"¡Moro de mierda!": alerta en Murcia ante nuevos ataques violentos contra inmigrantes
  1. España
Las asociaciones culpan al discurso de Vox

"¡Moro de mierda!": alerta en Murcia ante nuevos ataques violentos contra inmigrantes

Tras al menos tres agresiones a migrantes catalogadas como "delitos de odio", las asociaciones y vecinos magrebíes se sienten señalados. "Tienen miedo", afirma desde AMIT

placeholder Foto: Tres inmigrantes procedentes de Marruecos, en una imagen de archivo. (EFE)
Tres inmigrantes procedentes de Marruecos, en una imagen de archivo. (EFE)

Younes Bilal tenía 37 años cuando recibió un disparo en al grito de "¡moro de mierda!" por parte de un militar español retirado de 52 años. Los familiares niegan que se conocieran de antes y afirman que aquel 13 de junio era la primera vez que coincidían en el bar del paseo marítimo de Mazarrón (Murcia). Llevaba más de 20 años en España y trabajaba en el 'camping' en la localidad. Se había casado con Andrea, de la que se enamoró en cuanto se conocieron, y había adoptado a los dos hijos de ella como si fueran propios. Hacía poco se había convertido en padre biológico por primera vez y "vivía totalmente integrado", según recuerda Paulino Ros, periodista experto en inmigración que vive en la zona. El domingo fue repatriado a Marruecos para ser enterrado en su ciudad natal, Beni Malal, junto a su familia.

El asesinato de Bilal no es el primer ataque violento que sufren los inmigrantes en el territorio murciano. Desde hace unas semanas han saltado las alertas de las asociaciones y familias tras sentirse señalados en un territorio que ya cuenta con casi 100.000 magrebíes, de los que alrededor de 90.000 son legales. "Tienen miedo y no denuncian porque no se atreven. Las instituciones les dan las espaldas y creen que están en desventaja", expresa Ros y cuenta que la llegada de marroquíes se data de los años 80, cuando la huerta murciana creció y necesitaron más mano de obra. "Son muy buenos trabajadores, muy leales y encima se les dan muy bien los trabajos manuales... Encima cuestan poco al empresario", admite.

Foto: El mazo de un juez. (Pixabay)

Es el caso de Momoun Koutaibi, de 22 años, que trabajaba en las instalaciones de la empresa Primafrio, en Alhama de Murcia, como mecánico de vehículos de motor. Sabah Yacoubi, presidenta de la Asociación de trabajadores inmigrantes marroquíes (ATIM) en Murcia, cuenta que el pasado 5 de junio, sobre las 14:00 horas, un excompañero de trabajo le golpeó al menos dos veces por la espalda con una barra de hierro en la cabeza hasta que le rompió el cráneo. Koutaibi se encuentra en coma en el Hospital Virgen de la Arrixaca y ayer comenzó a parpadear. "Sigue muy grave", lamenta Yacoubi, que cuenta que fue el propio jefe quien, al despedir "al español", le dijo: "El moro trabaja mejor que tú". Así, considera que la propia terminología usada y la sensación de necesidad de venganza fueron los motivos de la agresión.

placeholder Sabah Yacoubi abraza a Andrea, la esposa de Younes Bilal.
Sabah Yacoubi abraza a Andrea, la esposa de Younes Bilal.

Hay además otros dos casos, de los cuales al menos uno está catalogado como ataque racista. El primero ocurrió el pasado 17 de junio cuando, a plena luz del día, una mujer acuchilló a otra en Cartagena mientras ambas hacían una cola para recoger comida de Cáritas. "Los inmigrantes nos quitan la comida", gritó mientras sacaba un arma blanca y se la clavaba en la espalda. La mujer herida era de origen latinoamericano y la Fiscalía ya lo investiga como "delito de odio". Aún sin confirmar como ataque racista, el pasado martes, otro ciudadano de origen marroquí, de 40 años, fue apuñalado en la madrugada en Los Nietos, Cartagena. Ahora, la Policía busca al agresor o agresores e investiga la naturaleza y el origen de los hechos.

"La culpa es de partidos como Vox, que institucionalizan el discurso de odio y la violencia contra los inmigrantes"

Tanto Yacoubi como Ros sentencian que no son casos aislados y que hay creciente tendencia racista entre la población murciana. "La culpa es de partidos como Vox, que institucionalizan el discurso de odio y la violencia contra los inmigrantes", admite la presidenta de ATIM Murcia, mientras que el periodista señala que la formación de Abascal lleva un tiempo agitando este tipo de discurso. "Ahora hay permisibilidad. El poder tiene miedo. En Murcia, Vox consigue condicionar unos presupuestos con el cierre de un centro de menores extranjeros no acompañados. Se les permite todo", sentencia y teme que la expansión de este tipo de ideas en las calles ya sea imparable.

Piden un discurso condenatorio a las instituciones que "solo se han pronunciado de manera tímida o inexistente" ante los casos de Koutaibi o Bilal. El presidente regional, Fernando López Miras, del Partido Popular, reconocía el martes su "preocupación por cualquier agresión en la que subyacen connotaciones racistas", mientras que la representante de Podemos en la Asamblea de Murcia, María Martín, presentó un escrito de condena del crimen racista de Younes, pero ningún partido la apoyó.

Hay convocadas dos manifestaciones contra los ataques racistas en la comunidad, una para este viernes en Murcia a las 20:00 horas y otra el próximo domingo a las 19:30 en Cartagena. Además, Yacoubi afirma que ha pedido a las familias que no salgan a las calles con una reacción violenta, sino que se manifiesten unidos y de manera pacífica porque es importante mantener la calma. "No podemos combatir el racismo con violencia", concluye.

Inmigración Murcia Vox
El redactor recomienda