Es noticia
Menú
Madrid y Murcia rechazan el acuerdo del Gobierno sobre el final de curso
  1. España
exigen directrices comunes sobre evaluaciones

Madrid y Murcia rechazan el acuerdo del Gobierno sobre el final de curso

La consejera de Educación de la Región de Murcia considera que sería una “injusticia” que cada comunidad tomase diferentes decisiones que pudieran generar desigualdades entre los alumnos

Foto: Un aula vacía del colegio público de Santa María de Gracia de Murcia. (EFE)
Un aula vacía del colegio público de Santa María de Gracia de Murcia. (EFE)

La Región de Murcia no ratificará el acuerdo propuesto este miércoles por el Ministerio de Educación en tanto que no haya una legislación concreta y precisa, igual para todas las autonomías, con respecto a los criterios de evaluación, promoción, repetición y titulación de los alumnos.

Así lo ha asegurado este jueves la consejera de Educación y Cultura, Esperanza Moreno, durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, en la que ha considerado que sería una “injusticia” que cada comunidad tomase diferentes decisiones en ese ámbito que pudieran generar desigualdades entre los alumnos.

Gobierno y autonomías acuerdan el aprobado general con excepciones

No obstante, si el ministerio no dicta esas instrucciones, ha asegurado que la consejería no dejará desamparados a los docentes y, de hecho, está ya perfilando instrucciones que entregará a los centros educativos durante la jornada de hoy para llevar a cabo las evaluaciones y promociones. Además, Moreno ha exigido al Ministerio que establezca un “contexto económico” para poder desarrollar las actividades de refuerzo educativo durante los meses de verano, puesto que el borrador presentado ayer no ofrecía alternativas al respecto.

Tal como acordó el ministerio, de cara al tercer trimestre, los contenidos educativos serán de refuerzo, respetando la autonomía de los centros, mientras que la evaluación se hará en base a los temas ya impartidos antes del cierre de colegios e institutos.

Foto: Captura de la señal institucional de Moncloa de la comparecencia de la ministra de Educación y Formación Profesional, Isabel Celaá. (EFE) Opinión

Desde que se decretó el estado de alarma, ha dicho, el aula virtual de su consejería ha recibido en torno a un millón y medio de conexiones y se han registrado 318.000 usuarios, lo que demuestra el “buen trabajo” que los docentes están haciendo con sus alumnos. También se han puesto a disposición de los docentes bancos de recursos en los que compartir buenas prácticas, y se han incrementado las solicitudes de formación al profesorado, especialmente en lo referido al ámbito digital, y se han habilitado para ello 2.300 plazas.

Para las familias que no han podido conectarse a esos recursos virtuales se ha puesto en marcha el proyecto TeleEduca, por el que los profesores prepararán materiales que se entregarán impresos a los alumnos en sus domicilios, al tiempo que se han proporcionado también tarjetas de acceso a internet a alumnos de secundaria y bachillerato que carecían del mismo.

En cuanto a las pruebas de certificación de inglés de cuarto de ESO y las evaluaciones de tercero y sexto de Primaria y segundo y cuarto de ESO, se han aplazado al primer trimestre del próximo curso.

Madrid: "No habrá aprobado general"

En la misma línea, fuentes oficiales del Gobierno de Madrid han señalado a El Confidencial que rechazan lo planteado por Educación y que no habrá aprobado general: "Aquí defendemos los principios de mérito, esfuerzo y excelencia en la educación".

Celaá: ''Si no hubiera posibilidad de que la EBAU sea presencial, arbitraremos otro procedimiento''

La Comunidad de Madrid ya mostró ayer su desacuerdo con la propuesta del ministerio, que autoriza a las comunidades autónomas a aplicar el grado de exigencia y "permite 'de facto' 17 sistemas educativos diferentes", han destacado.

Desde la Consejería de Educación también han recalcado que no respaldan "totalmente" el documento presentado por Celaá, y así se lo han notificado al ministerio este mediodía. Uno de los motivos del rechazo de la Comunidad de Madrid es "el tema de los suspensos". "El ministerio debería ejercer su competencia y haber fijado para todo el territorio nacional las condiciones para la promoción del curso", señalan.

"No estamos de acuerdo con promocionar con suspensos. Con el documento del ministerio en la mano, podría darse incluso el caso de que se titulasen alumnos y fuesen a la EBAU con suspensos", destacan. Otra de las razones que esgrimen desde la consejería para no respaldar el acuerdo es que consideran que "la última evaluación debe ser académica, no diagnóstica".

La Región de Murcia no ratificará el acuerdo propuesto este miércoles por el Ministerio de Educación en tanto que no haya una legislación concreta y precisa, igual para todas las autonomías, con respecto a los criterios de evaluación, promoción, repetición y titulación de los alumnos.

El redactor recomienda