Interior indica a los agentes que potencien la labor "pedagógica" respecto a las mascarillas
  1. España
Multarán si se incumple la orden de ponérsela

Interior indica a los agentes que potencien la labor "pedagógica" respecto a las mascarillas

Si el incumplimiento se produce en espacios cerrados de uso público o que se encuentren abiertos al público, se indicará a la persona que debe abandonar dicho espacio.

Foto: Policía con mascarillas. (EFE)
Policía con mascarillas. (EFE)

El Ministerio del Interior ha comunicado a las Fuerzas de Seguridad del Estado indicaciones en relación a la nueva orden que obliga al uso de mascarillas para los mayores de seis años. A unas horas de que entre en vigor la disposición, el departamento que dirige Fernando Grande-Marlaska precisa a la Policía y la Guardia Civil que "durante los primeros días" potencien la función pedagógica y recuerden a los ciudadanos que deben colocársela siempre en espacios cerrados o cuando exista riesgo de que no se respete la distancia de seguridad.

Fuentes de Interior precisan que cuando las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad tengan conocimiento de supuestos de incumplimiento de la orden, que ha dictado Sanidad, requerirán a la persona que o bien que proceda a ponerse la mascarilla o que se retire a una zona en la que sea posible mantener la distancia de seguridad interpersonal. Si el incumplimiento se produce en espacios cerrados de uso público o que se encuentren abiertos al público, se indicará a la persona que debe abandonar dicho espacio.

Las mascarillas serán obligatorias a partir de este jueves

Las instrucciones implican que la sanción, que habitualmente será de 600 euros salvo supuestos de gravedad, se producirá únicamente si la persona no atiende al requerimiento y se propondrá en aplicación del artículo 36.6 de la Ley de Protección de la Seguridad Ciudadana. Es decir, se multará "la desobediencia o la resistencia a la autoridad o a sus agentes en el ejercicio de sus funciones, cuando no sean constitutivas de delito" con un rango que va hasta los 30.000 euros.

El Gobierno fijó este miércoles que la utilización de cualquier tipo de mascarillas sea obligatorio a partir de este jueves en la vía pública, en espacios al aire libre y en cualquier espacio cerrado de uso público o que se encuentre abierto al público siempre que no sea posible mantener una distancia de seguridad interpersonal de al menos dos metros. Así lo establece una orden firmada por el ministro de Sanidad, Salvador Illa, que recoge el BOE de este miércoles, en la que se especifica que quedan excluidos del uso de la mascarilla los niños menores de seis años. Eso sí, su utilización es "recomendable" para los niños de entre tres y cinco años.

Foto: Un niño protegido con mascarilla sale a pasear por Valladolid (EFE)

Entre las excepciones también se cuentan las personas que presenten algún tipo de dificultad respiratoria que pueda verse agravada por el uso de mascarilla y personas en las que el uso de mascarilla resulte contraindicado por motivos de salud debidamente justificados. Asimismo, no estarán obligado a su utilización aquellos que por su situación de discapacidad o dependencia presenten alteraciones de conducta que hagan inviable su utilización.

Su uso tampoco será obligatorio en el desarrollo de actividades en las que, por su propia naturaleza de estas, resulte incompatible el uso de la mascarilla como, por ejemplo, la ingesta de alimentos y bebidas. Por último, esta orden exime de la utilización de protección a las personas que aludan a causas de fuerza mayor o a una situación de necesidad.

El Ejecutivo ha explicado que el uso generalizado de mascarillas por parte de la población general para reducir la transmisión comunitaria del covid-19 está justificado "no solo por su alta transmisibilidad, sino también por la capacidad que han demostrado las mascarillas para bloquear la emisión de gotas infectadas, muy importante cuando no es posible mantener la distancia de seguridad".

Foto: El director del Centro de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad, Fernando Simón. (EFE)

Asimismo, según recoge la orden, es necesario seguir un principio de precaución que permita continuar por la senda de la reducción de los casos de contagio de la enfermedad en España, principalmente cuando no se dispone de otras medidas como la vacunación.

Esta decisión llega después de que así lo acordasen este lunes el Gobierno y las comunidades autónomas durante la reunión del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (SMS).

De esta forma, al uso ya obligatorio en el transporte público su sumará ahora la utilización obligatoria en espacios cerrados y en la vía pública si no es posible garantizar la distancia mínima de seguridad de dos metros

Coronavirus Ministerio del Interior Policía Nacional Guardia Civil
El redactor recomienda