"El Rey no es responsable de las Infantas": por qué Zarzuela se desvincula de la vacunación
  1. España
QUÉ SUPONE NO SER FAMILIA REAL

"El Rey no es responsable de las Infantas": por qué Zarzuela se desvincula de la vacunación

Con el cambio de titularidad de la Corona, las Infantas dejaron de ser parte de la familia real y no se rigen por los códigos internos de la institución

placeholder Foto: Las infantas Elena y Cristina. (EFE)
Las infantas Elena y Cristina. (EFE)

La vacunación de las infantas Elena y Cristina en Emiratos Árabes, aprovechando una visita a su padre en el mes de febrero, ha levantado una nueva polémica en torno a la institución de la mano de partidos como Podemos, socio del Gobierno de coalición, que cuestiona de nuevo el papel de la monarquía. Sin embargo, Zarzuela se desvinculó de los hechos con una frase tajante: “El Rey no es responsable de los actos de sus hermanas”. Fuentes de la Casa del Rey declinaron hacer más comentarios sobre la noticia desvelada por este diario insistiendo en que ambas dejaron de ser parte de la familia real en 2014.

Es cierto que con el cambio de titularidad de la Corona, en junio de ese año, la composición de la familia real quedó fijada en don Felipe, doña Letizia, la princesa de Asturias, la infanta Sofía, el anterior jefe del Estado y la reina Sofía. Las hermanas de Felipe VI pasaban automáticamente a ser “familia del rey”, tal y como establece el decreto regulador del Registro Civil de la Familia Real, de noviembre de 1981, que solo incluye en este grupo al monarca, su consorte y sus ascendientes y descendientes, además del príncipe de Asturias (a partir de ese momento, princesa).

Polémica por la vacunación de las hermanas del Rey en Abu Dabi

En realidad, el estatus de las infantas Elena y Cristina pasó a ser el mismo que antes tuvieron las infantas Pilar y Margarita, hermanas del rey Juan Carlos. La cuestión es que en el momento actual, en pleno debate sobre la ejemplaridad de todo lo que rodea a la institución, esta explicación constituye un elemento fundamental. Los códigos de conducta de la Corona, igual que la normativa interna sobre regalos aprobada por Felipe VI, se circunscriben a los miembros de la familia real y, por tanto, no afectan a sus hermanas. Igual que su insistente compromiso con la ejemplaridad y los valores éticos, tan repetido en sus intervenciones, se ciñen a su figura como jefe del Estado.

Precisamente por eso Zarzuela se apresuró a recordar que la actuación de las dos Infantas “no concierne a la institución”, ni el Rey se puede hacer responsable de sus actos. Otra cosa distinta es que afecte igualmente al prestigio de la jefatura del Estado, como a todas luces hace. En realidad, Zarzuela también se ha desvinculado a menudo de las actuaciones del rey Juan Carlos y los distintos escándalos que terminaron provocando su salida de España el 3 de agosto del año pasado, alegando que por esos asuntos debía responder solo el anterior jefe del Estado.

Foto: Las infantas Elena y Cristina. (Getty)

Desde que don Felipe reina, la presencia pública de sus hermanas ha sido muy limitada. Otra de las consecuencias de quedarse fuera de la familia real fue que sus actividades ya no están incluidas en la agenda institucional de la Casa del Rey, donde la infanta Elena sí tenía asignados sus propios actos hasta aquel momento.

La situación de la infanta Cristina era muy distinta desde finales de 2011, cuando el rey Juan Carlos apartó a Iñaki Urdangarin de la agenda oficial hasta que su situación judicial se aclarara. El jefe del Estado consideró que no había sido “ejemplar” y, por eso, no volvería a participar en ningún acto de momento. Nunca más lo hizo y la presencia de doña Cristina también fue desde ese momento muy residual.

Foto: Las infantas Elena y Cristina. (EFE)

El primer encontronazo formal entre Felipe VI y su hermana mediana fue la revocación del título de duquesa de Palma en junio de 2015, un año después de llegar al trono. La infanta Cristina estaba imputada por delitos fiscales en el caso Nóos desde 2013 (quedó absuelta en 2017) y el Rey tomó esa decisión, la única en sus manos, ya que ella era la única competente para renunciar a sus derechos sucesorios. El gesto fue entendido como el primer gran golpe de efecto del reinado de don Felipe, en coherencia con su discurso de proclamación. La condena y entrada en prisión de Urdangarin terminaron por enfriar del todo la relación entre hermanos.

Tampoco con la infanta Elena han demostrado una especial cercanía el Rey y la reina Letizia. Más bien al contrario. De hecho, la primogénita siempre ha apostado por seguir manteniendo su apoyo al rey Juan Carlos, a pesar de los escándalos conocidos, incluidos los personales, de la mano de Corinna Larsen. Desde que su padre se trasladara a Abu Dabi, ha volado en distintas ocasiones para reunirse con él. Eso sí, como reveló El Confidencial, el fin de semana del 6-7 de febrero lo hizo por primera vez en compañía de su hermana Cristina. Ambas volvieron a España el siguiente fin de semana con la vacuna del coronavirus puesta.

placeholder Felipe VI, en su encuentro con un grupo de generales de Brigada en el Palacio Real de Madrid. (EFE)
Felipe VI, en su encuentro con un grupo de generales de Brigada en el Palacio Real de Madrid. (EFE)

Este miércoles, en mitad de la tormenta desatada y cuando llegaba un comunicado vía WhatsApp a los medios de comunicación en nombre de las dos hermanas, la infanta Elena fue captada llegando al Palacio de la Zarzuela al mediodía. Fuentes del entorno de Zarzuela negaron a este diario que se tratara de un encuentro con don Felipe, porque de hecho el Rey tenía agendadas audiencias militares ese mediodía en el Palacio Real de Madrid, al tiempo que recordaban que su madre, la reina Sofía, también vive en ese mismo complejo. Otras fuentes aseguran a este diario que las visitas de la hermana mayor del Rey son muy habituales a Zarzuela, siempre para ver a su madre. Aseguran que ni siquiera se cruza con el jefe del Estado.

La vacunación de las infantas Elena y Cristina en Emiratos Árabes, aprovechando una visita a su padre en el mes de febrero, ha levantado una nueva polémica en torno a la institución de la mano de partidos como Podemos, socio del Gobierno de coalición, que cuestiona de nuevo el papel de la monarquía. Sin embargo, Zarzuela se desvinculó de los hechos con una frase tajante: “El Rey no es responsable de los actos de sus hermanas”. Fuentes de la Casa del Rey declinaron hacer más comentarios sobre la noticia desvelada por este diario insistiendo en que ambas dejaron de ser parte de la familia real en 2014.

Vacunación Infanta Elena Infanta Cristina Rey Felipe VI Rey Don Juan Carlos
El redactor recomienda