vuelve a salir la polémica de los vídeos

Vídeos, derechos humanos y 'ley de ritos': las tres broncas de Marchena con las defensas

En una jornada en la que los platos fuertes eran testigos propuestos por las defensas, las chispas volvieron a saltar en el Tribunal Supremo

Foto: El presidente del tribunal y ponente de la sentencia, Manuel Marchena (c). (EFE)
El presidente del tribunal y ponente de la sentencia, Manuel Marchena (c). (EFE)

El juicio del 'procés' comenzó ayer en alemán, después pasó al inglés y terminó volviendo al español. La sesión arrancó con las declaraciones de dos 'observadores' internacionales que se desplazaron a Cataluña para presenciar el referéndum: el exmiembro del Bundestag Bernhard Von Grünberg y la exdirectora de la Comisión Electoral de Nueva Zelanda Helena Catt. Sus comparecencias sirvieron para apuntalar la acusación de malversación, pero las defensas también aprovecharon las testificales para reforzar la idea de un 1 de octubre en el que los únicos violentos llevaban placa. Las preguntas llegaron a tal punto que el magistrado Manuel Marchena optó por parar los pies a los abogados, protagonizando así varios rifirrafes a lo largo de la tarde. En cuestión de horas, las broncas y los idiomas se superpusieron en el Tribunal Supremo.

La mañana transcurrió sin incidentes y la sesión se reanudó por la tarde con Helena Catt. Después de explicar que cobró 8.000 euros de Diplocat por una "investigación" en los meses más duros del 'procés', Benet Salellas, abogado del presidente de Òmnium Cultural, Jordi Cuixart, aprovechó el interrogatorio para abordar una posible vulneración de derechos humanos el 1 de octubre.

Su pregunta chocó de lleno contra un muro llamado Marchena. "Esto no se puede permitir en un tribunal. La valoración o no valoración sobre la vulneración de derechos humanos corresponde a la sala. Usted lo sabe perfectamente”, avisó el juez. Salellas insistió en su pregunta, pero Marchena no cedió terreno: “Esto no lo vamos a permitir”, repitió. Al abogado no le quedó entonces más remedio que darse por vencido.

La jornada se cerró con las declaraciones de un guardia civil y dos 'mossos' que participaron el 20 de septiembre en una operación en Sabadell. Durante la declaración del agente del instituto armado, otro de los abogados de Jordi Cuixart, Àlex Solà, puso sobre la mesa la recurrente polémica sobre la exhibición de vídeos. El presidente del tribunal lo dejó claro el pasado 7 de marzo: "Todos los vídeos que reflejan los incidentes que allí sucedieron van a ser vistos. Todos, absolutamente todos".

Pero al menos una vez por semana, la polémica vuelve al Supremo. "En este punto, solo a efectos de que conste, esta parte cree que sería conveniente la exhibición y presentación al testigo del vídeo número siete que consta...", comenzó diciendo el letrado. Pero Marchena no le dejó ir más allá: "Toda reiteración es una reiteración de cara a la galería. La sala sabe perfectamente lo que ha acordado".

Toda reiteración es una reiteración de cara a la galería. La sala sabe perfectamente lo que ha acordado

El protagonista del último choque del día fue Jordi Pina, el abogado que representa a Jordi Sànchez, Josep Rull y Jordi Turull. Ante la declaración de un subinspector de los Mossos, el letrado cargó contra su credibilidad preguntándole sobre por qué en el atestado que se levantó el 20 de septiembre sobre su actuación se incluyó un posible delito de atentado contra la autoridad y no el de sedición.

No conforme con su respuesta, Pina insinuó que se le debería deducir testimonio con base en la Ley de Enjuiciamiento Criminal, reglamento al que se refirió como "ley de ritos". La expresión no sentó bien a Marchena, que calificó la misma como un "insulto", descartando además de forma tajante su solicitud: "No tiene ningún sentido".

En una jornada en la que los platos fuertes eran dos testigos propuestos por las defensas, las chispas volvieron a saltar en el Tribunal Supremo. Este jueves, el juicio continuará con los testimonios de más guardias civiles y 'mossos' que tuvieron que salir a la calle el 20 de septiembre, por lo que es probable que vuelva a repetirse algún rifirrafe. Las declaraciones de los políticos y mandos policiales han quedado atrás por el momento, pero el nivel de tensión sigue sin bajar en el juicio del 'procés'.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
14 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios