La respuesta de Vox a las veganas de las gallinas violadas en boca de un avicultor
  1. España
"LOS GANADEROS SOMOS NECESARIOS"

La respuesta de Vox a las veganas de las gallinas violadas en boca de un avicultor

El joven muestra en un vídeo su instalación avícola y trata de desmontar las acusaciones de violaciones de ‘Almas Veganas’

placeholder Foto: El avicultor que desmonta las teorías veganas y que ha usado Vox como respuesta (Foto: Twitter)
El avicultor que desmonta las teorías veganas y que ha usado Vox como respuesta (Foto: Twitter)

Hace unos días saltaba la polémica por la aparición en televisión de una ONG que ha creado un santuario para proteger a las gallinas de los ataques sexuales de los gallos. El grupo se llama ‘Almas veganas’ y, entre otras cosas, explicaban que el consumo de huevos implica “la explotación de las gallinas desde su nacimiento hasta que mueren”.

La respuesta no se ha hecho esperar y procede de un avicultor que, en un vídeo de casi cinco minutos, trata de desmontar punto por punta todas las acusaciones del grupo de veganas. El mensaje se ha hecho viral después de que la cuenta de Twitter de Vox lo lanzara y ya suma casi 300.000 reproducciones y 20.000 me gusta.

La formación verde escribe en el mensaje que "nadie mejor que alguien del campo, que trabaja los siete días de la semana con los animales, para desmentir las chorradas de los falsos ecologistas". Y el avicultor comienza a enseñarnos sus instalaciones, al mismo tiempo que hace una defensa a ultranza tanto de las aves como del hecho de consumir huevos.

Alimento de dioses

"Los gallos no violan a las gallinas, las gallinas ponen huevos todos los días, concretamente cada 28 horas". Con esa afirmación tan sencilla y directa el avicultor desmonta la teoría de las violaciones por parte de los gallos a las gallinas que tanta polémica generó, al mismo tiempo que califica a los huevos con patatas como "alimento de dioses".

Foto: Aseguran que consumir huevos implica “la explotación de las gallinas desde su nacimiento" (Foto: iStock)

Después, pasea por la instalación mostrando cómo viven sus aves, todas en perfecto estado y con una instalación que regula la temperatura y un sistema de nebulización para que, periódicamente, esparza una película de agua que refresque a las aves. Además, asegura que en esa explotación "el único esclavo soy yo".

En un momento dado, el joven avicultor explica en el vídeo que "los ganaderos somos imprescindibles, porque si no fuese por nosotros estas chicas veganas no comerían hierba. Para que los alimentos salgan del campo hace falta la mierda, hace falta el estiércol de las gallinas", al mismo tiempo que coge estiércol del suelo y lo muestra a la cámara con la que graba.

El ganadero explica que "los gallos no violan a las gallinas: ponen huevos cada día, concretamente cada 28 horas"

El joven avicultor concluye defendiendo tanto su instalación como "las de la mayoría de España" y manda un mensaje a las mujeres del santuario vegano: "Si mis gallinas llevan mala vida, que venga Dios y lo vea".

Polémica Animales ONG Aves Vídeo Vox
El redactor recomienda