Rodríguez planta al Supremo y obliga a tramitar un suplicatorio para interrogarle
  1. España
ESTABA CITADO A DECLARAR DE FORMA VOLUNTARIA

Rodríguez planta al Supremo y obliga a tramitar un suplicatorio para interrogarle

La investigación se remonta a lo ocurrido en enero de 2014, cuando el ministro José Ignacio Wert acudió a La Laguna a inaugurar la catedral y el diputado de Podemos participó en la protesta

Foto: Rodríguez planta al Supremo y obliga a tramitar un suplicatorio para interrogarle
Rodríguez planta al Supremo y obliga a tramitar un suplicatorio para interrogarle

El diputado y secretario de Organización de Unidas Podemos, Alberto Rodríguez, no ha acudido este martes al Tribunal Supremo. El magistrado Antonio del Moral le había citado a las once de la mañana para que prestara declaración de forma voluntaria en relación con la causa en la que se le investiga por un presunto delito de atentado contra agentes de autoridad, pero el diputado ha rechazado la invitación. Una vez superado este primer paso, el juez podrá emprender un procedimiento de imputación formal de Rodríguez, para lo que tendrá que tramitar el correspondiente suplicatorio en el Congreso y sortear así el aforamiento del que goza el político de Podemos como diputado.

La Sala de lo Penal del Supremo acordó abrir causa al diputado de Unidas Podemos después de que el juzgado de Instrucción número 4 de San Cristóbal de la Laguna (Tenerife) enviase testimonio de un procedimiento abreviado seguido contra él, entre otros, en virtud de un atestado instruido por la policía de este municipio por la comisión de un presunto delito de atentado contra agentes de la autoridad y lesiones. Los hechos se remontan al 25 de enero de 2014, cuando el entonces ministro José Ignacio Wert acudió a La Laguna a inaugurar la catedral y él participó en la protesta contra el acto. En la concentración, se incautaron bolsas con piedras y dos periodistas tuvieron que ser atendidos por botellazos.

Foto: El TS abre causa al diputado de UP Alberto Rodríguez por atentado contra la autoridad

Los atestados policiales que constan en el procedimiento, a los que ha tenido acceso El Confidencial, apuntan también a varios agentes heridos por parte de "grupos antisistema o violentos". "Sobre las 11, el grupo grita consignas como 'este vallado lo vamos a tirar'. 'Perros'. 'Hijos de puta'. 'Quitaos de en medio y dejad a Wert en nuestras manos' (...) con gran agresividad gestual", dice uno de los atestados. En otro, se reproduce cómo uno de los grupos se dirigió contra el obispo Bernardo Álvarez, increpándole con frases como "eres un hipo de puta", "ojalá te hubiese abortado tu madre", "te vamos a matar", "vamos a quemar tu casa". Todo ello mientras lanzaban "latas de refresco y naranjas".

La concentración acabó con detenciones, siete partes de heridas a los agentes y objetos incautados: una bolsa con piedras de distinto tamaño, el palo partido de una pancarta y cadenas con eslabones gruesos metálicos. Los informes sostienen que también se aprehendieron macetas y un monopatín que se estaba empleando para golpear a los policías. En cuanto a Rodríguez, le identifican "como un individuo conocido de otras ocasiones". "Propina al policía una fuerte patada que le causa lesiones en la rodilla izquierda". El ahora diputado no pudo ser detenido en ese momento, pero "es reconocido sin ningún género de dudas, toda vez que el mismo es habitual en todo tipo de manifestaciones, altercados y agresiones a las fuerzas públicas".

Con estos atestados en el Supremo, la Fiscalía del alto tribunal informó a favor de investigar al diputado de Unidas Podemos por atentado contra la autoridad. Sus compañeros de Canarias fueron un paso más allá y llegaron incluso a presentar escrito de acusación en su contra solicitando una pena de seis meses de prisión, pero este quedó en papel mojado por gozar Rodríguez de la condición de aforado: aunque durante los pasados meses entró y salió de esa especial protección con la que cuentan los parlamentarios nacionales, activándose y desactivándose por los vaivenes electorales y las sucesivas disoluciones de las Cortes, ahora solo puede ser investigado en el Supremo y hará falta tramitar un suplicatorio para ello.

Tribunal Supremo
El redactor recomienda