El Supremo valorará si los tuits tras los crímenes de Igor el Ruso son un delito de odio
  1. España
RECURSO DE AEGC

El Supremo valorará si los tuits tras los crímenes de Igor el Ruso son un delito de odio

El Tribunal Supremo valorará si los comentarios hechos por dos tuiteros tras el asesinato de dos guardias civiles en diciembre de 2017 en Teruel a manos

placeholder Foto: La Audiencia Provincial de Teruel celebra una vista previa al juicio contra el serbio Norbert Feher, alias Igor el Ruso. (EFE)
La Audiencia Provincial de Teruel celebra una vista previa al juicio contra el serbio Norbert Feher, alias Igor el Ruso. (EFE)

El Tribunal Supremo valorará si los comentarios hechos por dos tuiteros tras el asesinato de dos guardias civiles en diciembre de 2017 en Teruel a manos del criminal serbio Norbert Feher, Igor el Ruso, constituyen un delito de odio contra la Guardia Civil.

El Supremo ha admitido a trámite el recurso anunciado por el letrado de la Asociación Española de Guardias Civiles (AEGC), Jorge Piedrafita, que en un plazo de siete días deberá formalizar su escrito contra los dos acusados para responsabilizarles de un delito de odio, ha informado este abogado a Efe.

La causa fue vista inicialmente contra cuatro tuiteros en el Juzgado de lo Penal de Teruel, que los absolvió a todos de los delitos de injurias y odio que les fueron imputados al entender que las expresiones empleadas se ajustaban a los límites de la libertad de expresión.

Comentarios como "Pues que hubieran estudiado en vez de alistarse en un cuerpo militar de matón y ablandaabuelas", "Me cago en la memoria de estos perros bastardos", "perros malditos" o "odio tanto a la policía que ojalá un día los yihadistas tiren una bomba en una comisaría y ver el sufrimiento de las víctimas", motivaron que la Audiencia de Teruel revocara la sentencia y condenara a dos de los encausados a multas de más de 4.000 euros.

Este tribunal entendió que entre los límites de la libertad de expresión está el "necesario respeto" a la Guardia Civil, y que las expresiones utilizadas suponen una "inmensa falta de respecto por la especial denigración" que conllevan hacia el Cuerpo.

Sin embargo, los magistrados de la Audiencia de Teruel entendieron que la Guardia Civil "no son el grupo o parte del grupo objeto de protección" frente al delito de odio ya que los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado "no poseen las condiciones de vulnerabilidad previstas por razón del principio de igualdad y no discriminación" por motivos políticos, ideológicos o religiosos".

El letrado de esta asociación profesional ha expresado su voluntad de buscar una condena para los acusados por un delito de odio

En el recurso planteado, el letrado de la AEGC argumenta que el precepto que regula el delito de odio en el Código Penal no estableció en ningún momento una lista de 'numerus clausus' que, a su juicio, "en la práctica puede implicar una discriminación entre unas víctimas y otras, cuando todas son víctimas de una expresión de odio".

El letrado de esta asociación profesional ha expresado su voluntad de buscar una condena para los acusados por un delito de odio ya que, subraya, "la libertad de expresión nunca puede suponer una patente de corso para vulnerar los derechos de dos agentes ejemplares fallecidos en acto de servicio mientras protegían a los demás".

Tribunal Supremo Guardia Civil Delincuencia
El redactor recomienda