COMISIÓN DE INTERIOR DEL SENADO

Marlaska defiende su purga en la Guardia Civil: "El presidente me deja formar grupo"

"Ni yo ni nadie del Ministerio ha pedido a Pérez de los Cobos el informe". El PP reclama la dimisión del ministro: "Está bajo sospecha de haber interferido en una investigación judicial"

Foto: Fernando Grande-Marlaska en el Senado. (EFE)
Fernando Grande-Marlaska en el Senado. (EFE)

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha insistido durante la Comisión de Interior del Senado en que la salida de dos tenientes generales de la cúpula de la Guardia Civil se debe a "una reestructuración de equipos", como ya había explicado. Ha negado, por lo tanto, cualquier injerencia por su parte en el conflictivo cese del coronel Diego Pérez de los Cobos. Según Marlaska, todos los cambios estaban planificados por la directora general, María Gámez. "Se imputan delitos muy fácil pero eso tiene su gravedad", ha incidido para defenderse de los ataques de algunos grupos parlamentarios que le han acusado de haber interferido en la investigación judicial que dirigía Pérez de los Cobos.

"A Laurentino Ceña le he agradecido todo lo que ha hecho", ha dicho el ministro en referencia a la salida del exdirector adjunto de la Guardia Civil, que presentó su renuncia tras el cese del coronel. "Las razones de conciencia por las que dimitió el teniente general yo no las discuto", ha añadido Marlaska, que ha defendido la libre designación y ha dicho que "los cambios de equipos" que ha realizado han sido motivados "por circunstancias diversas y plurales y no necesariamente negativas". "El presidente me deja formar mi grupo, porque soy yo quien respondo", ha sentenciado. El general Pablo Salas y el general Félix Blázquez tienen un "reconocido prestigio", ha agregado Marlaska, que ha destacado del primero que fue responsable de detener a Josu Ternera y, del segundo, que ha ayudado a "un control más efectivo de los flujos migratorios".

El portavoz del PP, Fernando Martínez-Maíllo, ha ofrecido las palabras más duras contra Marlaska durante la sesión. "Es la primera vez que usted comparece en esta comisión y espero que sea la última, porque tiene que dimitir cuanto antes", ha comenzado su intervención el senador popular, que ha acusado al ministro de estar "bajo sospecha de haber interferido en una investigación judicial" al cesar al coronel Diego Pérez de los Cobos "por negarse" a revelar datos de una investigación abierta contra el Gobierno. "Usted le pidió cometer un delito", ha sentenciado Martínez-Maíllo, que ha achacado a Marlaska su falta de transparencia al no contestar a preguntas como por qué perdió la confianza en el coronel o si ordenó a la directora general de la Guardia Civil, María Gámez, cesar al exjefe de la Comandancia de Madrid por indicación del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

"Es insostenible que no conteste, eso de la confianza sí que es un bulo", añadió Martínez-Maíllo en relación a la única respuesta que ha ofrecido el ministro cuando se le ha preguntado por las razones de la destitución del coronel. "¿Quién controla los bulos cuando proceden de quien tiene la obligación de controlarlos?", ha cuestionado el portavoz popular. "Usted ha manchado el nombre de la Guardia Civil; Pérez de los Cobos es un servidor público intachable que no tendría que ser cesado, sino ascendido por negarse a cometer un delito", ha zanjado Martínez-Maíllo.

En la misma línea, aunque con menos extensión, se ha pronunciado el portavoz de Ciudadanos, Francisco Javier Alegre, quien ha alabado la figura de Pérez de los Cobos. Es, ha dicho, un "insigne caballero que no hay hecho más que servir" al país. Alegre ha acusado a Marlaska de protagonizar "una purga". Tan solo ERC y Bildu, además del PSOE, han defendido la actuación de Marlaska al destituir al coronel. El portavoz de ERC, Xabier Castellana, ha criticado además la gestión del hasta el pasado domingo jefe de la Comandancia de Madrid al frente de la actuación policial el 1 de octubre de 2017 durante las protestas independentistas en Cataluña y la Ley de Seguridad Ciudadana que, a su juicio, amparaba la actuación del cesado mando de la Guardia Civil.

Tras la respuesta de Marlaska, que se ha limitado a reiterar la reestructuración de equipos, Martínez-Maíllo ha vuelto a incidir con dureza. "Usted no tiene patente de corso para no contestar a las preguntas que le hacen los grupos, porque usted como juez seguro que le haría las mismas preguntas a un acusado". "Si o no, es muy fácil, es de Barrio Sésamo", le ha insistido el portavoz del PP a Marlaska. "¿Llamó usted o la directora a Pérez de los Cobos para interesarse por el contenido del informe? ¿Si o no?, le ha insistido. "Ni este ministro ni nadie del ministerio ni de la Dirección General ha interesado a Pérez de los Cobos ni el informe ni el contenido del informe", ha zanjado Marlaska.

El pasado domingo, la directora general de la Guardia Civil, María Gámez, destituyó por teléfono al coronel jefe de la Comandancia de Madrid Diego Pérez de los Cobos, responsable del grupo de agentes de Policía Judicial que investiga la implicación del delegado del Gobierno, José Manuel Franco, y otros altos cargos en un presunto delito de prevaricación al permitir la manifestación del 8M y otras concentraciones multitudinarias cuando había ya advertencias del Centro Europeo para el Control de Enfermedades que describían el elevado riesgo de contagio que había en estas marchas masificadas.

Dos días después, y como forma de protesta, dimitió el teniente general Laurentino Ceña como director adjunto operativo de la Guardia Civil. El ministro Marlaska sustituyó a Ceña por el general de división y jefe de los Servicios de Información del cuerpo Pablo Salas, saltándose así el escalafón y la antigüedad que siempre habían prevalecido en el instituto armado y que conllevaban. La decisión fue entendida como una injerencia política por las asociaciones profesionales y por los mandos que habían sido saltados por Salas. Un día más tarde, para más inri, Marlaska destituyó al teniente general Fernando Santafé, siguiente en la escala de mando tras Ceña, por el también general de división Félix Blázquez, número nueve en el escalafón, lo que provocó aún más críticas en el seno de la corporación.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
33 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios