Las estudiará de forma individualizada

El Gobierno baraja permitir algunas de las manifestaciones convocadas por Vox

Considera que no puede aplicarse la misma vara de medir a todas las protestas de los de Abascal organizadas en puntos de España con concentración de población y fases de desescalada diferentes

Foto: Una bandera de España y otra de Vox, durante una protesta contra el nuevo Gobierno, el pasado 12 de enero en la plaza de Cibeles de Madrid. (Reuters)
Una bandera de España y otra de Vox, durante una protesta contra el nuevo Gobierno, el pasado 12 de enero en la plaza de Cibeles de Madrid. (Reuters)
Adelantado en

Las delegaciones y subdelegaciones del Gobierno estudiarán de forma individualizada las convocatorias lanzadas por Vox en toda España para celebrar manifestaciones en coche el próximo 23 de mayo en las calles de las capitales de provincia en protesta contra la gestión del Gobierno en la crisis del coronavirus. La formación que dirige Santiago Abascal se ha dirigido ya a las capitales de provincia de toda España para comunicar su intención de celebrar en esa jornada una protesta en vehículos con la intención de colapsar el tráfico. Fuentes del Ejecutivo no descartan que algunas de las solicitudes reciban el visto bueno ya que se analizará si existen motivos o no para prohibirlas en función de cada caso particular.

La propuesta de Vox se produce coincidiendo con la escalada creciente de concentraciones de rechazo al Ejecutivo en el barrio de Salamanca de Madrid —una de las zonas más exclusivas de la capital y granero histórico de la derecha— pero, a diferencia de estas, no son espontáneas. El partido ha puesto en conocimiento de los órganos dependientes del Ministerio de Política Territorial un formato que, según defienden, garantiza el distanciamiento físico entre sus participantes. Aunque no ha adelantado el recorrido que prevé para esas protestas ni su lema, si ha querido indicar que la convocatoria cumplirá con todas las medidas de seguridad y garantías sanitarias necesarias para evitar contagios.

El Gobierno baraja permitir algunas de las manifestaciones convocadas por Vox

Las delegaciones y subdelegaciones no solo analizarán si estas marchas en coche suponen o no un riesgo para la salud. También estudiarán si existen otros impedimentos para su celebración, como el riesgo para el orden público. Las manifestaciones no requieren una autorización previa pero, tras la comunicación, los representantes del Ejecutivo central en las comunidades autónomas tienen la opción de prohibirlas en el caso de que la autoridad gubernativa considere que existen razones fundadas de que puedan producirse alteraciones del orden público o peligro para la salud pública, las personas o los bienes. La resolución correspondiente tiene que argumentarse y puede recurrirse ante los tribunales.

Fuentes gubernamentales consultadas por El Confidencial ponen de manifiesto que no puede aplicarse la misma vara de medir a todas las protestas propuestas. Para empezar, no todas las comunidades se encuentran en la misma fase de desescalada la próxima semana, por lo que existen ya desde un inicio ostensibles diferencias entre por ejemplo Madrid (en fase 0) y otras capitales de provincia con menor concentración de población y menos incidencia del covid. Lo mismo sucede con el recorrido indicado para cada ciudad. No puede compararse la repercusión de una aglomeración de coches en el centro a un itinerario en vías menos transitadas a las afueras. De ahí que la idea, expresada por fuentes del Ejecutivo y confirmada por una delegación, es que se coordinará y se dará una directriz desde Interior próximamente y se estudiará cada caso, de forma individual.

Por ello no se descarta que aquellas propuestas que se ajusten a determinados parámetros reciban el ok. Desde el Gobierno se es muy consciente de que la alarma no ha suspendido (aunque sí restringido) los derechos de reunión y manifestación, que solo pueden limitarse por motivos de peso. Hace pocos días el Tribunal Constitucional avaló —eso sí, por la mínima y con el voto de calidad de su presidente— vetar manifestaciones por el Día del Trabajo que también iban a desarrollarse en coches. Consideró que no deben prevalecer derechos constitucionales "ante la falta de las garantías de seguridad en una situación de máximo contagio". Argumento que utilizó el Ejecutivo en su defensa de la cuarta prórroga del estado de alarma, hace diez días.

Desde el Gobierno se es muy consciente de que la alarma no ha suspendido, aunque sí restringido, los derechos de reunión y manifestación


Pero unos días son un mundo en la era del covid. Gran parte de España disfruta ya de un cierto alivio a las restricciones. La fase 1 implica libertad de circulación, contacto social con precauciones, reapertura del comercio... En esta situación prohibir protestas se adivina complejo. Pese a ello, recientemente un tribunal apoyó las restricciones también en esta etapa. El Tribunal Superior de Justicia de Extremadura ratificó la decisión de la correspondiente Delegación del Gobierno de prohibir una manifestación para reclamar medidas sociales para familias en dificultades.

Recursos ante los tribunales

El Ejecutivo tampoco ignora que una prohibición sin el suficiente respaldo llevará a una lluvia de recursos por parte de Vox de resultado incierto. Se trata de 19 delegaciones distintas y serían sus correspondientes tribunales superiores los que revisarían la pertinencia de una prohibición más delicada si cabe debido a su motivación: protestar contra el mismo Gobierno que tiene en sus manos la prohibición. El TSJ de Aragón, sin ir más lejos, discrepó recientemente de otros tribunales dando preponderancia al derecho a protestar.

Negarse a permitir la iniciativa de Vox puede alimentar que se multipliquen actos desorganizados e irregulares, apuntan las fuentes consultadas

Tampoco se puede obviar el contexto. El movimiento iniciado en Madrid se considera un síntoma del descontento de un determinado sector que puede incrementarse y hasta desbordarse en caso de que un no rotundo a la expresión pública del rechazo. Negarse a permitir la iniciativa de la formación de ultraderecha puede alimentar que se multipliquen actos desorganizados e irregulares, sin comunicación ni seguridad ninguna, apuntan algunas de las fuentes consultadas.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
36 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios