crimen de violencia de género

Un hombre que asesinó de once tiros a su mujer en 2003 mata a otra en Zaragoza

Se da la circunstancia de que la mujer a la que ha matado fue su abogada en el juicio por la muerte de su pareja en 2003, crimen por el que salió de prisión en 2017

Foto: Domicilio en el que se ha cometido el asesinato. (EFE)
Domicilio en el que se ha cometido el asesinato. (EFE)

La abogada zaragozana Rebeca Santamalia, de 48 años de edad, ha aparecido degollada en un piso de Zaragoza, en la calle Pradilla del barrio de Torrero. El presunto autor del asesinato es José Javier Salvador Calvo, que se ha suicidado pasada la medianoche, confirman a este diario fuentes de la delegación del Gobierno en Aragón. El domicilio en el que apareció muerta pertenecía a su presunto asesino, quien había salido en libertad condicional por el asesinato de su mujer en 2003.

La Policía Nacional halló el cuerpo de la mujer a las cuatro de la mañana de este viernes en un caso que se ha confirmado como violencia de género, ya que mantenían una relación sentimental.

Fue el marido de la mujer asesinada quien alertó ayer al 091 porque su mujer no había llegado a casa a las nueve de la noche. En ese momento se inició la investigación policial. Fue la familia de Salvador la que halló el cuerpo de la víctima con evidentes marcas de arma blanca en este domicilio, por lo que llamaron a la Policía. En estos momentos se está llevando a cabo la autopsia, pero fuentes cercanas a la investigación han confirmado a este diario tras realizar una inspección ocular del cuerpo de la víctima que la abogada zaragozana murió degollada.

Horas después de cometer el asesinato, Salvador, de 50 años de edad, se dirigió con su vehículo hacia Teruel, lugar donde decidió acabar con su vida tirándose desde un viaducto de la capital turolense pasada la medianoche. Fue precisamente en esta provincia donde cometió otro asesinato hace 15 años. Corría 2003 y el presunto autor de la muerte de Santamalia asesinó de nueve tiros a su esposa, Patricia Maurel, en la Puebla de Hijar.

Maurel era entonces la candidata por parte del Partido Popular a las próximas elecciones en la localidad turolense. Tenían tres hijos pequeños. Los celos fueron el principal móvil del crimen. Un jurado popular, de manera unánime, consideró que el entonces condenado actuó sin que su mujer, de 29 años, pudiera defenderse.

Se da la circunstancia de que Santamalia fue la abogada de su presunto asesino en el juicio por la muerte de su mujer, confirman las mismas fuentes.

En el juicio, que tuvo lugar en 2005 Salvador fue condenado a 18 años de prisión por el asesinato. Entonces, confesó a la Policía los hechos y en el juicio se defendió asegurando que la había asesinado por las supuestas aventuras sentimentales que mantenía con otros hombres. Salvador estaba en libertad condicional desde 2017, cuando salió de prisión.

Maurel recibió dos tiros en la cabeza, tres en el pecho, uno en el brazo izquierdo, otro en la clávicula y cuatro en la zona dorsal, según las informaciones que se publicaron entonces. Aquel día Salvador repitió lo mismo que hizo anoche, se montó en su coche y viajó en su coche hasta la capital turolense.

Entró cubierto de la sangre de su víctima en el hospital de Teruel y contó al personal sanitario que iba a la prisión provincial a entregarse tras haber matado a su mujer. El equipo médico que le atendió llamó a la Policía, que le detuvo inmediatamante. Horas después era hallado el cadáver de su mujer en la vivienda que compartían.

España
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
31 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios