CONSEJO POLÍTICO FEDERAL... TELEMÁTICO

Sánchez reúne a sus barones el lunes por primera vez desde que llegó al Gobierno

El presidente cita a los secretarios territoriales y presidentes autonómicos socialistas al primer encuentro que mantiene con ellos desde noviembre de 2017. Pretende engrasar el partido

Foto: Pedro Sánchez preside la primera reunión del consejo político federal del PSOE tras el 39º Congreso, el 11 de noviembre de 2017 en Alcalá de Henares. (Inma Mesa | PSOE)
Pedro Sánchez preside la primera reunión del consejo político federal del PSOE tras el 39º Congreso, el 11 de noviembre de 2017 en Alcalá de Henares. (Inma Mesa | PSOE)

Aquel 11 de noviembre de 2017, Pedro Sánchez era solo secretario general del PSOE. Y no era decir poco, tras la agitación de los meses anteriores y el desgarro que provocó la suerte de guerra civil interna que catalizó en las primarias de mayo de aquel año y en las que el madrileño arrasó a Susana Díaz. Sánchez dirigió por vez primera, tras el 39º Congreso, una reunión del consejo político federal. Una cita con sus barones previa al encuentro del comité federal. Y ocurrió en Alcalá de Henares, en Madrid.

Desde entonces, esa imagen del líder socialista con sus barones —porque eso es el consejo político federal, antes de 2014 llamado consejo territorial—, en plena crisis con Cataluña (y con el 155 ya en vigor), no se había vuelto a repetir. Vacío que concluirá el próximo lunes, 18 de mayo, a las 11 de la mañana, y de manera telemática. En apenas unos días, Sánchez, ya presidente desde hace dos años, se citará a solas con los secretarios generales del partido, como adelantó Servimedia y confirmaron fuentes de Ferraz y de los territorios a este diario.

De noviembre de 2017 a mayo de 2020 ha pasado un mundo, aunque en el calendario hayan trascurrido apenas dos años y medio. De camino, una moción de censura ganada, una apresurada formación de Gobierno, una caída del proyecto de Presupuestos, cinco procesos electorales que resituaron al PSOE como primera fuerza, la composición del primer Ejecutivo de coalición desde la Guerra Civil, el cruce de la pandemia por coronavirus. El contexto es radicalmente distinto al que rodeaba aquella reunión de Alcalá de Henares. El mismo PSOE ha mudado de piel. Entonces las heridas de las primarias se sentían recientes, ahora quedan muy lejanas y no hay dudas de que Sánchez controla por completo su partido.

El presidente quería que el partido fuera recobrando poco a poco su normalidad orgánica. Ya se reunió la ejecutiva, y ahora el consejo político federal


La decisión del presidente de convocar a los barones de su partido se tomó en las últimas horas, y de hecho la cita se remitió por escrito el miércoles, 13 de mayo. Es congruente con su voluntad de ir retomando cierta normalidad en la vida interna, después de dos meses en los que el foco exclusivo se ha situado en la acción de gobierno. El 20 de abril hubo una primera cita de la permanente de la ejecutiva federal en la que se reflexionó sobre cuál debía ser el rol de las siglas del PSOE en un momento especialmente crítico.

Protestas de Ximo Puig

El lunes pasado, 11 de mayo, cuando media España entraba en fase 1 de desescalada, Sánchez ya sí dirigió la reunión de la dirección, también de manera telemática. El encargo a los suyos fue no entrar al barro de los ataques de la oposición, "despolitizar la emergencia sanitaria". Pero hubo otro mensaje potente, enhebrado por el secretario de Organización y ministro de Transportes, José Luis Ábalos: hay que "reforzar" el bloque de investidura, sin descartar acercamientos a Ciudadanos. Eso explica que el Ejecutivo esté volcado en consolidar el voto del PNV en la quinta y última prórroga de la alarma, y en recuperar a ERC.

El partido quiere visualizar el cierre de filas con su jefe, buscar la unidad de acción y engrasar las relaciones. El líder controla sin problemas el PSOE

El siguiente escalón en esa vuelta a la normalidad orgánica se enmarca, por tanto, la cumbre del próximo lunes. El primer consejo político federal en dos años, el primero desde que Sánchez accediera al Gobierno, el primero en pleno combate contra el covid-19. Sánchez atiende la demanda de algunos de sus barones, que echaban en falta una cierta coordinación interna. De hecho, en las conferencias de presidentes autonómicos, de todos los domingos, no hay una acción conjunta de los líderes socialistas, más allá de un respaldo obvio al jefe del Ejecutivo.

Pedro Sánchez, con miembros de la ejecutiva, los barones y el alcalde de Alcalá, Javier Rodríguez (d), el 11 de noviembre de 2017, tras el consejo político y antes del comité federal. (EFE)
Pedro Sánchez, con miembros de la ejecutiva, los barones y el alcalde de Alcalá, Javier Rodríguez (d), el 11 de noviembre de 2017, tras el consejo político y antes del comité federal. (EFE)

Fuentes de Ferraz y de los territorios indicaban que el propósito de la cumbre del lunes es obvio: visualizar el cierre de filas del PSOE con Sánchez y engrasar las relaciones en una coyuntura muy delicada para el partido, dado el desgaste del Ejecutivo y los duros reproches de la oposición. En la última semana, la evaluación a las CCAA ha generado tensiones de más en el PSOE, especialmente con el 'president' valenciano, Ximo Puig, que ha clamado contra la decisión de Sanidad de no autorizar el paso a la fase 1 de desescalada de toda la comunidad para el pasado 11 de mayo. Ya en la ejecutiva del lunes, señalan fuentes del órgano, "sí se valoraba el reforzamiento del partido en todos los niveles y la máxima coherencia". El objetivo, pues, es mantener prietas las filas y buscar la unidad de acción con los barones.

Los pactos de reconstrucción

El consejo político federal está compuesto por el líder del PSOE; la vicesecretaria general, Adriana Lastra; el secretario de Organización, José Luis Ábalos; el responsable de Política Federal, Patxi López; los secretarios territoriales; el jefe de Juventudes Socialistas, Omar Anguita; los presidentes autonómicos del PSOE; el portavoz del Senado, Ander Gil, y el presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias, Abel Caballero, alcalde de Vigo. El órgano lo encabeza su coordinador general, el presidente extremeño, Guillermo Fernández Vara, miembro nato de la ejecutiva socialista.

En septiembre de 2019 se convocó otro consejo político federal, pero al final la cita, que iba a celebrarse en Logroño, se canceló por la DANA

López es, además, y desde la semana, presidente de la Comisión para la Reconstrucción del Congreso, el foro del que el Gobierno quiere que salga un gran acuerdo nacional que permita labrar el futuro a medio y largo plaza, dada la devastación económica y social del covid. Por el momento, el órgano ya se ha constituido, tiene un plan de trabajo y un listado de comparecientes. Una tabla de 41 nombres que los partidos, de izquierda a derecha, consensuaron este miércoles [aquí en PDF], y que supondrá que acudan a la Cámara los cuatro vicepresidentes del Ejecutivo. El líder socialista ha venido reiterando que "la unidad es el camino" para afrontar la crisis del coronavirus. Sánchez es probable que lleve su mensaje a la cumbre del lunes. También quiere que sus barones y alcaldes propongan pactos similares en sus territorios.

Patxi López, este 13 de mayo en la primera sesión de la Comisión de Reconstrucción del Congreso. (EFE)
Patxi López, este 13 de mayo en la primera sesión de la Comisión de Reconstrucción del Congreso. (EFE)

Ahora mismo, el PSOE dirige nueve CCAA (Asturias, Aragón, Baleares, Castilla-La Mancha, Comunidad Valenciana Extremadura, La Rioja, Navarra y La Rioja), cogobierna en otras dos (Cantabria y Euskadi) y está en la oposición en el resto. El principal cambio, de 2017 a 2020, es que Susana Díaz perdió la Junta, aunque mantuvo las riendas de la federación más poderosa del PSOE. Y de ser rival furibunda de Sánchez en las primarias es ahora, obviamente por su debilidad interna, una de sus acérrimas defensoras. Otros que entonces estaban en la oposición, como María Chivite (Navarra) o Ángel Víctor Torres (Canarias) hoy son presidentes autonómicos. También dirige su comunidad, La Rioja, Concha Andreu, aunque en su caso hay bicefalia: el secretario regional es Paco Ocón.

Precisamente, y para apuntalar a Andreu, la dirigente socialista que había recuperado para el PSOE una comunidad en manos del PP durante más de dos décadas, la cúpula programó, para el 14 de septiembre de 2019, un consejo político federal en Logroño. Sin embargo, la dirección desconvocó a última hora la cumbre por la DANA que azotaba el sureste peninsular. Entonces, España ya estaba al borde de la segunda convocatoria electoral, la de los comicios del 10 de noviembre.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios