"boicot" y "hostigamiento" constante

Francisco González encargó a Villarejo espiar al constructor Fernando Martín

Controló todas las llamadas telefónicas que recibía el dueño de la empresa Martinsa y realizó multitud de seguimientos personales. El encargo fue presupuestado en más de 4 millones de euros

Foto: El presidente de Martinsa, Fernando Martín. (EFE)
El presidente de Martinsa, Fernando Martín. (EFE)

Recuperar los 80 millones de euros que el constructor Fernando Martín adeudaba al BBVA. Este es el encargo que Francisco González hizo al comisario José Manuel Villarejo a finales de 2009, según adelanta este miércoles 'Moncloa.com'.

El comisario controló todas las llamadas telefónicas que recibía el dueño de la empresa Martinsa y realizó multitud de seguimientos personales. Según los documentos, fechados la mayoría en diciembre de 2009 y que fueron denominados 'Informe Fish', el encargo del BBVA se hizo a través del bufete de abogados Simmons & Simmons. Ambas partes firmaron un acuerdo de confidencialidad.

En dicho acuerdo se establecía que el objetivo principal del 'Informe Fish' era "conocer en profundidad las posibles irregularidades y/o ilegales" cometidas en los últimos tiempos por Fernando Martín así como sus "más directos allegados", entre los que se incluían a familiares y "colaboradores", ya que González consideraba que el constructor ocultaba su patrimonio para no pagar una deuda que había contraído.

De hecho, creían que el constructor escondía su dinero en paraísos fiscales y países como Rusia y que canalizaba parte de sus fondos al exterior a través de la firma Ard-Choille BV. Utilizando información policial e informes de Interpol, el comisario llega a la conclusión de que el abogado Jaap Broers, de la firma anterior, podía ser uno de los presuntos gestores del patrimonio de Fernando Martín. En el informe el comisario señala que este "apareció señalado por la Unidad de Policía Judicial adscrita a la Fiscalía Anticorrupción en una investigación a Maurice Gozlan", este último considerado fiduciario de un grupo inmobiliario adquirido por Martín en 2005.

De sus informes se desprende también conexiones del constructor con sociedades de la familia aceitera de los Azría e investigó sus negocios en México.

Más de cuatro millones de presupuesto

El encargo de González, al que se le identificaba como TIN, contó con dos presupuestos elaborados por el propio Villarejo. En el primero de ellos el coste iba en función de los resultados y el comisario se embolsaría el 12,5% de los bienes recuperados más una provisión de fondos de 570.000 euros. El segundo ascendía a cuatro millones de euros.

Los trabajos de Villarejo incluían desde "vigilancias, seguimientos, filmaciones y controles electrónicos" hasta desplazamientos ilimitados dentro del territorio nacional y seis internacionales. También cualquier tipo de "boicot" y "hostigamiento" a las actividades del día a día de los más cercanos al constructor para que cometieran algún tipo de error en su colaboración con él. Esto incluía además el análisis porfundo de la conducta, los hábitos y las relaciones de Fernando Martín con su familia y provocar que su entorno sintiera "una inseguridad permanente".

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios