Los controles de droga en carretera vuelven con equipos mermados para la Guardia Civil
  1. España
NORMALIDAD SIN EQUIPOS

Los controles de droga en carretera vuelven con equipos mermados para la Guardia Civil

Las asociaciones profesionales denuncian la escasez de kits para medir el nivel de sustancias tóxicas en el cuerpo mientras la DGT asegura que hay suficientes

Foto: Los controles de droga en carretera vuelven con equipos mermados para la Guardia Civil
Los controles de droga en carretera vuelven con equipos mermados para la Guardia Civil

La Dirección General de Tráfico ordenó a principios de agosto retomar la normalidad en las carreteras y dejar atrás la función que habían tenido las fuerzas de seguridad durante el estado de alarma, cuando los agentes de la Policía Nacional y de la Guardia Civil se convirtieron en perseguidores de ciudadanos que se saltaban las restricciones impuestas por el Gobierno, entre las que destacaban la prohibición de coger el coche salvo para ir a trabajar o la de salir de casa para correr u otras actividades de ocio. Un correo electrónico remitido a todos los departamentos de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil establecía que los funcionarios debían volver a hacer controles y tareas como antes de las limitaciones implantadas como consecuencia de la pandemia.

"Una vez superado el escenario del estado de alarma para hacer frente a la crisis sanitaria ocasionada por el covid-19, se continúa con la normalización gradual de la movilidad y, por tanto, una mayor afectación a la seguridad vial y a la siniestralidad en particular", rezaba el mencionado comunicado, emitido en concreto el pasado 3 de agosto. "Ello obliga a la agrupación a retomar progresivamente las funciones ordinarias de vigilancia, regulación y control del tráfico, lo que supone la recuperación de campañas de prevención, realización de controles preventivos, etc.", añadía la nota, que llegó a todos los sectores y adjuntaba asimismo un protocolo de actuación para que los agentes ejecutaran la orden y retomaran las pruebas de alcoholemia y drogas de forma segura.

Foto: Operación retorno sin recursos: motos y coches averiados por falta de presupuesto

El 'mail' agregaba que la orden entraría en vigor "una vez dotadas las unidades del material necesario". Según explican desde la Asociación Española de Guardias Civiles, sin embargo, la instrucción comenzó a funcionar sin esta condición. "Empezó a haber problemas de material, faltaban kits para hacer los controles de drogas", asegura el portavoz de Tráfico de la mencionada asociación, Fernando García, quien entiende que había equipos de sobra para las pruebas de alcoholemia, pero no para las de drogas. La situación, añade, se extiende hasta el día de ayer. "Aún hay muy pocos y los que hay los reservan en cada subsector para casos urgentes como los de un siniestro", describe el funcionario.

La Dirección General de Tráfico (DGT), por su parte, niega que haya escasez de kits. "Todos los sectores tienen equipos", sentencian fuentes del departamento dependiente del Ministerio del Interior, que admiten que durante el estado de alarma se hicieron muy escasos controles porque apenas había circulación de vehículos, pero que en la desescalada se han retomado tanto los aleatorios de alcoholemia como los de drogas, y que hay dispositivos para hacer ambos. Añaden desde la DGT, además, que también después del estado de alarma los agentes recibieron un cursillo para aplicar un protocolo de cómo hacer correctamente y con seguridad ambos controles, con el fin de evitar contagios de coronavirus.

En los próximos días, dará comienzo la operación retorno del verano, para la que la DGT pondrá un dispositivo especial, como todos los años. Sin embargo, en esta ocasión, según denuncian desde AEGC, los controles de detección de drogas apenas podrán realizarse por esa falta de equipos que denuncia la asociación, que también ha puesto en evidencia estos días la escasez de vehículos para hacer frente a la mencionada operación retorno. En concreto, la asociación sostiene, en línea con otras agrupaciones profesionales como la Asociación Unificada de Guardias Civiles, que al menos hay más de medio centenar de vehículos parados por "falta de presupuesto" para su reparación.

Foto: Miles de multas de la DGT podrían no ser válidas por los márgenes de error de radares

La mayoría, añaden, permanecen estacionados por averías mecánicas, ruedas pinchadas o problemas de mantenimiento y que no se arreglan. "Muchos se usan lo mínimo para que aguanten más", aseguran desde AEGC. Por poner un ejemplo, continúan desde esta asociación, en un destacamento de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil de la Comunidad Valenciana, solo hay dos motos disponibles de las siete que tienen. "Hay cinco paradas porque tienen caducado el convenio con BMW y no pueden hacer el mantenimiento", añaden.

AUGC, por su parte, hizo la semana pasada una denuncia pública en el mismo sentido. "En muchos subsectores, no pueden prestar servicio en motos porque estas se encuentran paradas por carecer de contrato", cuenta la citada asociación, que critica a la jefatura de la agrupación por permanecer pasiva ante este problema. "Da la impresión de que la guerra no va con ellos", reflejaba una nota de prensa emitida por AUGC en la que ponía más ejemplos. En las dependencias de Teruel, rezaba el comunicado, hay 26 motocicletas inoperativas. "Casi la totalidad de las que disponen para prestar servicio en toda la provincia", agregaba la nota. En Tenerife, insiste el texto, hay "casi cien vehículos inmovilizados por diferentes causas, todas ellas relacionadas con la falta de presupuesto". "En los vehículos de cuatro ruedas, pasa algo similar", añadía el comunicado de AUGC.

Dirección General de Tráfico (DGT) Guardia Civil Seguridad Víal Pandemia Correo electrónico
El redactor recomienda