saltó al camp nou en un partido de champions

El jugador de póquer que ya factura 1,2 M con el 'merchandising indepe' de la CUP

Sergi Aymerich vende en su tienda 'online' los chalecos amarillos con los que quiere salir a la calle este viernes la rama juvenil de Poble Lliure para manifestarse contra el Consejo de Ministros

Foto: Sergi Aymerich, en un montaje de EC. (Fotos: Reuters)
Sergi Aymerich, en un montaje de EC. (Fotos: Reuters)

La mayoría de los empresarios catalanes ha perdido dinero con el 'procés'. Sergi Aymerich Román no. Hasta 2014 dedicaba el tiempo a jugar al póquer en torneos nacionales, la mayoría en Barcelona. Sus resultados eran discretos. Pero entonces decidió darle un giro a su vida y apostar por un negocio más seguro. Unas semanas antes de la consulta del 9-N, creó una empresa especializada en la venta de 'merchandising' independentista, Global Solutions SL. Al año siguiente, su primer ejercicio completo, facturó 237.349 euros y cosechó unos beneficios de 2.903 euros. Solo dos años después, coincidiendo con la fiebre del 1-O y a pesar de la salida masiva de compañías de Cataluña, Sergi ya había quintuplicado sus ingresos hasta alcanzar los 1.263.270 euros, y sus ganancias se multiplicaron por 15, con unos dividendos de 46.157 euros, además de su salario.

Productos vendidos en la tienda 'online' de Aymerich.
Productos vendidos en la tienda 'online' de Aymerich.

En 2018, puede batir sus registros. Sergi ha aprendido a explotar las pasiones que desata el procesismo. En su tienda 'online' (urnesdelreferendum.cat) vende productos tan icónicos como unas réplicas de las urnas utilizadas en la consulta ilegal; unas pulseras y camisetas en apoyo a los políticos encarcelados; insignias, llaveros y sombrillas de playa con lazos amarillos; bolsos de tela con la cara de Carme Forcadell; libros sobre el 1-O, y las ya clásicas esteladas. Pero su producto más solicitado estos días es otro y llega directo desde Francia.

La Forja, la rama juvenil del partido de extrema izquierda Poble Lliure, el partido heredero de la organización terrorista ya disuelta Terra Lliure y que actualmente está integrado en la galaxia anticapitalista de la Candidatura de Unidad Popular (CUP), está pidiendo a todos sus seguidores que compren en la web de Sergi un chaleco amarillo como los usados en el país vecino para que lo porten en las protestas que han convocado este viernes contra el Consejo de Ministros que se celebra en Barcelona. La Forja y el resto de grupos antisistema y de extrema izquierda de su entorno aspiran a que esa prenda se convierta en el nuevo símbolo de su guerra contra el Estado, y Sergi se encarga de abastecerla. Sus chalecos valen 2,50 euros y llevan un anagrama en la espalda: 'República en construcció. Disculpin les molesties'.

No es la primera vez que este joven empresario trabaja para el independentismo. El Juzgado de Instrucción número 13 de Barcelona lo mantiene imputado en la investigación sobre los preparativos del 1-O por haber impreso miles de dípticos y folletos relacionados con el referéndum a petición del Govern de Carles Puigdemont. La Guardia Civil los encontró el 16 de septiembre de 2017 en una nave industrial de Montcada i Rexach (Barcelona). Según declaró ante el juez el pasado marzo, la persona que le hizo el encargo se reunió con él en un bar de la Ciudad Condal y se identificó como Eric. No ofreció más detalles. Los folletos interpelaban a votar en la consulta: “Naciste con la capacidad de decidir. ¿Renunciarás? 1 de octubre, referéndum de autodeterminación de Cataluña”. En su parte inferior aparecía el logotipo oficial de la Generalitat.

El administrador de Global Solutions SL no los imprimió directamente. Prefirió subcontratar el trabajo con otra empresa. Cuando la Guardia Civil los encontró, ya estaban listos para ser buzoneados. Junto a esos dípticos, se descubrieron otros con el logotipo de la CUP que pedían el “sí para echarlos fuera”. Debajo de ese mensaje aparecían las fotografías de Felipe VI, Jordi Pujol, Mariano Rajoy y el expresidente de la Fundación Palau de la Música Jordi Millet. El Instituto Armado sostiene que el hallazgo demuestra que el Ejecutivo de Puigdemont y la CUP aunaron esfuerzos para que el 1-O fuera un éxito, aunque mantuvieron la apariencia de seguir estrategias distintas.

Sergi Aymerich, a la izquierda, saliendo de los Juzgados de Barcelona el pasado marzo. (EFE)
Sergi Aymerich, a la izquierda, saliendo de los Juzgados de Barcelona el pasado marzo. (EFE)

Ante el juez, Sergi fue extremadamente prudente. Prefirió declarar por escrito. El 19 de octubre de 2017, tres semanas después de la consulta, fue menos discreto. Aprovechó el partido de Champions que disputaban el FC Barcelona y el Olympiacos griego para saltar al césped del Camp Nou en pleno encuentro. Llevaba una camiseta con el mensaje 'Help Catalonia. Save Europe', el eslogan que en ese momento estaban difundiendo Òmnium y el resto de entidades secesionistas para forzar a la Unión Europea a intervenir en Cataluña. Sergi fue expulsado del campo por los servicios de seguridad del Barça. Lo hizo sonriente y estirándose la camiseta para que la grada pudiera ver bien todas las palabras.

Tras el partido, fue entrevistado por la cadena de radio Rac 1. Declaró que su único objetivo era protestar “por la situación política del país y el posicionamiento que estaba tomando el club frente a eso, ya que consideraba una vergüenza que en un momento así solo se colocara una pancarta donde estaba escrito 'Respeto y diálogo”. Pero no está clara la verdadera intención de su carrera por el césped. Unos días después del partido, un usuario anónimo se registró en una página de 'crowdfunding' para pedir dinero para un llamativo proyecto: ayudar a Sergi a abonar la multa de 3.000 euros que previsiblemente le iban a imponer por su acción en el Camp Nou. El usuario no identificado planteaba varios tipos de aportación, desde la más baja de cinco euros a la más alta de 500. Los donantes recibirían como agradecimiento la misma camiseta que había lucido el empresario. Un total de 98 personas terminaron poniendo los 3.000 euros.

El vendedor de los chalecos amarillos de La Forja siempre se ha movido en ese mundo. En 2011, firmó un manifiesto que exigía a la CUP, Convergència Democràtica de Catalunya (CDC), Esquerra Republicana (ERC), Unió Democrática (UDC), Solitaridad Catalana por la Independencia e Iniciativa Cataluña Verdes que concurrieran juntos a las elecciones generales que se celebraron en noviembre de ese año para imponer en el Congreso de los Diputados “una hoja de ruta hacia la independencia seria, creíble y viable, usando el actual marco legal o superándolo si es necesario”. El comunicado también denunciaba que Cataluña era una nación expoliada por España y que el independentismo tenía un apoyo social mayoritario.

Miembros de los CDR levantaron los peajes de la AP-7 en Girona en la operación retorno por el puente de la Constitución. (EFE)
Miembros de los CDR levantaron los peajes de la AP-7 en Girona en la operación retorno por el puente de la Constitución. (EFE)

Tres años antes, Sergi ya se había adherido a otra plataforma, Sobirania y Progrés, una marca próxima a ERC que fue creada en 2006 para promover la convocatoria de un referéndum de autodeterminación. Entre sus impulsores figuró Elisenda Paluzie, actual presidenta de la Asamblea Nacional Catalana (ANC). El proveedor de 'merchandising' se identificó como un “autónomo” con residencia en Barcelona.

Al administrador de Global Solutions no solo le interesaba la política en esa época. También se dedicaba a jugar el póquer. En 2013 participó en una de las jornadas del Campeonato de España, celebrada en el Casino de Barcelona. Sergi no consiguió meterse entre los mejores, pero unos meses después volvió al mismo casino para intentarlo en otra competición. Pasó las primeras cribas, aunque tampoco llegó a la final. Al menos se embolsó un premio de 850 euros.

Con los folletos para el Govern y el 'merchandising' independentista gana mucho más. Esta puede ser su gran semana. La Forja está publicitando sus chalecos entre los 7.500 seguidores que tiene en Twitter. “Ya se pueden comprar los chalecos de 'República en construcción'. ¡Chalecos amarillos preparados!”, rezan sus mensajes junto a un enlace directo a su tienda. Algunos de los más de 300 comités de defensa de la república (CDR) también están animando a sus fieles a llevarlos en una jornada en la que han llamado a salir a la calle para “tumbar el régimen”. Lo más probable es que al día siguiente el régimen siga como está y que Sergi tenga más dinero en su cuenta.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
28 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios