carta a Ursula von der Leyen

Sánchez instó a Bruselas el 25 de marzo a apoyar la lucha contra el covid en Venezuela

El Confidencial accede a la correspondencia sobre la pandemia entre el presidente del Gobierno y la líder de la Comisión Europea desde el pasado 1 de marzo, antes del estado de alarma

Foto: El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en Bruselas. (Reuters)
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en Bruselas. (Reuters)
Adelantado en

El pasado 25 de marzo, España llevaba 11 días en un estado de alarma que confinó todo el país y que se extendería hasta el 21 de junio. Aquel día, uno de los que más muertes registraron durante la primera ola (782), el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, envió una misiva a la líder de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, en la que le solicitaba que redirigiera unos fondos pensados para algunos países de Latinoamérica que habían acogido a refugiados venezolanos y que se destinaran a la lucha contra la pandemia "en Venezuela y en los países vecinos receptores de sus migrantes", según el documento obtenido por El Confidencial.

Sánchez recordó a la presidenta la "disposición" mostrada, entre otros, por el alto representante de la Comisión y jefe de la diplomacia europea, Josep Borrell, para que la Unión comprometiera "un volumen significativo de recursos" a una Conferencia de Solidaridad que respaldara a esos países latinoamericanos "receptores de migrantes y refugiados venezolanos".

Es ahí cuando el socialista propuso a Von der Leyen que "una parte significativa" de esos fondos que la Comisión pensaba "comprometer" para esos fines fuese redirigida al combate contra el virus. "Se destine, en su lugar, a atención inmediata a la crisis causada por la pandemia en Venezuela y en los países vecinos receptores de sus migrantes", señaló. "La extensión de la pandemia nos obliga a reconsiderar nuestra planificación previa", dice la carta. Dos días después de la carta de Sánchez, la propia UE instó a los responsables políticos venezolanos a que permitieran el acceso de ayuda humanitaria ante la pandemia.

La respuesta de la presidenta del Ejecutivo europeo llegó semanas después, el 14 de mayo. "Tanto Venezuela como los países vecinos de la región se enfrentan a enormes dificultades para responder eficazmente al reto planteado por el covid-19", coincidió la alemana, que evitó posicionarse a favor de la medida propuesta por Sánchez y le recordó que habían aprobado el programa Team Europe para ayudar a sus socios a combatir la pandemia, dotado con 20.000 millones de ayudas financieras, de los que 1.000 millones irían a América Latina y el Caribe.

En concreto, señaló que el objetivo del fondo era "ayudar a nuestros países socios a combatir la pandemia y sus consecuencias, centrándose también en las personas de mayor riesgo, incluidos los migrantes, los refugiados y las comunidades de acogida", sin confirmar que irían recursos a Venezuela, como solicitaba el residente de Moncloa. Según consta en la web de la Comisión, el paquete Team Europe se financió con recursos existentes de otros programas que fueron "reorientados".

El pasado 26 de mayo, dos meses después de la misiva de Sánchez, la Unión Europea anunció que había reunido la Conferencia de Donantes Internacionales en solidaridad con los refugiados y migrantes venezolanos en que la propia Unión y los Estados miembro movilizaron 231,7 millones en fondos, que se sumaban a otras cuantías superiores destinadas al mismo fin.

"Especialmente vulnerables"

En el texto, el mandatario español hizo referencia a una reunión "informal" sobre el coronavirus de ministros de Exteriores de la Unión Europea que tuvo lugar dos días antes, el 23 de marzo, y en la que, según relató, una mayoría coincidió en la necesidad de respaldar a Irán y Venezuela, "especialmente vulnerables", en sus "gestiones para obtener ayuda internacional contra la pandemia".

En la carta, el presidente se refirió de manera casi exclusiva al país latinoamericano. "Al hilo de dicho debate, querría hacerle algunas reflexiones sobre el caso concreto de Venezuela". Sánchez esbozó algunos de los aspectos de la crisis económica y social que asola Venezuela, entre ellos, que "numerosos profesionales sanitarios han abandonado el país". "A esta situación dramática, debe sumarse ahora el impacto de la pandemia que, como estamos viendo, constituye un enorme desafío incluso para sistemas sanitarios sin las profundas fragilidades estructurales del venezolano".

Las restricciones al movimiento debido a la pandemia fueron uno de los factores que incluye el presidente al describir la situación de vulnerabilidad del país que preside Nicolás Maduro. "Todo ello, en un contexto de caída de los precios del petróleo", insistió en el análisis de la situación, asegurando que se podrían ver amenazadas las cadenas de suministros de alimentos y productos esenciales.

Venezuela ha confirmado hasta este 5 octubre 78.434 contagios y 653 muertes por coronavirus. La Unión Europea ha realizado envíos de material sanitario y humanitario de ayuda a Venezuela, como el efectuado el 24 de agosto, cuyo contenido fue financiado por España y Portugal.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios