volverán a subir. "El calor se mantendrá, por lo menos, hasta el martes, con temperaturas por encima de los 38 grados en numerosos puntos del este y el interior peninsular", asegura el representante de la AEMET, que pide extremar las precauciones y estar atentos a los avisos meteorológicos.

Agencia Estatal de Meteorología (AEMET)
El redactor recomienda