Gobierno y PSOE cierran filas para sostener a la ministra Delgado... "por el momento"
  1. España
OTRA JORNADA NEGRA PARA SÁNCHEZ

Gobierno y PSOE cierran filas para sostener a la ministra Delgado... "por el momento"

El presidente manifiesta su "confianza" en la titular de Justicia, pero en el PSOE reconocen un ambiente de "calma chicha". Aunque no ven motivo para hacerla caer, contienen la respiración

Foto: Gobierno y PSOE cierran filas para sostener a la ministra Delgado... "por el momento"
Gobierno y PSOE cierran filas para sostener a la ministra Delgado... "por el momento"

Otra vez retornan las dudas y arrecia la presión externa hacia un ministro. Por ahora es solo eso, presión, aunque creciente, hacia Dolores Delgado, la titular de Justicia. Pedro Sánchez no quiere dejarla caer y mantiene su "confianza" en ella. El Ejecutivo cierra filas de manera vehemente con ella, si bien es cierto que en el PSOE se admite que se vive una sensación de "calma chicha" y que "de momento", solo "de momento", no hay "sustancia" para forzar su salida del Ejecutivo. Todo dependerá de lo que ocurra en los siguientes días. Si la secuencia de hechos se agrava, su posición puede hacerse más insostenible.

Las primeras informaciones comprometedoras para Delgado se publicaron en este diario hace una semana, cuando dio cuenta de que la Audiencia Nacional investiga en una pieza secreta anotaciones realizadas por el comisario jubilado —y hoy en prisión por la operación Tándem— José Manuel Villarejo y que afectan a Delgado. Entre los archivos que custodiaba el policía había un apunte que reflejaba una cita con la ahora titular de Justicia y hasta junio fiscal de la Audiencia, reunión que pudo servir para que ella intermediara a favor del naviero Ángel Pérez-Maura. Aquella noticia condujo a tres versiones distintas en horas de la ministra.

Pero este lunes hubo una cuarta después de que el digital 'moncloa.com' difundiera unos audios de la comida que mantuvieron, el 23 de octubre de 2009, Delgado, Villarejo, el exmagistrado Baltasar Garzón y cuatro cargos policiales. Justicia lanzó entonces un comunicado en el que la ministra afirmaba que, a lo largo de sus 25 años como fiscal en la Audiencia, "tiene recuerdo de haber coincidido" con el comisario jubilado "en tres ocasiones junto a otros mandos policiales y cargos judiciales y fiscales". Delgado, asimismo, se declaraba víctima de la estrategia procesal de Villarejo, en la cárcel de manera preventiva como "presunto autor de delitos muy graves". Su objetivo es "atacar al Estado y sus instituciones". "Primero cargó contra la Jefatura del Estado con grabaciones relacionadas con el Rey emérito. Ahora ataca al Ejecutivo en la persona de la ministra de Justicia". Delgado anunciaba asimismo que comparecería a petición propia en el Congreso.

La Moncloa y la dirección del PSOE secundaron la última versión ofrecida por Delgado. Fuentes del Gobierno informaron de que el presidente había conversado con ella "con toda naturalidad", como en otras ocasiones. Sánchez, de gira por Norteamérica hasta el próximo domingo —su viaje arrancó el domingo en Canadá y continuó este lunes por la tarde (mañana en EEUU) en Nueva York—, le manifestó su respaldo, su "confianza", y su apoyo a sus explicaciones en la Cámara Baja. Desde el Ejecutivo daban cobertura total al comunicado de la ministra: "Ha sido clara y contundente: no al chantaje de Villarejo, como ya intentó con el Rey emérito, y comparecencia en el Congreso a petición propia".

"Ha sido clara y contundente: no al chantaje de Villarejo, como ya intentó con el Rey emérito, y comparecencia en el Congreso", dice La Moncloa


En el equipo del presidente insistían en que el Estado no se doblegará ante los "intentos de chantaje" del comisario jubilado, a quien acusan de haber "manipulado de forma artera" unos hechos que ocurrieron hace casi 10 años para así "dañar a un Estado que persigue sus desmanes".

Foto: Sánchez habla con Delgado y la respalda frente a los "intentos de chantaje" de Villarejo

"No peligra nada"

En el Ejecutivo reiteran que la cabeza de Delgado "ahora mismo no peligra nada" y se remiten a sus explicaciones. En la cúpula del PSOE también repiten que creen y respaldan el comunicado de Justicia. Pero también reconocen que el ambiente en Ferraz es de "calma chicha". "A día de hoy no se ve mayor problema, salvo las rectificaciones innecesarias de la ministra a la hora de contar su versión". "Si mañana sale un audio en el que haya un contenido de algo grave... Pero, de momento, no parece un tema con sustancia. Si hay más audios, pues veremos", indicaba un alto cargo de la dirección del partido. Es inevitable volver a pensar en los precedentes, en las caídas sucesivas de Màxim Huerta y Carmen Montón. Dos ministros dimitidos en 100 días. Una tercera baja en el Ejecutivo sería un golpe difícil de asimilar para el presidente.

Uno de los talones de Aquiles de la ministra es su cambio de versión en los últimos días. Este lunes, recordaba haber coincidido tres veces con Villarejo

El cambio de versión es uno de los talones de Aquiles de Delgado. Que ha ido modificando su defensa en apenas una semana. Primero, el lunes 17 de septiembre, afirmó que no había mantenido ningún tipo de contacto, "de ningún tipo", con Villarejo. Después, ella misma aseguró a los medios que no había tenido ninguna relación "profesional con ningún asunto" que hubiera llevado el policía en la Audiencia. Al día siguiente, el ministerio insistió en negar cualquier "tipo de relación personal, profesional, oficial o no oficial" con el comisario jubilado, "más allá de haber coincidido con él en compañía de otras personas en algún evento".

Uno de esos 'eventos' fue el que destapaba 'moncloa.com' este lunes, el del 23 de octubre de 2009. La comida que Delgado, Garzón y el policía encarcelado compartieron con el director adjunto operativo (DAO) de la época, Miguel Ángel Fernández Chico (fallecido en 2012), y dos mandos policiales adjuntos a este, Enrique García Castaño, alias 'el Gordo', y el comisario Gabriel Fuentes. El encuentro se convocó para "celebrar la concesión de una medalla" al excomisario por el Ministerio del Interior. García Castaño está imputado como Villarejo por el caso Tándem y de su defensa se ha hecho cargo Garzón.

Las grabaciones de un almuerzo en 2009 desvelan la estrecha relación entre Villarejo, Garzón y Delgado

"Delgado no estaba invitada, pero acudió acompañando al entonces magistrado Baltasar Garzón a petición de este". La titular de Justicia y el exjuez se conocen desde hace 19 años, y ambos "participaron en la desarticulación de cárteles de la droga, comandos de ETA y el entramado institucional de la organización terrorista". "Su amistad es pública y notoria". La ministra, advertía el comunicado, "durante su etapa como fiscal, ha trabajado en varias ocasiones junto al comisario principal Enrique García Castaño, al igual que otros muchos jueces y fiscales de la Audiencia Nacional", porque este "es uno de los principales expertos españoles en materia de terrorismo yihadista y de ETA".

Foto: La ministra admite un encuentro con Villarejo en plena extradición del naviero

Objetivo de PP y Cs

Tanto en el Ejecutivo como en el PSOE recordaban que cuando se produjo la comida, en 2009, "Villarejo y el resto de mandos policiales no eran vistos de igual manera". De hecho, incidían, Interior había concedido una medalla al comisario, y por eso lo celebraban en aquel evento. "Entonces eran personas que se batían el cobre por el Estado, eso se creía". La imputación por graves delitos vendría años después. Villarejo fue detenido en noviembre de 2017 en el marco de Tándem, la operación anticorrupción ordenada por la Audiencia, que lo acusaba de lucrarse con "servicios especializados de inteligencia y de facilitar la entrada ilegal de ciudadanos no comunitarios en territorio español".

En el PSOE advierten de que hace años el comisario y sus mandos de confianza no eran vistos como los hombres de las cloacas del Estado

"Las informaciones que relacionaban a la ministra Dolores Delgado con supuestos favores a un cliente del comisario Villarejo en un procedimiento de extradición en la Audiencia Nacional durante su etapa como fiscal —añade la nota— fueron desmentidas tanto por la Fiscalía de ese tribunal como por la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), el organismo que reclamaba a esa persona", a Ángel Pérez-Maura. La ministra admite que su tercer encuentro con Villarejo se produjo hace unos quince meses, en pleno proceso de extradición del naviero. Delgado, según informó la SER, acudió a un restaurante para hablar con el responsable del Centro de Inteligencia contra el Terrorismo y el Crimen Organizado (CITCO) para coordinar algunas acciones de la lucha antiyihadista. La fiscal llegó a los postres y habló, en un aparte, con el responsable antiterrorista. En la mesa también estaba Villarejo.

Dolores Delgado admite que coincidió en tres ocasiones con Villarejo

PP y Ciudadanos aumentaron este lunes la presión contra Delgado. Es su próximo objetivo. La línea roja es la "mentira", en palabras del número dos de los populares, Teodoro García. La ministra ha de explicarse en el Congreso porque las grabaciones ponen de relieve que "parece que no ha dicho toda la verdad", ya que la semana pasada negó cualquier relación con el comisario.

Foto: Las reglas del Congreso saltan por los aires: "A una treta le sigue una cacicada"

La "trinchera" de la derecha

El cerco a Delgado llegaba justo en una jornada aciaga en el Parlamento para el PSOE y para el Ejecutivo. La Mesa del Congreso, con los votos de populares y naranjas, tumbó la enmienda registrada por los socialistas y apoyada por sus socios para reformar la Ley de Estabilidad y sortear el veto del Senado a los nuevos objetivos de déficit, más expansivos. Ambas formaciones de derecha tienen mayoría en el órgano rector de la Cámara Baja, pero no en el pleno, y se negaron a demandar informes a los letrados, como reclamaban PSOE y Unidos Podemos.

El cerco de la oposición a Delgado coincidió con el voto de PP y Cs en la Mesa para tumbar la enmienda que permitía unos PGE más expansivos

Para la presidenta, Ana Pastor, no tenía ningún sentido hacerlo, puesto que la doctrina del Tribunal Constitucional confiere a la Mesa la "plena competencia" para decidir sobre la congruencia de las enmiendas con la iniciativa que se pretende modificar. Y también se daba una situación "inédita", pues dos textos idénticos —la enmienda objeto de controversia y la proposición de ley redactada con el mismo fin, privar al Senado de su poder de veto a la senda de déficit— estaban tramitándose a la vez, lo que podía conducir a resultados "contradictorios".

La mayoría del PP y Cs en la Mesa del Congreso bloquea los Presupuestos de Sánchez

El naufragio de la treta del PSOE complica la tramitación de los Presupuestos Generales del Estado de 2019, el principal salvadidas de Sánchez para su legislatura. Dado que PP y Cs se niegan a que la proposición de modificación de la Ley de Estabilidad siga un procedimiento exprés, en lectura única, la única vía accesible para el Ejecutivo es redactar unos PGE con los objetivos de déficit de Mariano Rajoy. "PP y Cs están agarrados a una trinchera y no quieren salir de ahí pese a que la mayoría parlamentaria en el pleno es otra", advertían en el Ejecutivo. Ahora habrá que ver si el golpe de populares y naranjas en la Mesa es respondido con otra maniobra de los socialistas.

Sánchez saca pecho en Nueva York con sus políticas de igualdad

Sánchez prosigue su viaje por EEUU

Pedro Sánchez recibió las noticias de los audios comprometedores para su ministra de Justicia en Norteamérica, y por eso conversó con ella por teléfono. El domingo arrancó su gira en Canadá, en Montreal, donde se entrevistó con el primer ministro, Justin Trudeau. Y este lunes voló por la mañana (tarde ya en España) a Nueva York, donde permanecerá hasta el jueves. 

Su intervención ante la Asamblea General de la ONU será ese día, el 27 de septiembre, pero hasta entonces asistirá a encuentros bilaterales, recepciones y diversos foros en la ciudad estadounidense. El objetivo es reforzar su imagen de gobernante progresista fuera de nuestras fronteras y defender su acción exterior, ligada a cuestiones como la defensa de la igualdad de género, el multilateralismo, la lucha contra el cambio climático o una política inmigratoria humanitaria. Su debut en la urbe americana versó precisamente sobre el primer asunto: sacó pecho de los "enormes avances" de su Ejecutivo en igualdad y en ayuda a los discapacitados. 

Hoy he reafirmado desde #NYC nuestro compromiso con la defensa de los derechos de las personas con discapacidad. #España siempre será aliada de una causa justa como esta. Desde el Gobierno, trabajamos por seguir ampliando derechos y libertades. #WeDecide pic.twitter.com/jjhQVPFkkj

 

El viernes y sábado de esta semana Sánchez se repartirá entre Sacramento y Los Ángeles, y el domingo aterrizará en Madrid. Era una semana diseñada también para recuperar impulso, pero que puede complicarse por la política doméstica. 

Senado Partido Popular (PP) Congreso de los Diputados Presupuestos Generales del Estado Carmen Montón Audiencia Nacional Tribunal Constitucional Unidas Podemos Ciudadanos Moncloa Ana Pastor Canadá PSOE Ángel Pérez Maura Pedro Sánchez Comisario Villarejo Baltasar Garzón Dolores Delgado
El redactor recomienda