El Libro de Familia desaparece y se sustituye por un nuevo registro digital
  1. España
'online' y accesible

El Libro de Familia desaparece y se sustituye por un nuevo registro digital

A partir de hoy, entra en vigor la Ley 20/2011, de 21 de julio, del Registro Civil y se reemplaza el Libro de Familia por un registro electrónico

Foto: Está previsto que gestionen la nueva base de datos los funcionarios públicos.
Está previsto que gestionen la nueva base de datos los funcionarios públicos.

Tras diez años y nueve modificaciones entra en vigor la Ley 20/2011, de 21 de julio, del Registro Civil. Uno de los grandes cambios que supone esta nueva ley es que desaparece el formato físico del Libro de Familia tal y como lo conocemos y también se unificará el Registro Civil, tras la aprobación de la ley en el senado este jueves. A partir de este viernes, el registro civil dejará de expedir este tipo de documentos y se reemplaza por un registro electrónico accesible, centralizado y más acorde con el mundo digitalizado, pero aquellos documentos ya expededidos seguirán siendo válidos.

Hasta ahora ambas leyes del registro civil la Ley 20/2011 y la anterior del año 1957 convían simultáneamente y, durante años, se ha discutido y aplazado la entrada en vigor de la nueva ley. Sin embargo, a partir de este viernes, tal y como viene explicado en el BOE, el libro de familia físico desaparecerá de la mano de la antigua ley de 1957 ya que "pierde sentido dentro del modelo moderno que se ha configurado en la presente Ley". Por lo tanto, se deja de entregar la versión en papel y se reeplaza por un registro digital centralizado y accesible en la que cada individuo contará con una hoja o extracto dónde figuran los datos personales de los miembros de un mismo núcleo familiar, relacionados con su estado civil.

Asunción Santos, la responsable del departamento de derecho civil de Legálitas, se ha visto obligada a realizar varios cursos a lo largo de está última década para así seguir la pista de las númerosas actualizaciones de la ley y ha explicado a El Confidencial que el nuevo modelo 'online' será accesible y actual. Señala que cada persona mediante la identificación electrónica, podrá acceder a su propia hoja y que se irá actualizando de manera digital. Según ella, se pretende "actualizar el registro con los tiempos que corren" y subraya que es "aún más necesario ahora", en referencia a la gran dependencia que hemos tenido al mundo digital durante la pandemia del coronavirus.

Totalmente público

En un principio, cuando se anunció la iniciativa de acabar con la versión en papel del Libro de Familia, surgió mucha indignación y polémica entre los funcionarios ya que se sospechaba una posible privatización del proceso. No obstante, la experta de Legálitas, niega rotundamente que se vaya a privatizar y asegura que las inscripciones se mantienen gratuitas. Asimismo, indica que "parece que lo van a gestionar funcionarios públicos en vez del juez encargado del registro civil que se hacía responsable de ello hasta ahora" indica Santos.

Registro centralizado y accesible

Además, también se ha aprobado una nueva modificación de la ley para introducir el Registro Civil Único, un sistema que incluye un Registro Civil Central, 16 Registros Civiles Exclusivos (RCE), 415 Registros Civiles Municipales Principales (RCMP), 7.700 Registros Civiles Municipales Delegados (RCD) en Juzgados de Paz (JJ. PP) y 180 Oficinas del Registro Civil en demarcaciones consulares. Lo cual indica las intenciones de crear unir distintos y crear uno más centralizado en la que se engloban las cuatro secciones del Registro Civil: nacimientos, matrimonios, defunciones, tutelas.

Desde el 30 de abril no se expedirán nuevos Libros de Familia y se activará el sistema primero en Madrid y Barcelona. Sin embargo, en el caso de que tengas el documento en papel, segurá siendo válido. Cada persona podrá acceder a su hoja con el "código personal" de forma electrónica y realizar los trámites que anteriormente se solían hacer con el Libro de Familia.

Más práctico

La versión en papel del documento del registro civil se usaba en numerosos ámbitos ya sea, para solicitar ayudas o para divorciarse y, en algunos casos, su carácter físico ha supuesto un obstáculo en semejantes trámites. Santos explica que debido a que se requería presentar el Libro de Familia a la hora de procesar un divorcio, existieron casos de separaciones conflictivas, en las que una de las partes se negaba a aportar el documento. Añade que debido a su caracter físico algunos libros se perdían y esto luego implicaba más burocracia para solicitar uno nuevo y cree que "la digitalicación de estos datos será mucho más práctico".

Registro Civil