Aquellas dramáticas siete horas "del Arahy al averno"
  1. España
'La larga marcha'

Aquellas dramáticas siete horas "del Arahy al averno"

El periodista Graciano Palomo descubre en su próximo libro las claves de aquel aquelarre del que todo el mundo ha hablado a lo largo de este tiempo

Foto: Aquellas dramáticas siete horas "del Arahy al averno"
Aquellas dramáticas siete horas "del Arahy al averno"

Han pasado dos largos años desde que tuvo lugar la "noche del Arahy", cuando esperando el final de la moción de censura contra Rajoy, el todavía jefe del gobierno se atrincheró en el restaurante madrileño con su círculo más fiel, que abandona de madrugada, para vivir sus últimos momentos como primer ejecutivo de la Nación, mientras en el Congreso de los Diputados, el bolso de su vicepresidenta era un clamor, y una mayoría de diputados sentenciaba al jefe del Partido Popular.

Por vez primera, el periodista Graciano Palomo, en el libro 'La larga marcha' (La Esfera de los Libros), tras dos años de investigación, descubre las claves de aquel aquelarre del que todo el mundo ha hablado a lo largo de este tiempo y trata de encontrar explicación. EC publica en primicia un amplio extracto del capítulo III (“Del Arhay al averno”) de un libro de 600 páginas que relata lla intrahistoria del cambio político histórico que se produce en España tras la llegada al poder de Pedro Sánchez y de Pablo Casado a la jefatura del Partido Popular con informaciones jamás contadas.

'La larga noche', del periodista Graciano Palomo.
'La larga noche', del periodista Graciano Palomo.

"…El 30 de mayo de 2018 un semilujoso restaurante a la sombra de la madrileña Puerta de Alcalá vivirá siete horas dramáticas con el “círculo interior” de Rajoy a punto de ser arrojado por la ventana del Congreso… Ya no hay posibilidad alguna de parar la censura planteada por el PSOE y muñida con los nacionalistas/independentistas por Pablo Iglesias hasta conseguir una mayoría suficiente… Este, empeñado en que se visualice su “gestión” para luego pasar factura a Sánchez, pide a gritos la presencia de Mariano a quien piensa sacar a piel a tiras…! ¿Dónde está Rajoy? Donde varias almas en pena pueden ahogar su dolor…

(…) Tras poner en valor las contradicciones entre el aspirante (Sánchez) y su valedor (Iglesias), un Rajoy deshecho y malhumorado se retira al Salón de Gobierno del Congreso de los Diputados; le siguen la totalidad de los ministros y altos cargos monclovitas. Incluso, se acerca por allí García Margallo, caído en desgracia, que le da la mano al todavía presidente y este la rechaza. Iñigo Méndez de Vigo intenta que el funeral no degenere. Algunos ministros sostienen la tesis de la “dimisión” como manera de evitar el inevitable “Frankestein”…

-No serviría para nada, corta en seco Mariano…

La moción está activada y no puede dejar de votarse.

-No dimitas, presidente, que te echen… Si dimites, ¡aceptas que eres un corrupto!

Todos se preparan para el funeral 'corpore in sepulto'. Saben que el PNV, cuyos votos son claves, se ha dividido en dos y que difícilmente Ortuzar puede doblarle el pulso a Urkullu, el más favorable a la decapitación de Mariano.

Pasadas las 14,30, Rafael Hernando y una muy afectada Carmen Martínez Castro proponen a la concurrencia irse a almorzar y arroparse unos a otros. Es Hernando quien llama al restaurante Arahy y pide un reservado para diez personas. Soraya, Dolors Monserrat, Iñigo de la Serna, Fátima Báñlez y "Papy" Ayllón toman asiento y piden una copa. Aperitivos y menú preparado por el chef José Raimundo Ynglada, “Mundy” para los amigos. Rajoy sólo atiende dos llamadas de las centenares que se producen durante el almuerzo y la larguísima sobremesa. Una es de Andoni Ortuzar.

-Te confirmo, presidente, lo que te avancé… Lo tienes muy difícil… Vamos a votar a favor de la moción…

La otra es de Mariano, el hijo mayor…”Estoy bien, hijo, tranquilo, tendremos que cambiar de vida como tantas veces me habéis pedido…". En el palacio de la Moncloa, “Viri” está llenando de cajas con sus pertenencias personales y familiares. El Whatsapp de la Secretaria de Estado y la más íntima colaboradora presidencial Martínez Castro, echa humo. Todos quieren saber dónde está el todavía presidente.

-“Estamos….por ahí”, contesta la gallega.

La secretaria general Cospedal no está en esos momentos presente y almuerza con el ministro del Interior Zoido. Al tener noticia del aquelarre del “Arahy” se incorpora a toda velocidad. Mariano escucha a sus ministros sobre los pasos a seguir. ¿Dimitir? No es una opción. ¿A quién dejo? Estaba claro que si esa opción triunfaba (nunca estuvo en la mente del presidente) la candidata sería Saénz de Santamaría…

Es Hernando quien llama al restaurante Arahy y pide un reservado para diez personas

Tras los aperitivos, Rajoy y sus comensales piden entrantes para compartir y pescados a la plancha o carne. A 30 euros por barba. José Luis Ayllón es el que está al mando del móvil presidencial. Cospedal, ya reunida, intenta cortocircuitar cualquier aproximación de su rival interior al poder. Pide autorización a Rajoy para convocar una rueda de prensa y desmentir tajantemente su dimisión cuando el rumor cobra fuerza. A los cafés, alguien recuerda que la sesión plenaria en el Congreso continúa, pero Mariano ya se ha pedido un wisky de postre. Al que seguirán otros.

-No asistiré…Conozco el resultado que se producirá mañana. No estoy dispuesto a escuchar más insultos e injusticias….Ya he tenido que soportar una buena ración. Tengo el cupo repleto de tanta tontería… Ahora lo que tengo que pensar bien es lo que hago… Desde luego, Santa Pola.

La vicepresidenta Saénz de Santamaría es la que trata de levantar el decaído ánimo de los que hasta dentro de unas horas gobiernan España.

-Vamos a ver, estas son cosas de la política…Sin duda, habremos hecho cosas mal, subraya, pero también hemos sacado al país de una gran crisis, estamos creando empleo y hemos mantenido la Constitución a salvo (Cataluña)….

Y continúa.

-No sé vosotros, pero yo no tenía pensado pasar toda mi vida en este “chollo” como suele decir el presidente… Todos los que estamos aquí nos podemos ganar muy bien la vida, decentemente, con nuestras profesiones….

Rafael Hernando recuerda a su jefe de fila que todavía está al frente del PP.

-Sí, naturalmente. También estoy pensando en ello. Tomaré una decisión en breve, lo tengo bastante claro...Desde luego, yo no soy Aznar, ni tengo vocación de monarca, ni se me ha pasado por la cabeza ejercer de reina madre…Si os soy sincero, en estos momentos mi máxima preocupación es que el partido no se rompa…

El presidente sabe mejor que nadie que las ambiciones internas ya se han desatado. Se siente liberado por no tener que ser tan correcto como se ha conducido durante tantos años…”Ahora haré lo que me venga en gana”, reitera a sus últimos fieles que han preferido continuar con la sobremesa, ajenos a los que ocurre en el Hemiciclo…Repasan, una y otra vez el posible escenario y avanzan algunos de ellos, fundamentalmente el papel en la oposición, la reubicación de los ministros y el poder dentro del PP. Todos coinciden en la “traición” peneuvista; curiosamente, el más benevolente es el traicionado.

Rajoy tiene una obsesión en esos momentos: perdido el poder, mantener la unidad del PP a toda costa

Una de las ministras se queja del tratamiento “abusivamente perverso de cierta prensa contra el Partido Popular y su presidente.

-Sí, es verdad, responde Rajoy… Quizá ese haya sido mi principal fallo… No he sabido relacionarme conveniente con los medios… Aún así, no debéis olvidar que el PP es la principal fuerza política de España… Hay que recuperarse del mazazo lo antes posible… Esa es ya responsabilidad vuestra…

(…) “Sinceramente", subraya un presidente huidizo, absorto en su propia impotencia, "no acierto a entender qué le puede salir bien a Sánchez… Cuenta con 84 diputados y tendrá que abonar facturas impagables por parte de aquellos que le hacen presidente… Si les da satisfacción, mal; si hace caso omiso a sus demandas, todavía peor…Y luego está lo de Podemos, comunistas radicales… ¡No termino de verlo!".

Foto: Fertiberia ficha a un abogado del Estado (del Gobierno de Rajoy) para la era post Villar Mir

Rajoy tiene una obsesión en esos momentos: perdido el poder, mantener la unidad del PP a toda costa. Manda mensajes en especial algunos de los presentes.

-Si no nos volvemos locos, perdemos el sentido, estoy seguro de que en poco tiempo los españoles volverán a dirigirse a nosotros…

Así hasta que la noche cubre por completo Madrid. Las cámaras de televisión ya han sido alertadas -chivatazo inconsciente del ex presidente del Congreso, Jesús Posada- de que Rajoy su equipo están en el “Arahy”. Un desvaío jefe de gobierno vive su última noche como tal. Lo que quedará en el imaginario de millones de españoles, tras siete años de poder (cuatro de ellos con mayoría absoluta) es un Rajoy, de madrugada, mientras el bolso de la vicepresidenta todavía duerme en su escaño. Además del averno en la oposición, un congreso extraordinario para elegir sucesor esperan a las gentes del Partido Popular. Una formación que ha detentado un extraordinario poder institucional, presente en 180 países, entra en 'shock'.

La familia Rajoy, especialmente Viri, la mujer, le piden que abandone definitivamente la vida política. Se lo jura.

-Claro, he decidido -le dice a su familia- que voy a presentar la m idimisión como presidente del partido y de diputado. ¿Qué hago yo ya ahí?... ¡Nada! Además, tengo que cumplir mi palabra, siempre dije que no yo no haría de Aznar, no me gusta molestar…

Fueron numerosos los dirigentes que pidieron a Rajoy su continuidad –"al menos durante un tiempo"- al frente del PP hasta pasar el primer trago

Tras la familia, lo comunica, por este orden, a la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría, la secretaria general, María Dolores de Cospedal y al coordinador nacional Fernando Martínez Maíllo.

Fueron numerosos los dirigentes que pidieron a Rajoy su continuidad –“al menos durante un tiempo”- al frente del PP hasta pasar el primer trago. Soraya, Feijóo, Ana Pastor, Fernández Díaz, José Manuel Barreiro. En vano. El argumento es sólido: eres el único que hoy por hoy puede mantener la unidad en el Partido Popular…Espera un poco…Si nos levantamos en banderías será letal aún para la mera supervivencia del partido. El había tomado su decisión junto a Viri.

çEn realidad, A Mariano Rajoy, un hombre de Estado en muchas de sus concepciones y comportamientos, le fue imposible asumir el desdoro histórico que suponía que el Congreso de los Diputados le destronara…"¡Falló la gestión de la crisis antes, durante y después…!”

El ex presidente estará hasta altas horas de la madrugada colgado al teléfono pidiendo el voto a los jefes provinciales para su número dos

Con la somera perspectiva que siempre ofrece el tiempo (aunque corto) podría sustanciarse que el gran error de Mariano fue presentarse a las elecciones generales del 2015. Tras gestionar con enorme acierto una crisis económico/financiero de caballo, inédita y brutal, podría haber puesto punto y final a su poder.

(…) Es un arcano que una persona de su inteligencia y experiencia no se diera cuenta de la situación… Es el síndrome y la maldición eterna de “La Moncloa”…

(…) El 11 de junio 2018, tras presentar su dimisión oficial como presidente del PP ante la Junta Directiva Nacional, Rajoy se reúne a almorzar en “El Mentidero de la Villa” con lo más granado de la dirigencia popular. Durante el almuerzo, sale el asunto de los candidatos a sucederle.

-Creo que serán siete, informa Mariano.

Estaba pensando en Nuñez Feijóo, Soraya, Alfonso Alonso; Iñigo de la Serna, Rafael Hernando; Cospedal y Ana Pastor. El preferido era su paisano gallego y en segundo lugar, su vicepresidencia. (…) “Alberto debes presentarte, le dirá al presidente de la Xunta, pero tiene que quedar claro que yo no te lo pido…”.

Cuando los candidatos finales son Soraya y Pablo Casado, el ex presidente estará hasta altas horas de la madrugada colgado al teléfono pidiendo el voto a los jefes provinciales para su número dos gubernamental….Y no le gustó nada lo del Congreso Extraordinario divido en dos facciones jaleándose entre los fans como si pertenecieran a familias políticas e ideológicas contrapuestas.

Foto: Rueda, Puy, Pastor: arranca la legislatura del relevo de Feijóo sin claro sucesor

El ex presidente tiene magnífica opinión de su sucesor, quizá algo escaso de experiencia pero mantienen línea abierta…”Al fin y al cabo fue yo quien le nombré vicesecretario general nacional en el partido…”. Ello no quiere decir que esté de acuerdo con todas sus decisiones, como, por ejemplo, cuando Casado opta por Cayetana Alvárez de Toledo nada menos que como jefe de la bancada popular en el Congreso.

-A este paso, acabarán nombrando al que me pegó la hostia en Pontevedra secretario general del partido…

'La larga marcha' empieza con la “conjura” judicial de izquierdas que pone en bandeja a la izquierda política la cabeza de Mariano Rajoy en la guillotina, tras dos años y medio de investigación, y finaliza con el levantamiento del largo confinamiento producto de la pandemia. 600 páginas y catorce capítulos Se adentra, en el “inside” personal, familiar, ideológico y político del nuevo líder del centro-derecha en España, Pablo Casado, así como la actual composición del poder popular en el cuartel general de Génova 13 y la influencia de los “barones” regionales, así como incardinación del nuevo líder en el concierto del Partido Popular Europeo e Iberoaméricano. Se ofrece información inédita y datos de casi tres años que cambiaron por completo el rumbo de la historia de España que se inicia con la triunfante moción de censura contra el gobierno Rajoy.

'La larga marcha. Secretos de la derecha española', Editorial Esfera de los Libros 2020.

María Dolores de Cospedal Pablo Casado Partido Popular (PP) Rafael Hernando Pedro Sánchez Mariano Rajoy