Declara como imputado

El abogado de Puigdemont mantiene la intención de acudir a Bélgica para la vista

Defenderá ante la jueza de la Audiencia Nacional la necesidad de respetar este compromiso laboral previo

Foto: Rueda de prensa de Puigdemont y su abogado. (EFE)
Rueda de prensa de Puigdemont y su abogado. (EFE)

El abogado de Carles Puigdemont, Gonzalo Boye, citado este miércoles para declarar como imputado por un delito de blanqueo ante la jueza de la Audiencia Nacional María Tardón, quiere estar en Bélgica el próximo día 29, fecha prevista para la primera vista sobre la detención y entrega a España del 'expresident' tras la sentencia del 'procés'. El letrado, que también defiende a Quim Torra en el procedimiento abierto en su contra por desobediencia en la guerra de los lazos, es consciente de que su nueva situación de investigado puede frustrar sus planes si se le impone alguna medida cautelar, pero pese a todo, defenderá ante la magistrada la necesidad de respetar este compromiso laboral previo.

Boye, que forma parte del equipo del 'expresident' huido, debe comparecer en el marco de la investigación por supuesto blanqueo de capitales vinculado al narcotraficante gallego José Ramón Prado Bugallo, 'Sito Miñanco'. La declaración se produce solo seis días antes de la cita acordada por la Justicia belga para entrar al fondo de la nueva reclamación efectuada por el juez Pablo Llarena. La Fiscalía de Bruselas acordó la pasada semana dejar a Puigdemont en libertad sin fianza, y con posibilidad de salir de Bélgica con permiso del juez, después de que el expresidente de la Generalitat declarara ante las autoridades belgas. Desde la celebración de la vista, el próximo 29 de octubre, el juez tendrá 15 días para decidir si se ejecuta o no la euroorden.

La titular del Juzgado Central de Instrucción número 3 ha ordenado la comparecencia de Boye y otras dos personas después de ordenar distintos registros en Madrid, tanto en el domicilio del letrado como en otras dos propiedades. Considera a los tres testaferros cooperadores del blanqueo de una cantidad cercana al millón de euros. Desde el entorno del abogado, se niegan los hechos. Según defienden, se limitó a ejercer un encargo de defensa para recuperar ese dinero que había quedado bloqueado en el aeropuerto de Barajas. Además, separa radicalmente este asunto de su labor con Puigdemont.

Boye ha explicado públicamente que el registro en su casa se centró en "copiar correos electrónicos y volcar toda la información" de su teléfono móvil. "Nada relacionado con el motivo anteriormente expuesto", esto es, con el blanqueo de capitales procedentes del narcotráfico, ha remarcado. En esta serie de tuits, Boye ha aprovechado para garantizar que continuará ejerciendo la defensa de Puigdemont y que sigue "determinado en la defensa de los derechos humanos y en la lucha contra el abuso de autoridad y la vulneración de los derechos fundamentales".

"En ningún caso nos harán retroceder en la defensa de los derechos y libertades de Cataluña. Defendemos, y defenderemos, a los exiliados y presos políticos catalanes, y a quien haga falta, con la misma determinación y convicción que lo hemos hecho hasta ahora", ha subrayado.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios