A LAS POCAS HORAS DE SALIR DEL QUIRÓFANO

Muere una mujer en Cádiz tras someterse a una operación de cirugía estética

Fue intervenida para realizar una reafirmación mamaria y una abdominoplastia, pero murió pocas horas después de terminar la operación

Foto:

Sandra Marín, una joven de 33 años, moría en la madrugada del pasado jueves en el hospital La Salud de Cádiz, después de haberse sometido a una operación de cirugía estética. La víctima estaba casada, tenía dos hijos de 12 y 14 años, y falleció en su habitación del hospital pocas horas después de salir de la intervención quirúrgica, según informa el Diario de Cádiz.

Sandra entró en el quirófano a las 3 de la tarde para someterse a una reafirmación mamaria y una abdominoplastia. La primera es una operación bastante habitual entre las mujeres, mientras en la segunda se corrigen los defectos del abdomen, eliminando piel y grasa para mejorar el aspecto. Es una intervención frecuente después del embarazo, de tal manera que puedan corregir posibles deformidades abdominales aparecidas tras el parto.


El citado diario ha hablado con el abogado, Álvaro Illesca, que además es amigo personal de la familia: “No tenemos noticias de qué ha provocado la muerte de Sandra. De la operación salió aparentemente normal, pero algo tuvo que pasar para que se diera este desenlace”. Illesca explica que la intervención duró más de ocho horas y que terminó a las 11.30 de la noche. Después de 45 minutos en reanimación, salió rumbo a su habitación y comentó a la familia que se encontraba cansada y que quería dormir.

Sandra tenía algunas dificultades para respirar, por lo que le pusieron una mascarilla de oxígeno. Sin embargo, sus familiares notaron sobre la 1 de la mañana que estaba cada vez más pálida y avisaron a las enfermeras, que ya no le encontraron el pulso. Tras varios minutos de prácticas de reanimación, sólo pudieron confirmar su muerte a las 2:05 de la madrugada.

El hospital lamenta lo sucedido

El abogado de la familia señala que en el historial de la paciente aparecía un déficit de plaquetas, pero “el médico pidió un informe hematológico y entendió que había garantías. Siempre se tuvo este hecho presente, hasta el punto de que el día antes de la intervención mi cliente abonó 400 euros para la compra de dos bolsas de plaquetas”.


El hospital La Salud no quiere entrar de momento en hipótesis sobre la muerte de Sandra y se limita a lamentar el fallecimiento, a la vez que señalan que han revisado sus procedimientos “y se han cumplido según los protocolos definidos”. Sin embargo, recuerdan que “el procedimiento de la investigación de las causas de la muerte está tutelado por un juez y seguiremos el dictado del mismo”.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios