El Gobierno quiere una mujer para presidir el Tribunal Supremo
  1. España
ferrer y arastey, las mejor posicionadas

El Gobierno quiere una mujer para presidir el Tribunal Supremo

En la lista de posibles candidatos se encuentran también la vicepresidenta del Constitucional, Encarnación Roca, y varios magistrados del alto tribunal

Foto: Fachada del Tribunal Supremo en Madrid. (EFE)
Fachada del Tribunal Supremo en Madrid. (EFE)

La presidencia del Tribunal Supremo se disputa entre mujeres. El Ejecutivo de Pedro Sánchez ha mostrado su preferencia por varias magistradas que se encuentran muy bien posicionadas para optar a sustituir a Carlos Lesmes, cuyo mandato finaliza el próximo mes de diciembre. En un año especialmente delicado para el alto tribunal, en el que tendrá lugar el juicio contra los procesados en la causa del 'procés', dos nombres han comenzado a sonar fuerte: los de Ana Ferrer y Lourdes Arastey.

En la antesala de una renovación del órgano de gobierno de los jueces, estas dos juezas del Supremo parecen conciliar gran parte de los apoyos. Ferrer fue la primera mujer en acceder a la Sala de lo Penal del Supremo en el año 2014, función a la que accedió desde su anterior cargo como presidenta de la Audiencia Provincial de Madrid. Asociada a la progresista Juezas y Jueces para la Democracia, ha permanecido como única representante femenina en la Segunda junto a una mayoría aplastante de varones, hasta los recientes nombramientos de Carmen Lamela y Susana Polo, y cuenta con grandes apoyos dentro de la judicatura más cercana al PSOE.

placeholder La magistrada Ana Ferrer saluda al presidente del Tribunal Supremo, Carlos Lesmes. (EFE)
La magistrada Ana Ferrer saluda al presidente del Tribunal Supremo, Carlos Lesmes. (EFE)

Por su parte, Arastey, miembro de la Asociación de Jueces Francisco de Vitoria, es magistrada de la Sala Cuarta del Tribunal Supremo, destino al que fue promovida en 2009. Es vicepresidenta del Grupo Europeo de Magistrados por la Mediación (Gemme). Especializada en temas de igualdad, conciliación y violencia de género, ha compartido batallas en numerosas ocasiones con la vicepresidenta del Ejecutivo, Carmen Calvo.

No son las dos únicas candidatas en las quinielas, en que suenan otros nombres femeninos. Uno de los más potentes es el de la vicepresidenta del Tribunal Constitucional, Encarnación Roca, y el de la magistrada especialista de lo contencioso-administrativo Pilar Teso, procedente también del Supremo. Lo cierto es que el Ejecutivo de Pedro Sánchez ha mostrado ya su preferencia por colocar al frente del alto tribunal a la primera mujer que lo presidiría en la historia.

placeholder La magistrada María Lourdes Arastey. (EFE)
La magistrada María Lourdes Arastey. (EFE)

Pese a todo, no faltan varones en el listado de candidatos a dirigir el TS. Irrumpen en las quinielas otros posibles candidatos que podrían intentar dar este salto. Uno de ellos es el presidente de la Sala Primera del TS, Francisco Marín, 'vitorino' como Arastey, que tendría firmes opciones a lograr la plaza. Otros de los que más suenan son los magistrados Antonio Salas (APM), Pablo Lucas, juez de enlace con el CNI desde 2014 y hasta el pasado diciembre, y el magistrado de la Sala Tercera José Manuel Sieira. También el presidente de la Sala de lo Penal, Manuel Marchena.

Sucesión en plazo

El proceso de renovación ya está en marcha y tanto el PSOE como el PP y Podemos coinciden en la conveniencia de facilitar una sucesión en plazo. En lo que afecta a los vocales, el listado de candidatos al Consejo incluye nombres tan conocidos como el del juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu, instructor del caso Bankia y de los atentados del 17 de agosto, la magistrada Victoria Rosell, exdiputada de Podemos, o la mujer del juez Pablo Llarena, la hasta hace poco directora de la Escuela Judicial, Gema Espinosa.

Según regula la Ley Orgánica del Poder Judicial, el presidente será elegido por los vocales que obtengan asiento en el nuevo Consejo General del Poder Judicial. En la sesión constitutiva, deben presentarse y hacerse públicas las diferentes candidaturas y cada uno de los vocales puede proponer un nombre. La elección tiene lugar en una sesión a celebrar entre tres y siete días más tarde, y resulta elegido quien obtenga el apoyo de la mayoría de tres quintos de los miembros del pleno.

Tribunal Supremo Jueces CGPJ
El redactor recomienda